No se puede fomentar la hermandad de los hombres, fomentando el odio  de clases.

logopag1

 

 "La propiedad es el derecho de gozar y disponer libremente de sus bienes y del fruto de sus talentos, industria o trabajo"                                                                                                                                     Simón Bolívar, 15.2.1819

 

Quienes somos

 

sveriges flagga

 

 

Varje gång Chávez gapar

är för att destillera hat och agg.

Och han vill kalla sig för Demokrat…!

--------------------------

Chávez construirá 20 bases militares en Bolivia

 

¿Quieres saber lo qué significa un País militarizado?. ¿o, será que es la única forma para que acaten las ordenes que un civil podría cuestionar?.


Yo te lo puedo decir con nombres y apellidos:

 

 

 

Enlaces

 

¿Es acaso esto lo que quiso el pueblo?

Desde el Puente Oswaldo Alvarez Paz

 El rincón de Liko

Unos dias en la Habana

¿ Fraude ?

Chávez - ¿el comienzo del fin?

Hugo Robospierre

“He sido amenazado. Pero no por el vicepresidente”

 Venezuela en vías de

convertirse en otro

ZIMBAWE

MANTENER ESTA INFORMACIÓN EN MENTE, POR AQUÍ PUEDEN VENIR LOS TIROS . . .

ALIANZA POPULAR EN SU II ANIVERSARIO

Preparan una lista de Tascón pero al revés

Viva la vida
Liko Pérez

Caso Nixon Moreno

¿Será que Europa finalmente logrará sincerar su política exterior?

Liko Pérez

Autoridades de la UCV a favor de NIXON MORENO

EDITORIAL PRENSA ARGENTINA

 "¿Vamos a jugar como caballeros ó como lo que somos?"

SOCIALISMO O MUERTE!

 

El teniente Coronel Kagamucho   

Liko Perez

El redentor y el transformista

Siempre se avanza hasta el final     

Por Liko Perez

 

La Biblia cubana de la revolución del Socialismo del Siglo XXI

 

Entre Reyes y Primeros Ministros Por Liko Perez

 

¡La  igualdad es imposible!

Por Liko Perez

¿Ciudadanos o súbditos?

Informe de Human Right Watch sobre Venezuela

Simón Gorila vuelve a pronunciarse

ALIANZA POPULAR FIJA POSICIÓN

 ANTE LOS EVENTOS DEL 3-D

¿Dónde están los Kalashnikov de los ni-ni…?
por Liko Pérez

VenEconomía.... Opina

El Velorio de la libertad

Oswaldo Álvarez Paz

Carta abierta a Manuel Rosales Leopoldo Batista

NO a una Venezuela de corsarios y piratas

Fábrica de pobres Ven economia

¡La estrategia no es ganar, sino ganar y cobrar…!

por Liko Pérez  

El Presidente Chávez no es de izquierda

¿Chausseo?
por Liko Pérez  

El consejo de seguridad como preludio al 3D

Zombies por AMOR

Julio César Pineda // Irán: revolución y petróleo

Despierta un Pais por Raul A. Leoni

La ley de gravedad por carlos Blanco

Nunca el nombre del Libertador de Venezuela había sido tan manoseado

 

¡Ya llegamos al llegadero!

Liko Perez

Exigen la eliminación de las máquinas de votación

”Y dale con la invasión”

¡Guerra de ladrones y politiqueros!

¡ USTEDES SON COMPLICES !

Elecciones Peruanas

¿Quién es Roberto Smith?

Asesinado un fotógrafo en una manifestación contra la ola de violencia en Venezuela

¡El abecedario de la democracia!

Liko Perez

La dudosa obra de Chavez

Punto Final  Rodolfo Schmidt           

El Caos petrolero  Norman Gall

Estamos muy cerca del despertar cuando soñamos

por Liko Perez

¡ALÓ SÁTRAPA!

CHAVEZ NO LLEGA A DICIEMBRE
Econ. Federico Alves

¿ESTÁ COREA DEL NORTE AYUDANDO A CHAVEZ EN SUS AMBICIONES NUCLEARES?  

¿Venezuela:

El próximo bastión perdido de una época democrática del tercer mundo?

por Liko Perez

 

Convenzámonos que ¡No hay salida electoral! ¿?

Juicio oral abierto
contra el Banco Bilbao Vizcaya por aportar fondos a la campaña de Hugo Chávez

Los pesares de un Venezolano en Paris

CUANDO LAS VERDADES SON GRANDES COMO TEMPLOS...
Por Manuel Caballero

El caballito Bolivariano de Chávez

¿Caracazo a la vista?
por Liko Perez

Chávez afirma que la coca da vigor

 “Si el pueblo no toma conciencia”

Señor Hugo Chávez

 Medio siglo no es nada

¡No me defiendas compadre!

La MEGA abstención

Comunicado de la Red Asociativa de Venezolanos en Europa

Qué es Chávez para los argentinos

Conflicto de solución difícil

Chávez, el cahorro de Fidel

El mayor cementerio de cooperativas del mundo

 Perseguidos políticos cuentan con Funac

Se buscan empresarios en el gobierno

El hombre que se hizo comunista

Manos arriba y sal de aqui

Chávez y la pobreza en Venezuela

El discurso de Joselo

Un antídoto contra  declaraciones delirantes

Votaré por Chávez cuando vaya a Japón

La verdad es que fue por error

El creciente suicidio de un muerto en vida

¿Sera verdad que estamos cambiando?

Cuando el silencio “DUELE”

¿Padrino de que?

¿Cual socialismo? ¿El tuyo?

Un presidente ilegítimo

Chávez entre el cielo y el infierno

Monseñor Castillo Lara califica de "risibles" críticas contra Súmate

Canciller:

Súmate quedó revelada como agencia de EEUU en Venezuela

¿Hmmmmmm Fidel?

Ya es oficial: Chávez aumentó la pobreza

Extrema politización ha dejado a Citgo sin energia

Cómo salir del hoyo de la inestabilidad?

El efecto Ecuador

Las milicias Chavistas ,¿para que?

LA  POBREZA SE TRAGA A CHAVEZ PESE AL
 DESPILFARRO DE LOS   PETRODOLARES

“El líder” se arma contra “la nueva oposición”

El éxodo del Mariel dio un vuelco a Miami

Zapatero el pacifista que vende armas

Los dos terribles de America Latina

Hacia una sociedad Militar

Pagando Plumas

El golpe de Ala

Reforma del codigo penal

La pantaleta no era REVOLUCIONARIA

El alcalde y sus TAXISTAS

¿Supervisores Cubanos en nuestros colegios?

"Chávez puede llegar a ser  más perverso que Fidel"

No juegue

“La imaginación económica”

In Delirium

Devaluar = ROBAR

Hora de despertar

Chávez y su visita a la India...”y dále con el magnicidio”

Petit Da Costa exhorta a:
     LLAMAR LAS COSAS POR SU NOMBRE

Mensaje del profesor Alexander Torres Mega. Uruguay, Montevideo

Zapatero envia una comitiva a Venezuela

La castroenteritis aguda

La Revolución Imposible

CHÁVEZ INSTA A "INVENTAR EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI"

La concepción soberanista de Hugo Chávez

El gobierno español deberia de preocuparse por la libertad de expresión en Venezuela

Chávez y su amor a la patria

Carta a Hugo Chávez

Alquimista de la politica

El gorila rojo

Comienzan en el exterior a despertar y dar a conocer sobre lo que està sucediendo en nuestro paìs.

Por aqui van los tiros

Entierro Cubano

La cacería del guerrillero

Cronología histórica

Nadie cree los cuentos del gobierno

Tanta algarabía con lo de Granda

Líneas estratégicas de actuación para los próximos años

¿Chávez debería de estar en la lista de patrocinadores del terrorismo?

El caso Danilo Anderson

Cuando una revolución habla de Estado de Derecho y de Justicia no es lo mismo que cuando lo hace una democracia

El Hato

 Piñero

¿Expropiación?

Entre Bolivar y Marx

Medalla devaluada

¡La verdad!

¿Desea ud. una portatil?

La Palmera plástica

 

¿Por qué China es hoy un gigante industrial?

Revolución criolla con tinte castrista

Tiempo de palabra

La izquierda siempre ha traicionado la Libertad

 

Firme respuesta de Uribe a Chávez

Solucionado  impasse colombo Venezolano

La orquesta disonante

Los expresidentes apoyan a Uribe

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Logo-venezuelamiawebb kopiera                                                           

 

11 de abril1 

logologo_phpBB    

bannergusanovenezuela analitica 

ReconocelosmainLogo 

sumate%20logo 

          

 

Mas de 5000 personas asesinadas en Venezuela en los primeros 5 meses del 2009.

 ¿Cuantos mas seran para el 2010?

 

Ahora es el momento de exigir y actuar para un giro en el timón que nos enrumbe a la concordia y el mayor bienestar para este pueblo que ya está cansado de el actual gobierno de Venezuela!

 

Uno de los factores políticos que carácteriza al presidente de la República Bolivariana de

Venezuela, es el “ODIO” que lleva consigo.

 

 

El enorme reto opositor

Maria Teresa Romero

 

Aunque muchos del chavismo y también del creciente mundo antichavista intenten negarlo por razones políticas o por mera mezquindad (que abunda en nuestros predios), los resultados electorales del 26S significan un gran logro para las fuerzas democráticas y en particular para la dirigencia opositora agrupada en la MUD (pese a quien le pese).

Haber roto la mayoría calificada del oficialismo en la AN y poner en evidencia que la mayoría del voto nacional ya no es chavista ni está con el "socialismo del siglo XXI a la cubana" -en medio de condiciones adversas: ventajismo oficialista, cambio de los circuitos electorales, parcialización CNE, fallas de las máquinas y un gran etcétera-, es un avance significativo en la difícil senda democrática que nos hemos trazado.

Pero esta victoria nada pírrica ni de "Mi... ." como dice el Comandante, no es absoluta ni suficiente. No garantiza por sí misma un freno a las pretensiones chavistas ni un triunfo opositor en el 2012. Todo dependerá de lo que se haga y avance en los próximos 2 años. Pero de entrada, el viento está a nuestro favor y debemos recocerlo.

De allí que el mayor reto que tiene la dirigencia opositora es terminar de amarrar la importante pero aún muy imperfecta unidad lograda para estas elecciones. Para ello, la MUD debe mantenerse y fortalecerse internamente. Además debe abrirse, incluir a los sectores antipartidistas que, con razones y sin muchas razones también, forman parte y tienen peso en el complejo mundo de las fuerzas democráticas.

La Mesa debe sentar y conciliar de una vez por todas a nuestros partidistas y antipartidistas. Ese conflicto entre buenos y malos, entre amigos y enemigos dentro de la oposición, nos ha hecho mucho daño, nos ha hecho cometer severos errores y sólo ha favorecido al Gobierno. Sin una reconciliación opositora va a ser muy difícil lograr la estrategia, la organización, el mensaje y el candidato común que necesitamos para ganar las presidenciales de 2012 y enfrentar la radicalización chavista que se nos viene encima.

mteresa100@hotmail.com

 

 

Cuando la risa es un delito

Liko Pérez

Vergüenza ajena es lo que uno siente al ver y oír los burlescos berridos de nuestro “jefe de comunicación Internacional” (Telesur) en CNN. Al verlo, lo primero que pienso, de inmediato, como muchos seguramente harán, es en su complicidad con la criminalidad, en su consciente encubrimiento de la verdad y, no mucho menos importante, en su falta de solidaridad con los deudos que a diario viven la desesperación de una finitud gratuita, innecesaria y, sobre todo, obscena de toda obscenidad como se desprende de la patética foto de El Nacional.

 

Los muertos no existen y la foto de la morgue tampoco, dice el gobierno bolivariano en boca de su interlocutor internacional, el alegre Andrés Izarra. Lo que sí existe, asevera el “Sifrino” ex ministro, sin ningún tipo de sustento científico, es un amarillismo periodístico que distorsiona la felicidad que vivimos día a día en esta nuestra gran nación bolivariana. Simplemente, lo que pasa, es que los medios nacionales e internacionales de ultra derecha, mantienen una consecuente guerra injusta contra nuestra ¡Venezuela revolucionaria!

Yo me pregunto de qué Venezuela habla este bien vestido señorito (Izarra): ya que yo, como tantos otros muchos, y tan venezolanos como el, no compartimos tan infames y denigrantes declaraciones (como lo es el esconder la patente realidad que nos embarga día a día).

 

Pero bueno, vayamos al asunto más importante. La risita histérica de nuestro comunicador bolivariano nace, simplemente, de la necesidad inmediata de desviar la atención de algo extremamente serio: la creciente e innecesaria mortandad de ciudadanos de todos los estratos (sin distingos de clase) en nuestra sociedad; y descalificar, de manera primitiva (cosa que le gusta cada vez menos al pueblo chavista de base), las investigaciones que calificados ciudadanos desarrollan a partir de sus preocupaciones por la tendencia suicida que muestra nuestra sociedad bajo el manto del lema “patria socialismo o muerte, venceremos”.

Izarrita, como cualquiera de los acólitos del energúmeno mayor, lamentablemente, disfruta de una investidura oficial que le permite sentarse ante CNN y comunicar, o mal interpretar, lo que “el pueblo venezolano” piensa sobre su propia sociedad.

 

Yo me pregunto ¿cuántos venezolanos, chavistas o no, se sienten representados por este “risitas”, tan forzadamente divertido, que preña de luto no sólo nuestra creatividad, sino también el sagrado respeto que merecen nuestros muertos?

¿Cuánto más bajo hemos de llegar…? ¿Cuán más ruin debemos experimentar  nuestro dolor para reaccionar y comenzar a salvar la poca dignidad que nos queda…?

Como la falsedad es el sello que caracteriza la perversidad de los que se han hecho del poder en Venezuela, y como ni siquiera reaccionamos ante las clarísimas capitulaciones que se suceden sin interrupción, como la última capitulación  del gobierno bolivariano ante Colombia, vayamos este septiembre a votar en contra de la injusticia y el mal gusto que nos imponen estos exaltados.

 

Quizás logremos, de esta manera democrática, salir de este atolladero sin la necesidad de utilizar los mismos métodos que estos talibanes tropicales utilizan para mantenerse en el poder.

 

liko.perez@gmail.com

 

 

La asquerosa profanación

Lo que ningún presidente, dictador, tirano, militar, etc. se atrevió a hacer, este torcido narciso lo hizo. En un show mediático como pocos, procedió a allanar, así mismo, a "allanar" y a profanar los restos de Bolívar, en una manifestación de grotesco capricho -digo-, si es que no se trata de un ritual palero, como los que reportan se realizan en miraflores de cuando en cuando, cosa que no descarto. ¿Qué necesidad había de profanar la tumba de El Libertador? ¿Es que piensa que al decir que "lloró" cuando vio el esqueleto, más el resto de las sandeces que profirió y el espectáculo del esqueleto, los "sacerdotes" de la ceremonia vestidos de blanco y el Himno Nacional en el momento, van a hacer que los venezolanos se olviden del caos criminal en el que estamos sumidos? Porque es que vamos a estar claros: todo este asunto no estaba exento de un evidente y probablemente bien deliberado "morbo". Eso garantiza público.

Lo peor del caso, es que esta profanación -disfrazada de manifestación nacionalista-, se da al tiempo que le entrega la soberanía nacional a la satrapía cubana, con la aparente aquiescencia cómplice de los "herederos del glorioso ejército libertador" (!?). No puedo ocultar la indignación y enojo que me provocaron las imágenes del acto por televisión. ¿A quién le pidió permiso para realizar semejante sacrilegio? ¿Es qué es él el dueño de ese esqueleto que vimos por TV (no me consta que se trate del verdadero Bolívar)? ¿Qué va a hacer con él ahora? ¿Vulgarizarlo? ¿Sentarlo en el comedor de miraflores para que lo acompañe en las comidas y pretender que le habla? ¿Moler algún hueso para meterlo en una pipa y fumárselo? ¿Casar el esqueleto con los restos "simbólicos" de la Manuelita? Eso sí que sería lo máximo. El "rating" se dispararía hasta el cielo.

Ahora lo sacará del Panteón donde estaba con los otros próceres -claro, ya vulgarizado con la colocación de una aparato de aire acondicionado sobre la tumba de Páez, los restos "simbólicos" de una de las queridas de Bolívar, etc.-, para colocarlo en urna "de oro" en algún otro lugar. La Historia sin duda lo registrará, pero no será benigna. Esteban será recordado como el sujeto que por satisfacer quien sabe que capricho alojado en las profundidades de una mente enferma, decidió hacer lo que siempre soñó: codearse "de tú a tú" con Bolivar. Es que no pudo aguantarse.

No importa lo que venga después. Mimetizados detrás de las declaraciones, seguramente muy bien remuneradas, de quien sabe que antropólogos, patólogos, frasquiteros, etc., estará consagrada su sociopática voluntad. Dirán lo que le convenga que digan: que a Bolívar lo mandó a matar la CIA, que la envidia de Santander provocó que le colocaran al lado no sé cuantos Curies de Cobalto radiactivo, que el Rey Juan Carlos, desde la Madre Patria lo mandó a envenenar con tetraetilo de Plomo o que Próspero Reverend le metió un certero y deliberado pelotazo mientras jugaban tennis en las canchas de San Pedro Alejandrino. Digo...porque -según nuestro prócer contemporáneo- El Libertador no estaba enfermo, no importa lo que hayan dicho los médicos y testigos de la época, más su amigo García Márquez en su magistral obra "El General en su Laberinto". Dirán algo escalofriante, porque si no, el pueblo dirá: "¿Y para qué la profanación y el circo? ¿No era preferible haber evitado perturbarlo?"

Incluso aseguró nuestro perspicaz mandatario, que "no había duda" de que se trataba de los restos de Bolívar. Me imagino que -tal como es ahora la costumbre-, habrá mirado con cuidado a los ojos de la calavera y, al igual que el fiscal rodríguez con el "testigo estrella", habrá determinado si la calavera le decía la verdad -o en que porcentaje- cuando afirmaba que sí, que él en efecto era Bolívar, sólo que con los trajines había perdido la cédula. Para el caso, por supuesto, que importa si se trata de El Libertador o no. Lo importante es convencer al incauto, que murió por alguna de las causas señaladas en el párrafo anterior. Víctima pues, de Monroe y del imperialismo o de sus derivados.

¿Cuánto falta para el próximo show distractor?

Hugo Groening

 

 LA JAULA LISTA PARA LOS VENEZOLANOS :  

CARLOS ALBERTO MONTANER: (Ch) Tiene el control tribunales y tendrá el control absoluto de los medios de comunicación, empresas, sindicatos y universidades. Cuando ello se cumpla... dará un portazo y cerrará la jaula”=JUNIO-10

Carlos Alberto Montaner dijo en reciente entrevista: ….

“Para Chávez, Obama es mucho más difícil de atacar y para Estados Unidos, Venezuela es sólo un suministrador de petróleo y seguirán comprándole, disminuyendo cada vez su dependencia. Estados Unidos no va a hacer nada para sacar a Chávez, sólo lo harían si sienten que la alianza Venezuela - Irán y sus relaciones con el islamismo terrorista, se convierten en algo muy peligroso para ellos”… 

Montaner, es un analista que se pasea por realidades que muchos no quieren ver y otros ven pero prefieren no hablar. Así cree, que la Venezuela que se caracterizaba por: “extrema cordialidad y superficialidad, hoy luce que éstas eran su máscara para ocultar su irresponsabilidad política". Cualquiera que observe el comportamiento en ocasiones ridícula e inmotivadamente alegre de los venezolanos, tiene que coincidir con esa apreciación de Montaner. 

Montaner dice: “Así era Cuba y llegará un momento en Venezuela, como ocurrió en aquel país, que se convertirá en delito el tener una carga afectiva positiva hacia alguien que tenga ideas políticas diferentes.... Hoy el cubano no es cordial, es sombrío y desconfiado". 

En otro momento de la entrevista, Montaner dice: “El interés de los Castro por Venezuela es su riqueza petrolera y siempre estuvo dentro de sus objetivos”. Y agrega: “De otra parte, el interés de Chávez por Cuba es su sólido sistema de seguridad, el cual, Fidel Castro le vendió como la clave para retener el poder”. 

Según Montaner: “Chávez aprendió de la mano de Fidel a desconfiar de su equipo de seguridad venezolana. Hoy Cuba le proporciona seguridad e información. Todo el sistema de espionaje venezolano fue montado por Cuba y es operado por cubanos que a su vez reportan a Castro. Por esa vía, el gobierno de Venezuela se convirtió en rehén de Castro. La ironía es que el castrismo está suministrando a Chávez lo mismo que Rusia suministró a la isla en los años sesenta: la construcción de la jaula cubana”. 

Y, Montaner: “Venezuela poco a poco construye su jaula”, la misma que durante 50 años ha encerrado al pueblo cubano. Dice el periodista y sus palabras llaman a reflexión: “Cuando comenzó la revolución cubana, el gobierno de Fidel Castro no sabía cómo hacer un Estado totalitario. Podían tener la vocación, pero no sabían. Hacerlo es toda una técnica y “esa siniestra tecnología, aprendida de los rusos, es la que Fidel Castro puso a disposición de Hugo Chávez” 

Para Montaner es “viable” instaurar un proyecto como el cubano en Venezuela, y opina, que si el costo para oponerse al proyecto político del mandatario venezolano es muy “alto”, es probable que los sectores del país que persisten en el juego de la “extrema cordialidad e indiferencia”, prefieran “acomodarse” antes que rebelarse. Montaner es lapidario: "Hay algo terrible en estas dictaduras y es que llega un punto, en que la rebelión es tan costosa y tan difícil que lo único que queda es escapar”. 

Finaliza : “En aquellos pueblos donde el comunismo logró instalarse, éste sólo terminó cuando les invadió su propia miseria y desolación, nunca porque la gente lo haya aniquilado luchando contra los comunistas. En lo individual, sólo lo logran escapando de la jaula, al precio de pagar el intento con su vida. Se reduce el tiempo para que Chávez cierre el círculo aumentando la represión. Tiene el control de los tribunales y pronto, tendrá el control absoluto de los medios de comunicación, empresas, sindicatos y universidades. Cuando ello se cumpla... dará un portazo y cerrará la jaula”.

¡Y NO PASA NADA…!

DESDE EL PUENTE
Oswaldo Álvarez Paz
 
MATARON AL DERECHO
 
No es la primera vez que escribimos sobre la muerte del Derecho como instrumento de regulación de la vida en sociedad, de los ciudadanos entre sí y de estos con el estado-gobierno. El país está indefenso y la gente sometida a normas dictadas por el capricho, los complejos, la intolerancia ideologizada, el cohecho, la corrupción y muchos vicios más de unos poderes públicos dirigidos por un Presidente incapaz de controlar sus impulsos más primitivos. Se acabó el sagrado principio de la legalidad.
 
Fui citado a la Fiscalía 21 del Ministerio Publico por una comisión de la anterior Disip (¿?) que se presentó en mi casa, de noche, a entregarme una boleta fijando sitio y hora del Acto de Imputación en mi contra, sin mencionar él o los delitos. Por la prensa había tenido noticias de que dos diputados chavistas de la Asamblea, miembros de la Comisión de Ciencia y Tecnología, válgame Dios, solicitaron esta actuación y fueron debidamente complacidos. Leyendo el expediente sentí pena ajena. Se trata de la tarea que Chávez públicamente encomendó a los poderes públicos para reducir los medios independientes por la vía del terror, criminalizar penalmente a la disidencia política y ahogar, hasta hacerlas desaparecer, las noticias y denuncias contrarias al régimen o que afecten su imprecisa conducta. En este caso se trata del Auto de Procedimiento dictado por el juez Eloy Velasco de la Audiencia Nacional de España. Trata de la relación ETA-FARC y eventual colaboración del gobierno venezolano por actuaciones en nuestro territorio. Reuniones, cursos, planes, etc. Todo debidamente soportado con indicios plurales y concurrentes, documentales y testimoniales, que dieron lugar a la investigación. Me referí a todo esto, incluido el tema del narcotráfico y lo relativo a los derechos humanos, en el programa Alò Ciudadano. En la Fiscalía ratifiqué mi intervención explicando sus alcances y objetivos.
 
Según boletín de prensa de la Fiscalía, el delito sería por instigación al odio contenido en el artículo 285 del Código Penal. Pero allá me enteré de que la Fiscal me imputaba también, en forma bastante genérica e imprecisa, por el artículo 132 que habla desde traición a la patria hasta conspiración y otras conductas inmoralmente adjetivadas por los diputados chavistas, con pena de 8 a 16 años y además por el artículo 296-A, referido a la generación de “zozobra e inquietud”, malestar, etc., en la población. La defensa consignó un extenso escrito con relación específica al primer caso. Con lo demás anunciamos próximas diligencias y promovimos algunas actuaciones que en Derecho y justicia servirían para desmontar toda la maniobra. Ya veremos. Terrorismo, narcotráfico y violación de derechos humanos son delitos pluriofensivos sometidos a la jurisdicción internacional. Los procesos ya están en marcha. El gobierno venezolano es protagonista de las noticias. Estoy sometido a acoso, vigilancia y seguimiento policial.
oalvarezpaz@gmail.com  Lunes, 22 de marzo de 2010

¿Inclusión o disgregación?
Liko Perez    

Lunes, 1 de febrero de 2010

Es difícil pensar que la mayoría de los ciudadanos de Venezuela no sientan amargura en estos reveladores momentos. Y digo reveladores, por las obvias mermas de bienestar que once años de asquerosas equivocaciones le acarrean a la población del país en general.

La razón de las protestas estudiantiles actuales, no sólo se generan de ese sentimiento de amargura sino más bien del acelerado desmantelamiento de la panacea democrática (la única salida) que, desde el poder actual, se tergiversa sin ningún tipo de miramientos o respeto.

¿Por qué sale la gente a la calle y no espera, “cívicamente”, a que el próximo referendo defina las fuerzas que presidan la Asamblea Nacional? Esta es una pregunta esencial que amerita ser desentrañada por todos los venezolanos.

Mientras esperemos, inermes, a ejercer nuestro derecho democrático en noviembre, el gobierno (enloquecido e inmerso en una debacle de inefectividad) seguirá avanzando, grosera y antidemocráticamente, con una abismante profusión de leyes (y acciones) inconstitucionales que seguirán menoscabando y coartando las verdaderas posibilidades de ejercer un hacer democrático conciliador.

La evidente situación de inseguridad física y jurídica que padecemos, es la que hasta ahora nos ha hecho salir a la calle. Más aún, la que nos empuja a la calle sin que sintamos culpa de romper ese “supuesto” actual orden democrático, amañado y diseñado desde un poder conscientemente “inconsciente” de “lo alternativo” (que es el pilar fundamental del hecho democrático).

El chavismo equivocó la necesidad de reencontrarnos y no ofrece, ni ya puede ofrecernos jamás, una posibilidad de que nos reencontremos y refundamos las bases de una sociedad de inclusión.

El socialismo del siglo XXI está indiscutiblemente herido de muerte. Y si no muere hoy, ayudado por las debilidades que aún pregonan las cómodas conformidades de los aparentemente dispuestos a “defender” la democracia pasiva, morirá igual, por simple suicidio.

No basta que sepamos que pronto, irremediablemente, el chavismo (en su forma actual) va a morir por su inherente ineficiencia. Y me atrevo a decir que mientras más pronto muera esa definición de socialismo del siglo XXI que propaga, mejor será para que podamos reencontrarnos en una nueva sociedad distinta que deberá contemplar una nueva definición de justicia social.

Lo único que es absolutamente seguro es que ya, hoy, hemos llegado al punto de no retorno, al punto de disolución de un estado político y social hace tiempo difícil de definir, y tanto al final de un establecimiento que se autodenomina democrático sin serlo como al final de una contradictoria necesidad de adquirir una identidad correcta (o acorde a su realidad autocrática).

Todo indica que muy pronto lograremos descubrir, por fin, lo que somos de verdad (sin eufemismos). O damos al traste con la pretensión de que funcionamos como una democracia (deficiente), o nos sinceramos y aceptamos cabalmente la angustiante y pragmática autocracia que se nos impone hoy.

Lamentablemente, quienes hasta el momento tienen la posibilidad (aunque sea transitoria) de definir lo que somos, son los esbirros nacionales e internacionales que actualmente ostentan el poder, y los eternos excluidos nacionales que, por comprensible ignorancia, los apoyan porque creen que mágicamente asegurarán su entrada al mundo de la decencia, la dignidad y el bienestar.

 

 

Adolfo P. Salgueiro // ¡Bolívar y Gadafi pa' lo que salga!

Poco logró Venezuela a cambio del gasto, pero Júpiter sí manejó el aprovechamiento mediático

La II Cumbre América del Sur/África recién concluida en Margarita se fundamenta en la necesidad y conveniencia de que los dos continentes, hasta ahora mutuamente extraños, se entiendan y se integren mejor. Nadie puede decir que el propósito no sea loable. La cosa es saber cuánto costó y qué se logró.

El costo oficial fue de Bs.F 30.000.000 según partida especial adicional al presupuesto de la Cancillería, aprobada por oficio 08995 del 17/09/09 emanado de la Oficina Nacional de Presupuesto. Sin comentarios. ¿Alguien que lo desmienta? ¿Qué se logró? Este punto debe evaluarse bajo la vertiente multilateral y la bilateral. Veamos. A nivel multilateral es evidente que los dos continentes que menos figuran en la agenda de las prioridades mundiales hacen bien uniendo esfuerzos para que -algún día- puedan sumar el peso conjunto que les permita figurar en pantalla. Sin objeción. Sin embargo es igualmente evidente que -salvo Brasil que tiene acercamientos con África desde hace más de veinte años- ambos lados del Atlántico comparten muy poco a excepción de la genética importada de África a América durante los tiempos del tráfico de esclavos colonial. Poco es el contacto político, cultural, de valores o económico. De allí pues que sí conviene el esfuerzo. Hay que tomar nota también que de los casi sesenta países africanos concurrieron -a nivel de jefes de Estado o de Gobierno- tan solo dieciséis que no incluyen a los más importantes como Egipto, Marruecos, Kenia, etc. Sí, vinieron muchos con los que da vergüenza retratarse. Fuera de la parte mediática y del histrionismo de Chávez y Gadafi empeñados en lograr titulares, el resultado del evento se plasma en un documento de treinta páginas y 95 puntos lo cual demuestra la amplitud de los deseos, comparable a una lista de mercado. Pasarán décadas antes de cosechar algún fruto pero& por algo se empieza. ¿Qué logramos nosotros a cambio del gasto? Venezuela poco. Júpiter sí manejó el aprovechamiento mediático para la promoción planetaria y seguidamente universal de su persona y su proyecto político. Adicionalmente contribuyó a irritar aún más a los elementos moderados de la escena internacional no sólo con el discurso sino con el bochorno de entregar la espada de Bolívar al promotor de la voladura del avión del vuelo 103 de Pan American sobre Lockerbie en 1988 (270 muertos). (¡Pero se rasgan las vestiduras por la extradición de Posada Carriles!). Ahora son dos los poseedores de la joya: Mugabe y Gadafi. ¡El Libertador debe estar revolviéndose en el sarcófago! También, además de la Secretaría General, Venezuela logró un "importante" acuerdo de cooperación científica y técnica con Guinea-Bissau, ese "emporio del conocimiento" cuyo más reciente logro gubernamental fue el de haber asesinado a casi doscientos manifestantes que protestaban por las calles de Conakry el pasado martes. ¡Gas y plomo del bueno! En fin& estamos claros que las necesidades de África son de tal urgencia que trascienden las formas de gobierno de los Estados, pero de allí a echar por la borda los principios fundacionales de nuestra nación, ¡parece demasiado!

 

¿HASTA CUÁNDO HABRÁ QUE CALARSELA?

 

Agustín Blanco Muñoz

 

A la pregunta sobre  el monstruoso Proyecto de Educación  que el régimen ha decidido imponer, respondimos que eso era completamente normal. Lo anormal y sorprendente habría sido que el autoritarismo de claro corte dictatorial y firme vocación totalitaria, tuviera un comportamiento  que lo llevase a actuar en atención a las aspiraciones e intereses del colectivo y con una visión democrática, creadora y trascendente.

 

Y esto es algo que no parece llegar al entendimiento de  ‘las oposiciones’, a quienes el régimen vigente les señala de todas las formas y maneras que nada tienen que ver con democracia, y siguen reclamando comportamientos en base a esos postulados. La discusión es necesaria.

 

1.- En la actualidad vemos  por todas partes  una acción al detal de ‘las oposiciones’, que sólo sirve para  contribuir a multiplicar las protestas contra el régimen, pero en ningún caso a enfrentarlo en sus desafueros. De allí que el mismo utilice ese comportamiento opositor para darse un barniz de amplitud democrática que se expresa en la proclamada existencia  de una supuesta plena y total libertad.

 

2.- Oficialismo y oposiciones se dan entonces  la mano en cuanto aquello de detentadores y aspirantes al poder. Hoy estás tú, mañana estaré yo. Nos alternaremos en el mando-poder y todo seguirá por el camino permitido. Una condición que establece un vínculo que les lleva a compartir reglas de juego y sobre todo a definir una conducta firme y coherente contra un enemigo común: esa parte importante de la mayoría que hoy rechaza a quienes considera como los monstruos que nos han conducido a la situación de ex-país que hoy padecemos.

 

3.- Cuando ‘las oposiciones’ enfrentan, por ejemplo, los proyectos de leyes sobre propiedad social, educación, elecciones, como  expresiones dañinas para la sociedad, se produce una verdadera  operación bomberos. Esto se explica y se considera válido en la lucha política.

 

4.- Pero cuando se convierte y limita la lucha política a ese enfrentar  los pasos del régimen, se obvia su  fundamento  referido específicamente a su naturaleza y raíces. Se busca, simplemente, la oportunidad de volver al mando-poder, levantando la conocida bandera de “nuevos hombres y nuevos procedimientos y olvido del pasado”.

 

5.- Porque para nada interesa tocar el fondo del asunto, dado que eso podría alejar las posibilidades de los acuerdos, pactos o negociaciones que  han  normado la relación entre los poderes en ejercicio y los respetables aspirantes de cada ocasión.

 

6.- Y esta situación obliga a una concreción: las partes  que hasta el presente han ejercido al mando-poder, no pueden permitir, por ninguna circunstancia, que el mismo pueda pasar a unas terceras manos o fuerzas.

 

7.- Luego del agotamiento del  modelo  punto-fijista y del modelo de la destrucción constituyente, que devino en socialista del siglo XXI, ha surgido un gran peligro: que se pueda estructurar una fuerza nueva, con la capacidad, contenido y perspectivas propias del colectivo.

 

8.- Hay que tener en cuenta que  esta es la gran novedad de este tiempo. Atrás comienza a quedarse el cuadro del tradicional frente constituido por gobernantes y  opositores que se turnan. Aquí hoy nos conseguimos con que una buena parte de la población ha llegado a la convicción de que  su porvenir no puede estar unido a los polos que de alguna manera refieren la destrucción de Venezuela y la instalación de un ex-país.

 

9.- Y es gente que tiene hoy la certeza de que estamos ante un padecimiento que no se quedará en esa condición. De esta destrucción-caos, de lo que hoy se nos presenta como una realidad tomada por todas las miserias,  saldrá un tiempo-espacio-hombre, una realidad humano-material sobre la cual se va a desarrollar una historia bien alejada de la pesadilla  que hoy nos toca padecer.

 

10.- Por ello hemos mantenido y mantenemos que no procede hoy la angustia, la impaciencia y la autodestrucción. Es necesario entender y actuar en dirección a organizar los pasos del colectivo y ponerlos a mirar en dirección a la realización de una nueva historia.

 

11.- Y cuando una y otra vez se nos pregunta por el qué hacer  ante el cuadro que vivimos, tenemos que insistir en que ya no valen las ‘fórmulas mágicas y mesiánicas’ que  dispuso el positivismo como trasfondo de la historia de la perversión que hasta ahora ha controlado y regido a las mayorías.

 

12.- El colectivo está llamado a crear e innovar, planificar y construir. Atrás tiene que quedar la acción destructiva, el caos impulsado por  quien viene a reclamar y ocupar  el lugar del último caudillo de la imposición, el autoritarismo y la destrucción, aun revestida de ‘orden, paz,  y progreso’ como reza el mismo credo positivista, siempre atento a la acción a favor del mantenimiento del orden, el entendimiento y la capacidad de negociación.

 

13.- Esto quiere decir que ha llegado la hora de la ruptura-deslinde. Porque en la gente no existe hoy  disposición para mantenerse o volver al pasado representado por dos  fuerzas supuestamente antagónicas, a las que  une la militancia  en un  presente  que  la propia concepción de la historia que sustentan convierte rápidamente en pasado.

 

14.- Mientras, el colectivo mira específicamente al porvenir porque sabe que allí está su realización. Y esta conciencia es la que crea la gran posibilidad de cambio histórico profundo en estos tiempos. Ha llegado un momento crucial en el cual se debate sobre el fin de la rotación  del mando-poder conocido hasta hoy.

 

15.- Porque hay una mayoría que decidió no avalar el juego y disfrute de los monstruos  y  trazar nuevos parámetros para hacer una historia de verdaderos humanos individuales con capacidad para alcanzar la condición de colectivo creador, solidario y trascendente

 

16.- Pero el momento no deja de ser preocupante  para quienes han vivido toda la vida de los favores del colectivo y hoy lo ven en posición de alzar vuelo, con una decisión cada vez más firme de ponerse por encima de las pandillas populistas dirigentes de las llamadas  cuarta o quinta república y  colocarse en el camino hacia una historia diferente, no para vejar, perseguir o humillar a nadie sino para sembrar himnos de esperanza y libertad.

 

17.- Esto pone de manifiesto que para ese sector, que los encuestadores registran  como “neutrales”, está cada día más claro que las repúblicas aquí, a lo largo de 200 años, han servido directa y específicamente a todos los  credos y posiciones que hacen de la infamia su máxima credencial.

 

18.- Cualquier rotación  de esas ‘instituciones’ y sus representantes conducirá irremisiblemente a la reproducción del mismo liberal-positivismo que llena nuestra ‘historia independentista’. Indispensable entonces una precisión: o definimos en tanto colectivo una política de y para la sociedad o veremos aumentar de manera vertiginosa la maquinaria de violencia y destrucción en que se ha convertido a este ex país.

 

19.- Convocamos a hacer una historia en la cual el hambre deje de ser el punto de partida del padecimiento y muerte de una buena parte de un colectivo que, en esta fecha de grandes inversiones en la exportación de la revolución petrodolarizada y bolivariana, obliga a sus mujeres a parir sus hijos directamente en la calle de la intemperie y la más profunda mengua.

 

20.- Y conste que no proponemos el advenimiento de un  tiempo  de nuevas imposiciones en nombre de una “nueva revolución”. Simplemente apostamos a la implantación de una sociedad que le dé posibilidades a la vida. Y esto implica, exige y determina un deslinde radical con todo lo que signifique destrucción.

 

Ese no puede ser el camino deseado. Por ahí no debería estar la cosa central de esta historia. Pero tampoco puede soslayarse la inmensa y creciente pregunta del colectivo: ¿Hasta cuándo tendremos que calárnosla? abm333@gmail.com

 

 

Declaración del Presidente Álvaro Uribe Vélez, desde Calamar, Bolívar

Nota de Prensa

Viernes, 7 de agosto de 2009


“Permítanme, compatriotas de Calamar, alterar un poco la agenda del tema que nos ocupa, para dar unas reflexiones sobre esta declaración del presidente Chávez.
Presidente Chávez: la verdad, con testigos, es que a usted se le permitió mediar con las Farc, como lo pidió. A usted se le permitió reunirse con las Farc, como lo pidió. A usted se le permitió reunirse con el ELN. A usted se le permitió que Rodrigo Granda se trasladara, de Cuba a Venezuela.

Y como en tantas ocasiones anteriores, las Farc volvieron a mentir, volvieron a incumplir.

La verdad, Presidente Chávez, y la verdad con testigos, es que cuando no hay argumentos y se apela a los insultos, como usted lo hace, se afectan no solamente las relaciones internacionales, sino que, en este caso, usted con sus insultos y su falta de argumentos hiere la dignidad del propio pueblo de Venezuela que usted representa.

La verdad, Presidente Chávez, es que nosotros necesitamos una mediación contra el terrorismo y no legitimadores del terrorismo.

Sus palabras, sus actitudes, dan la impresión de que usted no está interesado en la paz de Colombia, sino en que Colombia sea víctima de un gobierno terrorista de las Farc.

La verdad, Presidente Chávez, la verdad con testigos, como la nuestra, es que nosotros necesitamos que nos ayuden a superar esta tragedia del terrorismo, pero que no se aprovechen de la necesidad del acuerdo humanitario para invocar la ayuda a Colombia y venir a Colombia simplemente a intervenir en ella, para fomentar un proyecto expansionista.

La verdad, Presidente Chávez, es que si usted está fomentando un proyecto expansionista en el Continente, en Colombia ese proyecto no tiene entrada.

La verdad, Presidente Chávez, la verdad con testigos, es que no se puede incendiar el Continente como usted lo hace, hablando un día contra España, al otro día con los Estados Unidos; maltratando un día a México, al siguiente al Perú, en la mañana después a Bolivia. No se puede maltratar al Continente, incendiarlo, como usted lo hace, hablando de imperialismos, cuando usted, basado en su presupuesto, quiere montar un imperio.

La verdad, Presidente Chávez, es que no se puede maltratar la historia, no se puede manchar la memoria de los héroes, desfigurándolos en la demagogia popular, para desorientar a los pueblos.

El General Santander nos dio el ejemplo del apego a la ley. La verdad, Presidente Chávez, es que no se puede burlar la ley, como usted lo hace, tratando de maltratar al General Santander, para sustituir la ley por el capricho personal.

La verdad, Presidente Chávez, la verdad con testigos, es que no se puede desorientar al pueblo interpretando mal el legado del Libertador Bolívar. El Libertador fue integracionista, pero no expansionista. El Libertador dio la independencia a nuestras naciones, pero no les trajo una nueva era de sometimiento. El Libertador no andaba tratando de sacar del territorio americano la dominación europea, para imponer, como usted quiere hacerlo, su propia denominación, basada en el poderío de su presupuesto, al pueblo de Venezuela y al pueblo de Colombia.

La verdad, Presidente Chávez, es que el pueblo de Colombia tiene todo el derecho de derrotar el terrorismo, tiene todo el derecho a aceptar mediaciones, pero no mediaciones que busquen el protagonismo político, el enseñoramiento político del terrorismo.

Me preocupa mucho que usted, afanado por pretensiones electorales, ahora trate de apelar al viejo truco de estimular en Venezuela odio contra Colombia y contra el Gobierno de Colombia, para buscar su favorecimiento electoral.

La verdad, Presidente Chávez, es que los antecedentes de mi Gobierno muestran que en nuestra difícil lucha contra el terrorismo hemos sido respetuosos de todos los Gobiernos y de todos los países del mundo.

Apelo a la reflexión, a la conciencia del pueblo de Venezuela para examinar este tema. Mientras un Gobierno no es capaz de censurar a las Farc, sí censura injustamente al Gobierno de Colombia y la contradicción es que el Gobierno de Colombia, enfrentado a los terroristas, jamás, jamás ha irrespetado al Gobierno de Venezuela ni al pueblo de Venezuela.

La verdad, Presidente Chávez, es que el comunicado de ayer es sustentado por nuestros antecedentes, por nuestros hechos y tiene testigos.

La verdad, Presidente Chávez, es que en cada momento se conocen nuevos elementos. Nuestro Cónsul en los Estados Unidos, que acompañó a la senadora Córdoba (Piedad) a la reunión con uno de los presos pertenecientes a las Farc que por narcotráfico están en cárceles de los Estados Unidos, nuestro Cónsul nos ha informado que la senadora Córdoba habló con el preso de las Farc de política, está bien; de la posibilidad de una constituyente en Colombia, está bien. Todo eso es respetable, así no estemos de acuerdo. Pero la senadora también habló de la necesidad de un Gobierno de transición en Colombia.

La verdad, Presidente Chávez, es que eso nos da el derecho a los colombianos a interpretar que en la mediación, a la cual lo invitó usted la senadora Piedad Córdoba, de acuerdo con las actitudes de la senadora y con estos comentarios, estaba más interesada, esa mediación, en posibilitar un Gobierno con influencia del terrorismo en Colombia, que en ayudarnos a superar la tragedia de los secuestrados y a conseguir la paz.

Desde Calamar (Bolívar), esta región de la Patria hoy tan azotada por las inundaciones, le digo al mundo que pedimos y recibimos ayuda, pero no aceptamos proyectos expansionistas.

Desde Calamar, esta región azotada hoy por las inundaciones, le digo al mundo que aquí hay pobreza y limitaciones, pero hay dignidad.

El dinero se consigue todos los días, así en unas naciones sea más escaso que en otras. Pero la dignidad, el respeto al ser social, el respeto a las libertades individuales, cuando se pierden esos valores es difícil volver a recuperarlos.

Nosotros seguiremos haciendo todos los esfuerzos por derrotar al terrorismo, por recuperar nuestros conciudadanos secuestrados, pero no admitimos que se abuse de nuestra tragedia para darle la razón al terrorismo.

No admitimos que se abuse de nuestra tragedia para venir a incorporar a Colombia a un proyecto expansionista que poco a poco va negando las libertades que con tanta dificultad este Continente ha logrado conquistar”.

 

Esta boca es mia....

El "gran jefe", como sofisma de distracción, está cazando pelea con los gobiernos de la región que no se han alineado a su proyecto neocomunista y hegemónico. Mientras tanto, internamente la Asamblea Nacional le hace el trabajo sucio de subsumir al país a una dictadura.
Este jueves 30 de julio, el Parlamento fue escenario de la vileza más repudiable que puede sufrir una democracia. Se dieron dos saltos para abolir en el país dos derechos fundamentales: la libertad de elegir y la libertad de expresión.

Por un lado, se aprobó en segunda discusión, en una maratónica y apresurada jornada de unas 11 horas, casi el 100% de la Ley Orgánica de Procesos Electorales. Fue grotesco presenciar cómo a la ligera y de manera atropellada los parlamentarios cortaban de raíz toda posibilidad de que en Venezuela pueda existir una convivencia plural y democrática.

Y por otro, recibió con beneplácito una propuesta de la Fiscal General, Luisa Ortega Díaz, para promulgar una ley penal sobre delitos mediáticos que exterminaría totalmente el derecho de informar en libertad.
En el primer caso, los venezolanos tienen como un hecho ya cumplido, una Ley que regirá todo proceso electoral donde se viola flagrantemente el artículo 63 de la Constitución de la República. Este artículo establece que el Sistema Electoral de Venezuela debe garantizar "personalización del sufragio y la representación proporcional". El espíritu de esta norma era garantizar la representación de las minorías en los cuerpos legislativos (Asamblea Nacional, legislaciones estadales y del Distrito Capital, y los concejos municipales).
Lo medular del texto de ley aprobado este jueves es que impone un cambio radical del sistema electoral vigente, para dar paso, sin discusión pública y a espaldas de la sociedad venezolana, a un "sistema electoral paralelo". Un sistema donde las diferentes visiones de país de la población no estarán representadas con equidad en las legislaturas.

Adicionalmente, la ley que este viernes terminarán de rematar los parlamentarios rojitos, le da amplias facultades al CNE para cambiar y mover de manera arbitraria y opaca los circuitos electorales. Y además, le otorga una gran discrecionalidad para que elabore normativas y resoluciones que regulen, amplíen o restrinjan a los procesos electorales. Es decir, para que le haga el traje electoral a la medida de las ambiciones del primer mandatario.
El resultado es que el Gobierno seguirá borrando la democracia en Venezuela, para imponer su dictadura a la cubana protegido con una bufa legalidad.

Con esta ley en marcha a la sociedad democrática sólo le quedan tres caminos. Todos igual de espinosos.
El primero, exigirle al Consejo Nacional Electoral, como supuesto poder independiente que debería ser, que cumpla con el artículo 293 de la Constitución que lo obliga a ser garante de que el Sistema Electoral garantice la proporcionalidad, so pena de que se le aplique el artículo 25 que establece la responsabilidad penal y administrativa a todo ente del Estado que viole la norma constitucional.
El segundo, recurrir al Tribunal Supremo de Justicia y a todos los entes internacionales de justicia para que se obligue al Gobierno a retornar las leyes al marco constitucional. El tercero, la activación de la sociedad para exigir el cumplimiento de la Constitución.

Tres acciones que se deben realizar antes de que los parlamentarios rojitos en tropelía, aprueben en otra maratónica jornada una ley de delitos mediáticos, que llevará a la cárcel a cuanto venezolano diga esta boca es mía.

Sin pudicia

Hasta hace poco Hugo Chávez hacía cuanto malabarismo podía para mantener la apariencia de que su Gobierno era democrático. Tanto internamente, como en el exterior, era difícil que se entendiera que en Venezuela había de todo menos una institucionalidad democrática.

De un tiempo a esta parte, Chávez se ha ido deslastrando de ese traje de demócrata y ha venido exhibiendo cada vez con mayor descaro su vocación totalitaria. Ni Chávez ni sus subalternos ocultan que han metido al país en un berenjenal comunista a pesar del rechazo de más del 80% de la población a ese sistema.
Hoy en Venezuela no hay la necesaria división de poderes para garantizar el necesario equilibrio de convivencia entre Estado, gobierno y población, gracias al desmontaje de la legislación democrática que se ha hecho en la última década.

Uno de los últimos vestigios que quedan de democracia en Venezuela, es que el mandatario fue electo por votación popular.
Pero, incluso, esta ficción desaparecerá cuando se promulgue la Ley Electoral propuesta inconsultamente por la Asamblea Nacional a espaldas de la población. Esta Ley, por milésima vez, viola la Constitución para imponer un sistema electoral que facilitará que el Gobierno de Chávez en adelante no pierda espacio de elección popular alguno, en especial en el Parlamento o que el mandatario gane en cuanta reelección a la Presidencia se postule.
La renovada avanzada comunista incluye desde la pretensión de abolir la propiedad privada en aras de una propiedad social; el anuncio del ministro de Comercio, Eduardo Samán, de imponer el marxismo con un nuevo sistema "socialista" de comercio, que incluye el monopolio estatal de las importaciones de alimentos básicos, hasta la maniobra de los ministros de Educación de impulsar una Ley de Educación que adoctrine a niños y jóvenes.

Otra clara evidencia de que el Gobierno no está interesado en seguir guardando la apariencia de democracia es la explícita proclama de Rafael Ramírez, ministro de Energía y Petróleo, presidente de PDVSA y vicepresidente del PSUV, de que el Gobierno sólo reconoce y negocia contratos colectivos con los sindicatos oficialistas, segregando y discriminando grosera e ilegalmente a la legítima dirigencia de los trabajadores.
Incluso, se está atreviendo a ir al límite público de un totalitarismo como es el querer reservar todo el espacio radioeléctrico a la vocería de Chávez y a su proyecto político. Muestras ciertas de ello, son las amenazas de cierre de
Globovisión; el anuncio de quitarles la concesión a unas 285 emisoras de radio y TV; el proyecto de providencia de Conatel para prohibir que los canales por cable de Venezuela emitan propaganda; así como las propuestas de reformas y nuevas leyes que están en el tapete para imponerle una mordaza informativa a los venezolanos.

Sin embargo, como las prisas nunca han sido buenas, ahora tampoco suman en provecho de Chávez y su proyecto. El torpe atropello con el que se quiere pasar factura a Globovisión dejó en descubierto esta semana el grado de servidumbre y putrefacción al que ha llegado el Sistema Judicial. Como la punta de un icerbeg que esconde una mole sumergida, emergió la denuncia de la juez 13ª de Control, Alicia Torres, de las presiones que recibió de la presidente del Circuito judicial, para que firmara la prohibición de salida del país para el empresario Guillermo Zuloaga. La juez fue destituida en menos de 48 horas, después de hacer la denuncia sin base legal alguna, pero ya la campanada de alerta sonó.
Incluso, la impudicia de reconocerse fuera de la norma de convivencia democrática de Hugo Chávez, ha saltado las fronteras de la República con la descarada intromisión en los asuntos internos de Honduras, luego de que al satélite de Manuel Zelaya le pararan los ímpetus continuistas en su país.

 

Insulza, por Pedro Lastra

He allí el grave problema del principio de Peter: poner en el sitio más encumbrado, en el cargo más inadecuado y en el momento menos oportuno, al sujeto menos capacitado. El resultado es conocido: queda la víctima propiciatoria con las presas al desnudo, mostrando várices, tripas y mollejas justo cuando se requería grandeza y nobilitas.

En lugar de suspiros, flatulencias. En lugar de altisonancias académicas, aerofagia. Sancho Panza sin un Quijote en lontananza. ¿O Ricardo Lagos seguirá apadrinándolo luego de este sainete del desparpajo? Es lo que le ha pasado al pobre “guatón” Insulza: sentarse en el trono de la OEA cuando en su cerebelo no hay más que una bolsa de mediocridad, en su corazón un saco de astucia pueblerina, en sus bolsillos ambición de tendero, en sus sienes moral prostibularia. El resultado no puede ser más patético y lamentable. Chile representado al nivel más pedestre, abdominal y gasífero por un atorrante. Del Mapocho a la capital del imperio. De Carrascal a Manhattan. Del Matadero a la Quinta Avenida. Hiede en Washington.


¿Alcanzan a advertir los chilenos el talante y la catadura del guatón Insulza, náufrago en las aguas cenagosas del chavismo, sublime en su mediocridad y pobre de espíritu hasta niveles inabarcables? ¿O lo siguen considerando un refinado maniobrero, un político de fuste, un gentilhombre capaz de arrebatarle el siniestro Augusto Pinochet a la Cámara de los Lores? Basta verlo arrastrarse ante la inmundicia pandillera del teniente coronel para medirlo en su verdadera estatura. Basta observarlo al servicio de la causa del chavismo continental, ante la obsecuencia de sus precarias democracias, para concluir que ha llegado a rezar el último responso. Es el sepulturero de un club de compadres que ya está muerto. La OEA de Insulza no vale un cobre.


¡Qué falta de señorío! ¡Qué medianía! ¡Qué vulgaridad la de este pobre empleado público elevado a alturas siderales por la ceguera equinoccial de los chilenos! Ricardo Lagos nos debe una explicación. Fue él finalmente quien lo encumbró a tales alturas.

por Pedro Lastra

 

¿Por fin un poco de claridad…?

 

La Organización de Estados Americanos (OEA), avanza aceleradamente hacia su final.

 

Su actual e innoble parcialidad en favor de un gobierno pre-dictatorial (sobran las pruebas), ensombrecen el otrora límpido carácter democrático de la institución.

 

La palabra “democracia”, en boca de los funcionarios de hoy ya no toma en cuenta las normas constitutivas de la República de Honduras (y de otros países). Y aún peor, estos señores, que evitan hablar de la dictadura cubana,  avalan abiertamente los abusos antidemocráticos del chavismo en Venezuela, Bolivia, Nicaragua y Ecuador.

 

 

La OEA, de ahora en adelante, es un ente conformado por “piadosos Pilatos” (en el mejor de los casos) y funcionarios profesionalmente deformados por un continuo ejercicio de poder burocrático que les ha hecho olvidar la verdadera esencia de la democracia.

 

Secretamente, desde hace tiempo, he anhelado, como muchos otros posiblemente, este momento crucial del desmoronamiento de esta insigne mentira de la OEA (hoy OEAES – por las siglas que hoy deberían definir a una organización titulada “Organización de Estados Americanos Exclusivamente Socialistas”) y que, gracias a sus actuales y evidentes errores, pierde legitimidad en el momento en que sirve los intereses de una sola parte pugnante.

 

Me da risa oír al innombrable (al baturro tenientillo coronel) hablar sobre aplicar la carta democrática a Honduras cuando hace poco, barriendo el suelo con Insulsa, denigraba de su legitimidad y ¡amenazaba retirarse de ella!

 

Así van las cosas hoy (muy bien encaminadas según mi parecer). Ya que dentro de poco, la OEAES terminará de perder cualquier legitimidad y nosotros, los que interpretamos la libertad democrática como un hecho inalienable, podremos respirar, por primera vez, fuera de la sombra preenjuiciada de una organización que se ha prestado, innumerables veces, como en el caso de Venezuela, a ensombrecer las insuficiencias de libertad de todo un continente.

 

¿Será que la pequeñísima Honduras, eventualmente, será quien le dé una gran lección democrática al gigante del norte…?

 

Mejores tiempos que los que vivimos hoy, para evaluar y entender lo que es inherente a un verdadero orden democrático, son difíciles de imaginar…

 

Liko Perez,

Estocolmo, 2009-07-02

 

 

De hipocresías y otros golpes que la OEA no ve

Desde la abrupta salida de Manuel Zelaya de la presidencia de Honduras circulan en internet numerosos informes de corresponsales extranjeros, análisis de expertos y editoriales de prensa que, a contrapelo de la diplomacia internacional que califica el hecho como un golpe de Estado, presentan una visión crítica de las constantes violaciones constitucionales de Zelaya en su ejercicio gubernamental, y otra muy favorable del nuevo gobierno hondureño, al que definen como democrático por haber restituido el Estado de Derecho.

Uno de los análisis más difundidos ha sido el de la costarricense Margarita Montes, politóloga del Instituto de Estudios Internacionales de la Universidad Marroquín, quien sostiene que por primera vez en la era de la posguerra fría, un ejército depone a un Presidente democráticamente electo, para restaurar el Estado de Derecho, y no para romperlo, como era usual en el pasado. La experta no cataloga lo ocurrido como un golpe de Estado porque no cumple con dos rasgos esenciales de las viejas asonadas: “toma del poder por parte del estamento militar y quebrantamiento del Estado de Derecho”. Subraya que la acción de las FAN se basó en una orden judicial y “su propósito fue restablecer el imperio de la Ley, el cual estaba siendo violentado consistentemente por el propio presidente del Poder Ejecutivo, al desconocer las disposiciones del Poder Judicial y del Poder Legislativo”.

Contraria a las rápidas condenas de gobiernos y organizaciones como la UE, EEUU, ONU, OEA, ALBA, Grupo de Río, (que sólo escucharon a Zelaya y no a la contraparte) Montes piensa que Honduras sentó un precedente que pasará a ser objeto de estudio de universidades, diplomáticos y políticos de todo el mundo: “por primera vez en Latinoamérica el pueblo se rebela, sin derramamiento de sangre y sin violencia, contra un Presidente democráticamente electo, por violar disposiciones legales y la institucionalidad vigente en el país”. En efecto, Zelaya no respetó las resoluciones del Fiscal General, de la CSJ, de la Procuraduría General, del Comisionado de los Derechos Humanos, ni del Congreso. Se negó a rendir cuentas de los fondos del Estado y se empeñó en una consulta manipulada para lograr su reelección, para la cual dio órdenes al comandante de la FAN quien, al negarse a cumplirlas, desencadenó la crisis. La Constitución hondureña contiene algunos artículos denominados pétreos (para evitar el caudillismo) tales como: “la democracia será siempre la forma de gobierno, el período presidencial durará cuatro años y no habrá reelección”. Desde la asociación de Zelaya con Chávez, a Honduras llegaron aviones con activistas venezolanos y “ayuda”, como los 100 tractores y petróleo regalado. Allí acamparon los juristas españoles Roberto Viciano Pastor y Rubén Martínez Dalmau, financiados con nuestros petrodólares, listos para montar la Asamblea Constituyente en Honduras, como hicieron en Ecuador y Bolivia. Asesoraron también al candidato peruano Ollanta Humala.

Afirma Montes que los organismo internacionales, gobiernos y cierta prensa mundial condenan lo sucedido en Honduras, porque lo analizan a través del viejo paradigma de los golpes de Estado. No se han percatado (o no han querido) “que en Honduras el domingo se rompió el modelo”. La OEA, convertida en un club de presidentes y no de pueblos, hipócritamente se niega a reconocer que si sacar del poder a un Presidente elegido democráticamente es un golpe de Estado, también es un golpe de Estado cuando ese Presidente deviene en un dictador en su ejercicio, como está ocurriendo ostensiblemente en Venezuela.

Chávez cierra medios, despoja a Ledezma de su alcaldía y de sus 700 mil votos para poner a una usurpadora a dedo sin que Obama (que quiere distanciarse del nefasto pasado histórico de EEUU), ni Moratinos, ni Insulza se conmuevan, pero se horrorizan porque Honduras le dice ¡basta! a los golpes constantes de Zelaya, elegido con 900 mil votos. La valentía de los hondureños asustó a quienes tienen rabo de paja. Por eso el aquelarre del Alba, donde el “pendejo” e “inmoral” de Insulza (Chávez dixit), -quien hizo como que no veía los sucesivos golpes de Zelaya- asintió complacido cuando el violador Ortega, el “demócrata” Raúl Castro y el “héroe” del 4F proponían el embargo a Honduras, el mismo que califican de crimen del imperio aplicado en Cuba.

Honduras -sentencia la costarricense Montes- está dando al mundo una gran lección: “Aunque un Presidente haya sido electo democrática y legítimamente no tiene derecho a desobedecer la Constitución. El mensaje de Honduras es simple: el voto popular no incluye una licencia para delinquir y todo esfuerzo para gobernar por el bien común debe estar dentro del marco de la ley”. Que tome nota Chávez y los poderes lacayos que aplauden sus delitos constantes.

De hipocresías y otros golpes que la OEA no ve
Marta Colomina

 

 

Y sigue el entierro

El comunismo se caracteriza por el control del Estado de los medios de producción, y por ende por el control de los canales de distribución.
Los primeros pasos del Gobierno en ese control, los dio con la creación de la Red Mercal, y posteriormente con PDVAL. La función de ambas es copar los espacios de la distribución al detal de alimentos y víveres, en las clases sociales más pobres del país.
Ahora con la toma de las almacenadoras de los puertos de Maracaibo, La Guaira y Puerto Cabello, el Gobierno de Hugo Chávez está copando el tráfico nacional de bienes y alimentos a nivel de mayoristas. Todo ello bajo el supuesto de ir en pos de la cacareada soberanía alimentaria, que hasta los momentos ha sido una mera ficción.
Este nuevo paso contra la cadena de distribución nacional viene a sumarse a otros ya en pleno desarrollo, entre ellos:

1) La vigilancia, supervisión y verificación de cada silo del país, que fue establecido en la Ley Orgánica de Seguridad y Soberanía Agroalimentaria, uno de los últimos 26 decreto-ley habilitantes. Entre otras cosas, según esta ley, las milicias bolivarianas, bajo el mando del la Superintendencia Nacional de Silos, Almacenes y Depósitos Agrícolas (SADA) son el órgano corresponsable de la custodia permanente de las instalaciones y del contenido de las reservas agroalimentarias estratégicas, de Venezuela.

2) La fiscalización, supervisión y penalización severa a la que está sometida toda la cadena alimentaria, bajo el cobijo de la Ley para la Defensa de las Personas en el Acceso a los Bienes y Servicios, otra de las leyes habilitantes.

 3) La camisa de fuerza impuesta a toda la cadena de distribución de bienes básicos a través de las guías de movilización, así como los controles discrecionales a la importación y exportación.
Ahora, con el nuevo arrebato de una actividad privada como es el de las operaciones portuarias de almacenaje, se repite otra vez el abuso de poder, la arbitrariedad, el atropello y el irrespeto a las reglas de juego preexistentes.


A esto se le suma que contra las almacenadoras, se volvió a utilizar la fuerza de la Guardia Nacional como tumba puertas para dar paso para que los emisarios de control hagan de las suyas, como lo hizo en la toma de las rastropesqueras de Oriente y en la de empresas petroleras de servicio del Lago de Maracaibo y del Oriente del país. En esta oportunidad este cuerpo militar abrió el paso a los cubanos para que tomaran las almacenadoras.


También como sucedió en anteriores procedimientos, a las almacenadoras tampoco se les ha explicado qué pasará con los trabajadores de esas empresas, ni qué ocurrirá con los compromisos contraídos o con las mercancías almacenadas propiedad de terceras personas y/o de empresas importadoras. Mientras que los transportistas de carga, no saben a quién reportar ni quién pagará los fletes ya acumulados.
Lo único que hasta ahora es claro, es que estas actividades serán manejadas por la empresa estatal Bolivariana de Puertos (Bolipuertos), la cual según se revela en las informaciones de prensa, está gerenciada mayoritariamente por personal cubano.

 

Tiempo de definiciones

El Washington Post dedicó su editorial de este domingo 31 de mayo, a la Organización de Estados Americanos y a su endeble compromiso con los principios democráticos.
El
Washington Post criticó fuertemente a la OEA por haber centrado el debate de su próxima Asamblea General, que se reunirá a partir de este martes en Honduras, en lograr que Cuba reingrese a ese ente multilateral después de haber sido expulsada hace 47 años, a pesar de que en Cuba aún están en plena vigencia los mismos males que llevaron a la OEA a condenarla. Para el Washington Post, la OEA debería más bien focalizarse en la situación política de Venezuela y en su deprimida democracia.
Lamentablemente, para los pueblos de América que aspiran a vivir en democracia y libertad, este organismo multilateral ha devenido en una especie de anacronismo, cuyo cascarón está vacío de esos valores y principios pues ha sucumbido a las apetencias hegemónicas de los gobiernos a quienes sirve.
En su historia, y que se recuerde, la OEA ha demostrado y defendido pocas veces su coraje democrático y su lucha por la libertad.
Una de esas escasas oportunidades fue precisamente en enero de 1962, cuando a duras penas y sólo por el peso de las evidencias en su contra, expulsó a Cuba de su seno.
La intromisión del Gobierno de Fidel Castro en los asuntos internos de Venezuela durante el Gobierno de Rómulo Betancourt, así como la manifiesta vulneración de los derechos humanos de los cubanos y las restricciones para salir de la isla a sus ciudadanos, hicieron que 14 de 21 países miembros votaran a favor de la exclusión de la Cuba de Fidel. Entre éstos, el Gobierno de Venezuela, que apenas empezaba a transitar por una democracia que terminaría por convertirse en una de las más sólidas de la región por más de 40 años.
Otro de esos escasos momentos de compromiso democrático de la OEA, se concretó en septiembre de 2001, cuando con el voto de los 34 miembros activos de entonces se firmó la Carta Democrática Interamericana. Entre esos miembros que rubricaron la Carta, se contó el Gobierno de Venezuela, el cual ya estaba en manos de Hugo Chávez.
Es oportuno recordar que el primer párrafo de esta Carta de la OEA, proclama que "La gente de las Américas tiene derecho a la democracia y sus gobiernos tienen la obligación de promoverla y defenderla (.)". Esta proclama va en línea con los dos propósitos fundamentales de la OEA, y supuestamente de obligatorio cumplimiento de los países miembros: "Fortalecer la paz y la seguridad en el continente y promover y consolidar la democracia representativa".
Es por esto, que esta semana en Honduras, la Asamblea General de la OEA debería definir si sus principios fundamentales tienen o no vigencia.
Si la definición que de allí se obtiene es el vigor de los propósitos originarios, en ella no tendrían cabida ni la Cuba de Fidel ni la Venezuela de Chávez

 

por: Laureano  Márquez
QUE VIVA EL COMUNISMO PERO PA"  LOS PENDEJOS. 


Yo por mí, viviría en un rancho... 
¡sabroooso!, sin  agua potable, cargando mi latica desde la pata del cerro y subiendo  en jeep, con mi despacho bajo unas láminas de zinc bien calientes y  piso e' tierra y alpargatas 

Pero 
como me quieren matar, me veo obligado a  protegerme, a permanecer en este repugnante palacio caminando sobre  alfombras carísimas y durmiendo en cuartos con aire acondicionado...  Yo no sé cómo lo soporto. Baño con  cerámica, agua caliente y caras porcelanas. Es que si no me vomito  cada vez que tomo una ducha es de vaina. 

Tengo que moverme  en un carro como con 500 guardaespaldas, sacrificando el sueño de mi  vida: 
andar en un volkswagen escarabajo  escoñetado y sin frenos; pero, por culpa de los  conspiradores, debo ir como me ven. 

¿Ustedes creen que a mí  me gusta esta limosina blindada

en la que uno puede estirar las  piernas y hasta recostarse un ratico y hacer siesta, con neverita de  agua fría Evian para refrescarse después de un caluroso contacto con  ustedes, mi pueblo, y botellitas de agua oxigenada para  lavarme las manos, no vaya a ser que el imperialismo haya contratado a alguna viejita para pegarme una magni-infección? Pues no, yo  detesto esta vaina, pero debo andar así por seguridad. 

Cada  vez que renuncio a un chicharrón con pelos, no pienso en el  colesterol malo, sino en qué sería de este pueblo si a mí me da un  infarto, porque me imagino que sabrán que los chicharrones son una  estrategia de la CIA para joder a nuestros pueblos. 

Qué más  quisiera yo que poder llevar un Cassio de pulsera plástica en mi  muñeca, de ésos cuyas pilas venden los buhoneros de El Silencio.  Pero desde que comenzaron los intentos de magnicidio, me veo  obligado a cargar un Vacheron Constantin cuya precisión me permite  conocer la hora exacta de un posible atentado. Su mecanismo,  sensible al pulso, ayuda a mis escoltas a saber, en ciertos momentos  de duda, si sigo vivo. Tiene una miniesfera en uno de los cuadrantes  que me permite, además, conocer la hora exacta en Washington D.C. ,  donde vive nuestro mayor enemigo, y una correa de cuero puro que  evita alergias y envenenamientos vía epidermis.  

¿
Ustedes creen que a mí me gustan estos paltós de  alta costura italiana y francesa?  

¿La verdad? ¡me repugnan!... Lo que me dan es asco, esos  trajes cuya línea se mantiene en una caída impecable, el ajuste  perfecto a los hombros, el talle ceñido que estiliza la figura y esa  solapa gruesa y atacona. Dígame las corbatas italianas de seda,  suavecitas... ¡Qué ladilla, mano! 
Mi sueño  es andar con pantalón de kaki y franelita blanca. Pero claro,  desde que quieren atentar contra mi vida, me veo obligado a llevar  estos costosos trajes, porque es exigencia de la compañía que  fabrica los chalecos antibalas, que me dijo: 'con Monte Cristo se le va a notar'. 

Eso es como las yuntas de oro: 'Coño, ¿no me  pueden amarrar esa vaina con pabilo?, les digo yo'. No, me dicen mis  asesores de seguridad, porque esos y que son GPS para conocer mi  ubicación en caso de eventual secuestro. 

Dígame la comida.  Eso sí es un verdadero sacrificio. A mí no hay nada que me encante  más que un plato de pasta con Ketchup y un casabe mojado en Pepsi y  una arepa de aguacate a las dos de la mañana. Pero hubo que  contratar cocineros de máxima confianza y esos carajos no saben  preparar nada de esa vaina, sino platos musiúes: que si salmón fumé,  que si entrecote, que si escargots. Cómo añoro mis ensaladas con  vinagre Corona y aceite Vatel, no esta vaina que lo que sabe es a aceituna y un aceto balsámico de Módena, para posibles envenenamientos.


Todos estos sufrimientos, y muchos otros  que no quiero contar, sino que prefiero que permanezcan en el  olvido, con la humildad que me es propia, los hago por ustedes. Y yo  cuido mi vida no por mí, que soy una paja que arrastra el viento,  ¿qué importo yo y el sacrificio que hago de soportar las  incomodidades que he descrito? ¡Nada, absolutamente nada! Todos  estos padecimientos los resisto estoicamente por ustedes, mi pueblo,  para que ustedes mantengan ese nivel de vida revolucionario que yo,  tristemente, no puedo llevar.

QUE VIVA EL COMUNISMO PERO PA"  LOS PENDEJOS. 

 

Las manos de Obama

 

“No vengo a hablar del pasado sino más bien estoy interesado en el futuro…”: más o menos así, encabezó su discurso en la cumbre de las Américas el presidente Barak Obama.

 

Luego de esta magnífica tendida de mano, no existe duda alguna en cuanto a la línea de diálogo que Obama pretende establecer con Latinoamérica. Para comenzar, América nos ofrece un cambio de actitud y su más seria intención a oírnos. Sin embargo, me pregunto con preocupación: ¿Al margen de un par de países del hemisferio, qué le podremos ofrecer de vuelta, nosotros, los venezolanos…?

 

¿Y qué actitud tomarán, de ahora en adelante, los defensores de la dictadura cubana, o los que soterradamente omiten identificarse públicamente con Beshir, Afeworki, Mugabe o Kim Jong-il? ¿O simplemente aquellos que aún silencian sus críticas contra un Chávez destructor de la praxis democrática en el continente?

 

Aunque una mano de Obama, en estos momentos, bendiga nuestro porvenir, no significa que la otra, espero que así sea, no apriete el garrote reivindicador de la libertad que debe representar.

 

Si bien es cierto que una política de diálogo era absolutamente necesaria para dirimir con los vecinos del Sur, también es cierto que ahora, ya lanzada la primera carta, les toca a los latinoamericanos jugar con inteligencia. Y no jugar como hacen algunos que, al jugar a Rosalinda, pierden todos sus corotos.

 

Se ha esclarecido tanto, pero tanto, el panorama con esta insospechada Cumbre de las Américas, que pocos resquicios quedan abiertos para solapadas mentiras, para demagogias inefectivas o para manipulaciones que desvirtúen las esencialidades democráticas sin que se noten o se impugnen a nivel internacional.

 

¿Se acabarán las trampas y las retóricas de confusión en el hemisferio?

 

Aparentemente Obama, un pragmático a toda prueba, quiere resultados legales; de lo contrario, no como Bush sino como un jugador limpio de los vicios que genera el poder heredado, disfrutará de la legitimidad que las reglas de juego que acaba de imponer le confieren.

 

Con Obama, como dijo Machado, vamos haciendo camino; aunque adivino que el próximo futuro de Venezuela será tortuoso a causa de nuestra descalabrada e ilícita administración.

 

Al Teniente Coronel, que con toda seguridad durmió sin angustias tras el gran apretón de manos del presidente de la más poderosa nación del planeta, pronto sólo le quedará un oscuro recuerdo de dicha situación.

 

Lo digo porque la alegría, al tísico, no le cura la enfermedad. Y lo que viene, con este nuevo estilo americano de no descalificar al enemigo, es una confrontación definitiva.

 

Nada dependerá, de ahora en adelante, del Teniente Coronel, tanto si prefiere dejarse morir como si prefiere sobrevivir aceptando lo que hasta ahora se ha negado a aceptar: un juego democrático absolutamente limpio y cristalino.

 

Y en ese segundo dilatorio caso, obligándose a eso de lo limpio y cristalino, entonces, con toda certeza, le podremos decir adiós para siempre…

 

Liko Perez

Estocolmo, 2009-04-19

La Cumbre y Vicente Paúl Rondón.

El día viernes 17 de abril, en el marco de La Cumbre de Las Américas, en Trinidad, tuvimos la oportunidad de ver la escena donde Barack Obama, haciendo gala de un refinado sentido de la diplomacia y una expresión irónica magistral, extiende su mano para saludar a Hugo Chávez, quien con una expresión facial donde se mezclaban el miedo, la sorpresa y la sonrisa infantil del niño que logra un sueño y pantalones abajo, pronuncia una frase, por cierto, no muy propia de un llanero recio: “Obama, quiero ser tu amigo”.

Al escuchar esta frase, en mi mente se hizo presente, el ya desaparecido, en condiciones de alcoholismo e inanición, absolutamente deplorables y lamentables, Vicente Paúl Rondón, nuestro recordado campeón venezolano del peso semipesado. Me vino a la mente, la extraordinaria expectativa que se  había creado en torno a la unificación del título con el estadounidense Bob Foster. Muchas veces repetía Rondón, el muchachote de barlovento, “que me traigan a Foster para liquidarlo y la bendición para mi mama”. Una y otra vez.

El día del combate, el 07 de abril de 1972, Rondón fue fulminado en apenas dos asaltos, por los puños del noqueador Bob Foster. La decepción de la fanaticada venezolana fue total, el héroe había sido aniquilado, prácticamente sin presentar resistencia. La verdad, no podíamos haber esperado otra cosa, ya que, al subir al ring, en la cara de Vicente Paúl se reflejaba un miedo patético y la derrota estaba cantada. Tanto alboroto y al momento de la confrontación, el héroe, retrocedió, se “achicopaló”, se pasmó. Días después, la chispa característica del venezolano, tal vez de manera cruel, aseguraba que la frase que pronunció Rondón, después de la pelea, era “la bendición para Foster y que me traigan a mi mama que me quiere liquidar”.

La semejanza, entre la actitud de miedo de Rondón, al ver a Foster cara a cara y la de Chávez, al ver a aproximarse a Obama, es para nosotros más que evidente. Luego de escuchar a Hugo Chávez referirse a Barack Obama como un pobre ignorante y un indigno, luego de haber despotricado de los Estados Unidos por años, acusarlos de imperialistas, genocidas, “yankees” de mi…., “go home”, y en fin,  cuanto epíteto descalificativo y ofensivo, usted pueda imaginarse, lo menos que habríamos podido esperar de un hombre integro, honesto y cabal, era un saludo muy sobrio, transmitiendo fortaleza y convicción.

Eso no fue lo que transmitió Chávez. Para nosotros, Chávez se pasmó, se asustó y afloró su verdadera personalidad, su otro yo. Chávez no pudo ocultar lo que siempre hemos dicho y lo que dicen muchos de sus allegados, es un verdadero cobarde. Un cobarde lleno de resentimiento y con desmedidas ansias de poder. Un guapetón de barrio que sustenta su valentía en las armas y en el miedo de los demás.

Sus actitud, cuando el rey de España le increpó con la otra famosa frase “porque no te callas”, sumada a la asumida ante el presidente de Colombia Álvaro Uribe, a quien elogió en Santo Domingo luego de haberlo insultado a distancia, calificándolo de mafioso, asesino, indigno, peón del imperio, ladrón y otros tanto calificativos despectivos, no hacen más que confirmar que cuando se le confronta y enfrenta, Chávez se hunde, se encoge, se reduce, se minimiza, porque es un cobarde que no asume lo que dice. Poco confiable o, mejor dicho, nada confiable un hombre de esta calaña, con este talante.

Por años, el teniente coronel Chávez, le ha vendido a un pueblo que confió en él y, siempre lo repite, que el gran enemigo es el imperialismo. Sin embargo, el pasado fin de semana tuvo al Jefe del Imperio, frente a frente y el teniente coronel Chávez reculó, se asustó, no fue capaz de confrontar, pidió “cacao”. Pobre hombre, da verdadera lástima, es definitivamente un farsante, un cobarde. Lástima también, sentimos por el ejército venezolano que sigue apoyando a un personaje de esta calaña, lástima por los diputados, magistrados, profesionales y técnicos que siguen sustentando a  un personaje carente de valores éticos y morales.

La Cumbre me produjo además, una vergüenza ajena. En el exterior, Chávez es visto como un payaso, nadie lo respeta y todo el mundo se pregunta cómo los venezolanos lo apoyan. Difícil de explicar, sin duda. Un personaje, un individuo como este, hace tiempo que debería estar fuera del poder. Pero está allí, sigue allí, como prueba evidente que sobre los principios continúan imperando los intereses.

Vicente Paúl Rondón, murió olvidado por su pueblo, el mismo que lo vitoreó y lo ensalzó, durante mucho tiempo, la única razón para que esto sucediera fue ese día 07 de abril, en que él falló. Hugo Chávez le ha fallado, reiteradamente, a ese mismo pueblo, pero sigue en el poder, sólo porque los intereses prevalecen sobre los principios. Pero el momento de la verdad se acerca, muy pronto el teniente coronel pedirá “cacao”, su Foster, será el pueblo que día a día, se obstina, se concientiza. El nocaut será fulminante.

Horacio Medina

 

Los que rompen las cadenas

Al general Baduel lo acusan de actos de corrupción; al ex gobernador Eduardo Manuitt lo acusan de actos de corrupción; al ex gobernador Ramón Martínez lo acusan de actos de corrupción; a Manuel Rosales lo acusan de actos de corrupción; al gobernador Capriles Radonski le lanzan una acusación de corrupción; al ex gobernador Acosta Carlez lo acusan de actos de corrupción; al ex gobernador Carlos Jiménez lo acusan de actos de corrupción.

Al general Víctor Cruz Weffer se le abrió juicio por corrupción después que peleó con el déspota. Lo curioso es que todos los acusados o son adversarios políticos del déspota de Miraflores o son personas que rompieron con él. Por mera ley de probabilidades es imposible que los únicos corruptos de Venezuela sean precisamente adversarios políticos del déspota o gente que rompió con él. Eso es estadísticamente imposible. De lo cual es forzoso inferir que la supuesta lucha contra la corrupción es una modalidad refinada, muy sofísticada y muy perversa, de la corrupción misma. Se ha hecho de ella un instrumento de represión y retaliación contra la disidencia política.
Tal vez algunos de los acusados, hasta hace poco compañeritos del proceso, estén en efecto incursos en actos delictivos, en particular gente como Acosta Carlez o Carlos Jiménez, pero, es obvio que en este régimen de ladrones y asaltantes de caminos no son los únicos. Prácticamente ningún gobernador o alcalde chavista, con raras excepciones, resiste una investigación, pero el déspota cree asegurar su lealtad mostrándoles lo que les ocurre a quienes rompen políticamente con él o desobedecen sus órdenes. Puedes robar mientras me seas leal, es el mensaje. Y para los adversarios políticos, el mensaje tiene una variante: cualquier cosa te voy a inventar, pero no esperes de mí, razona el déspota, una normal controversia democrática. No se presume la inocencia sino la culpabilidad. Tal como hacia Adolfo Hitler. El mero hecho de haber tenido el atrevimiento de ganarle una elección al déspota o a alguno de sus mezquinos y mediocres secuaces tipo Diosdado, de una vez hace culpable al osado. El delito se le inventará después.

 

Un Gulag venezolano

 

¡Que muera la inteligencia…!: esa es la filosofía que poco a poco vamos aceptando en nuestra apaleada sociedad.

 

Que mueran los libros, que muera la justicia y que mueran la dignidad y la esperanza… pero sobre todo, que viva el dolor y la desesperación que nos impone este gobierno.

 

Siempre muerte, siempre podredumbre, siempre hostigamiento, siempre embrollo, trampas, mentiras, oprobio y resignación.

 

Desde esa lacerante realidad, se hace posible la implementación de “La Administración Central de Campamentos” o Gulag venezolano. Lo único que falta, son los aceitados grillos gomecistas (sacados impíamente de los museos del holocausto histórico nacional) y reivindicarlos desde su trémulo descansar.

 

Desde hoy, junto a los comisarios convictos, celebraremos la verdadera confirmación de una vuelta a la barbarie total. La vuelta a una Alcarria agriamente perdida, la vuelta a un fulminante desencanto y la vuelta a una penuria más cruda; o más bien, la vuelta a una existencia deslastrada de cualquier resquicio de placidez o esperanza.

 

Gritan madres desgarradas, gritan hermanas ofendidas, gritan al unísono los hijos adoloridos y los angustiados amigos de los convictos. Y todo esto sucede absurdamente, frente a nuestros ojos, y desde un tétrico coro conformado desde el mismo infierno. Y los vemos hacer grotescos esfuerzos infrahumanos que, infructuosamente, sólo satisfacen la creciente necesidad de “crueldad” de los verdugos; de esos verdugos que viven de nutrirse del dolor ajeno y que se consuelan en su enferma necesidad de alimentarse de “la crueldad” como espejo existencial.

 

Vivir del dolor, vivir de la muerte y vivir de la desesperación de los demás, es la forma natural de vivir de los verdugos, de los que sienten que viven cuando otros mueren. De los que nunca podrán prescindir de la necesidad de reflejarse en la desesperación de los demás para calmar sus angustias y sentir que existen, para sentir que son.

 

Contra ellos, contra esos psicópatas “salvadores” de si mismos, sólo podemos actuar de una manera: no debemos permitir que nuestra sangre aligere la enfermiza sed que los aflige.

 

O para decirlo más claro: si tienen tanta insaciable sed de odio, preparémonos, desde esta misma fecha, para ayudarlos a que aprendan a nutrirse de su propia sangre…

 

Liko Perez

Estocolmo, 2009-04-05

 

¿Dónde está los políticos de la oposición?

La oposición democrática no ha logrado, hasta ahora, construir (y mucho menos vender) una visión creíble y viable de país que se contraponga al neo comunismo de Hugo Chávez.
Es cierto que los partidos políticos oposición han venido actuando de manera más constructiva en los últimos dos años. Se han obtenido algunos avances de unidad; se han recuperado espacios regionales y locales importantes y, sobre todo, han contribuido a que no mueran los valores de libertad y democracia, como lo hubiera querido Chávez.
Sin embargo, aunque estas conquistas son importantes aún son muy endebles ante la magnitud de la destrucción del país que ha ocurrido en esta década. Se requiere todavía de mucho más empeño para alcanzar el éxito en la tarea de reconstrucción que se tiene por delante.
En estos momentos, el Gobierno le ha dado a la oposición política una oportunidad de oro para definir una alternativa de país que promueva y defienda a la empresa y a la propiedad privada, a fin de reactivar el aparato productivo nacional y la creación de fuentes de trabajo.
No obstante, ni el acelerador que se le ha dado al neo comunismo en esta última semana ni la crisis económica parecieran que han hecho reaccionar a la oposición política. Lo que es peor, hoy luce anárquica y desorientada.
La dirigencia de la oposición no ha reaccionado ante la última ola de ilegalidades ni se ha alzado su voz ante la grave situación que mantiene al sector empresarial en jaque, bajo la amenaza del Gobierno de seguir expropiando a diestra y siniestra industrias y tierras.
No ha denunciado las resoluciones ministeriales que controlan la movilización y la producción de los alimentos, que a la larga terminarán por promover más escasez, inflación y desempleo.
Tampoco han dicho ni pío, salvo algunas honrosas excepciones, sobre la grave situación laboral de los trabajadores públicos (incluyendo los de PDVSA y las empresas de Guayana).
No han denunciado el desamparo en la protección social de los maestros y médicos de la administración pública. Menos aún han denunciado el irrespeto a los convenios de los contratos colectivos, como los del Metro de Caracas, o la violación de los derechos a sindicalizarse de la que han sido objeto los trabajadores del Metro de Valencia y del Canal i.
Igual de grave es el silencio de la supuesta dirigencia alternativa ante los cambios inconstitucionales que se están llevando a cabo en la Fuerza Armada Nacional, para convertirla en la fuerza pretoriana y miliciana de Chávez. O el mutis que existe ante el arrase que está haciendo el Gobierno de la democracia y de las libertades económicas.
Hugo Chávez, le ha servido la mesa a la dirigencia política de la oposición en bandeja de plata, para que ésta ofrezca su visión de país y su modelo económico de desarrollo que contraste con la destrucción que propone el Socialismo del Siglo XXI. ¡Ojalá no la desperdicien!

 

 

Algo huele mal en estas ejecutorias y ejecutores del Socialismo del Siglo XXI.

 

Este martes el Gobierno anunció la selección de ejecutores que acompañarán a Hugo Chávez en una etapa de "consolidación" de su proyecto neo-comunista.


El "nuevo" equipo integrado por los más duros e incondicionales del chavismo pone en evidencia que se avecina una mayor radicalización del Gobierno.
Esto se ve venir con el regreso del inconmovible Jorge Giordani al despacho de Planificación. La ejecutoria de Giordani en este mismo Ministerio en el pasado, no permite esperar que bajo sus riendas se apliquen medidas concertadas ni adecuadas para superar la crisis en la que se sumerge el país.


El retorno de María Cristina Iglesias al Ministerio del Trabajo, tampoco trae buenos augurios, en especial si se recuerda su mano dura en la poda de unos 22.000 trabajadores de PDVSA en 2002-2003. Es de pensar que precisamente ésa es su mejor credencial a los ojos del mandatario, sobre todo en estos tiempos de reducciones de puestos de trabajo, conflictos laborales, discusiones contractuales, enfrentamientos sindicales y una nueva Ley de Trabajo en puertas.
Tampoco auguran nada bueno las reestructuraciones efectuadas en varios ministerios.
Al meter la lupa en las "modificaciones estructurales" anunciadas por el incondicional ministro de Información y Comunicaciones, Jesse Chacón, se observa, entre otras, la poca importancia que el Gobierno dará a los problemas básicos que agobian a la población.


Para empezar, al desaparecer el emblemático Ministerio para la Participación y Protección Ciudadana, se realiza un peculiar reparto de competencias de este despacho. Por un lado, se rebautizó el despacho de Economía Popular, ahora el Ministerio para las Comunas en manos de la ultra radical Erika Farías. Al subir las comunas a rango ministerial, se ratifica que la propiedad comunal y social se privilegiará por sobre la propiedad privada, tal como lo indicó el Presidente el pasado fin de semana. Una señal de por dónde irán los tiros en esta materia estaría en la intervención que por "iniciativa propia" hiciera un Consejo Comunal al club privado Marina Grande, con el apoyo de la Gobernación de Vargas y la Guardia Nacional. Por otro, al Ministerio de Salud se le asigna la responsabilidad de la Protección Social, con el Cnel. (Ej) Jesús Mantilla atornillado al mando, aún cuando están por resolver las graves deficiencias que aquejan al Sistema de Salud. Destaca también la partición del Ministerio de Industrias Ligeras y Comercio en dos toletes. Por un lado, se dedica un Ministerio sólo para el Comercio, y se pone éste bajo el mando del conocido comunista, Eduardo Samán, cuya mejor credencial es su ágil interpretación discrecional de la Ley de Depabis y por su "eficiencia" en las arbitrarias supervisiones realizadas con la batuta del Indepabis. Por otro, el Ministerio de Ciencia y Tecnología asume, en una mezcolanza incomprensible, a las nuevas "Industrias Intermedias", unas entelequias supuestamente "destinadas a la producción y distribución de bienes manufacturados, dirigidos a satisfacer las necesidades del pueblo y a contribuir en la seguridad y soberanía económica de la nación, en el marco del Socialismo Bolivariano".


Otra decisión que llama a la reflexión es la minusvalía que se le da al tema de la vivienda. Esta área se diluye en un nuevo Ministerio de Obras Públicas y Vivienda. Y peor aún es que se le haya asignado su dirección al ávido Diosdado Cabello, quien mostró un pobre desempeño en ambas áreas como Gobernador del estado Miranda.
También alarma que el actual y ratificado Vicepresidente de la República, Ramón Carrizález, sea "por ahora" simultáneamente Ministro de la Defensa. Con esta dupla responsabilidad, la Fuerza Armada Nacional se reduciría a ser una oficina más de la Presidencia de la República.
Alg
o huele mal en estas ejecutorias y ejecutores del Socialismo del Siglo XXI.

 

No hay duda,

 

hay cosas que todavía no hemos aprendido cabalmente.

 

Pedro León Zapata puso uno de sus granos de arena cuando escribió "se irá cuando se vaya" (eso hay que leerlo de nuevo). Montaner hizo su advertencia en Agosto del 98 con su "un caudillo con la cara pintada"

 

Como la frase de Gide que incluye Rafael Poleo en sus artículos semanales "Todas las cosas son ya dichas; pero como nadie escucha, hay que volver a empezar siempre"

 

Y así, aquí estamos de nuevo. Como no había plan B pues hay que comenzar muchas cosas de nuevo, pero tratando de aprender de este nuevo fraude que estaba cantado pero que muchos no quisieron oir. Perdónalos señor aunque si sepan lo que hacían. No creo que sea momento de recriminar a quienes se equivocaron. No creo que sea momento de echar culpas ni de los clásicos "yo te lo dije".

 

Contamos con personas muy valiosas (siempre las hemos tenido) y ahora hay que reacomodar esos recursos para canalizar los esfuerzos de una manera más efectiva. Las próximas semanas serán de reencuentros pero, como señalo en el asunto, hay que explorar nuevas vías. Dejar que los colaboracionistas sigan su camino y ver de nuevo con una óptica diferente a aquellos que "no nos caen bien" o que creemos que están equivocados y evaluar en que consisten las discrepancias y los paradigmas que deban ser derrumbados.

 

Un reconocimiento a los estudiantes, a SUMATE, a los partidos políticos, a ESDATA, a esa inmensa masa de personas que plenaron las calles el 7 de Febrero, en Caracas, a esa inmensa masa de venezolanos que en todas las ciudades del país han desafiado valientemente a los esbirros y a la injusticis.

 

No tenemos dudas de que tuvimos más votos. Ni dudas de que el fraude se consolida cada vez más. No tenemos duda de que el poder del gobierno no está en el dinero sino en un CNE que no permitirá que el gobierno pierda ninguna votación, tal como viene ocurriendo en Cuba. Pero seguiremos luchando y saldremos adelante.

 

Dios concede la victoria a la constancia. (Simón Bolivar)

 

Venezuela va a volver a la DEMOCRACIA !!!
y va a ser una Democracia Permanente !!!

 

Por Venezuelamia:

Chucho Rivero

Roberto Villarroel

Gerson Palacios 

 

DILE NO A LA PERPETUIDAD CHAVISTA

Por Chucho Rivero

---


Los deseos de reelección infinita a la Presidencia de la República de Venezuela por parte de Hugo Chávez, léase mientras éste sea terrenal que por exigencias del susodicho fueron plasmadas a través de una Asamblea Nacional, genuflexa esclava de Miraflores, no representativa del sentir Nacional y por tanto ilegítima y que impone a su arbitrio al pueblo venezolano, una reforma Constitucional disfrazada de enmienda es una convocatoria definitivamente quebrantadora de la Institucionalidad democrática venezolana y por lo tanto absolutamente ilegal ya que de acuerdo con lo establecido en el articulo 345 de la Constitución (La iniciativa de reforma constitucional que no sea aprobada no podrá presentarse de nuevo en un mismo periodo constitucional a la Asamblea Nacional).

 

Este llamado a votar que realiza una Asamblea Nacional desnaturalizada esta viciado en todas sus formas y por tanto es absolutamente espurio ya que para nadie es un secreto que si bien Venezuela, es formalmente un Estado Democrático y Social de Derecho y de Justicia en realidad en el fondo lo que priva en nuestro pais es un régimen autoritario, cada día más dictatorial e irrespetuoso de los Derechos Fundamentales de los ciudadanos.


La ambición de Chávez, de perpetuarse en el poder como un serpigo arremete contra el articulo 6 constitucional el cual preceptúa que el Gobierno de la Republica Bolivariana de Venezuela (Será siempre democrático, participativo, electivo, descentralizado, alternativo, responsable, pluralista y de mandato revocatorio). A esta convocatoria grotesca de reforma constitucional a la que la Venezuela democrática tiene que acudir con los dedos en la nariz por ser irrita y tramposa es la única salida conque contamos ya que es el voto expresado en las urnas, el arma de la cual disponemos así corramos el riego de que nuestra manifestación sea manipulada o alterada por un CNE que actúa como brazo ejecutor de la política electoral dolosa de régimen hechos que una vez más quedan en evidencia con la trasgresión del articulo 64 de la constitución el cual ordena que son electores y electoras todos los venezolanos que hayan cumplido los 18 años de edad) Sin embargo el CNE al negarse a reabrir el Registro Electoral "Permanente", hace honor a su condición de órgano inquisidor de la cuasi dictadura, violando el sagrado Derecho constitucional de elegir, a mas de trescientos mil jóvenes venezolanos que se encuentran en la mayoría de edad para ejercer su voto.

El llamado a reformar más no a enmendar el articulo 230 de la Ley suprema establece que (El periodo presidencial es de seis años y que el presidente o presidenta de República será elegido o reelegida de inmediato y por sólo una vez para un nuevo período).

 

La ambición desmedida, miedosa, perturbada y lunática de Chávez por establecer definitivamente en Venezuela una Monarquía Chavista-comunista es un varapalo a la Constitución que todos los demócratas venezolanos basados en los principios de alternabilidad y temporalidad de la institución Presidencial estamos en la obligación ineludible de evitar apalancándonos en el último resquicio democrático que nos queda es decir "el voto". Aunque estamos y somos conscientes  de que tanto ahora al igual que eventos electorales anteriores el Gobierno, se plantea una vez más realizar un colosal fraude sin embargo nosotros desde Venezuela Mia, seguiremos apostando por una salida no traumática de esta mala hora que vive Venezuela, llamando a votar en contra de la reelección única y eterna de Chávez, pero si éste escudado en el fraude y la mentira intenta desconocer la voluntad soberana del pueblo venezolano entonces a la Venezuela democrática no le quedara otra alternativa que tomar la calle y luchar en cualquier terreno para darle más que nunca contenido,esencia y forma al articulo 350 de la Constitución el cual ordena que los venezolanos están en la obligación de (desconocer cualquier régimen legislación o autoridad que contrarié los valores,principios y garantías democráticas o menoscabe los Derechos Humanos".


Es necesario señalar que la falaz reforma constitucional convocada por Chávez, a través  de la Asamblea Nacional al proponer a aquel la reelección infinita de todos los cargos de elección popular aparte de congelar el futuro del pais viola el articulo 174 de la constitución  que contiene como mandato que (El Alcalde o Alcaldesa será elegido o elegida por un periodo de cuatro años y podrán ser reelegidos o reelegidas de inmediato por una sola vez para un nuevo periodo). La propuesta de reforma también viola en estos mismos términos el artículo 160 de la Constitución al igual que el artículo 192 de la misma que establece que (Los diputados o diputadas a la Asamblea Nacional duraran cinco años en el ejercicio de sus funciones pudiendo ser elegidos o reelegidas por dos periodos consecutivos como máximo). Siendo éste un precepto constitucional más que va en contra de las pretensiones hegemónicas, absolutistas y totalitarias del dictadorzuelo pero que el Tribunal Supremo de Justicia se carga al igual que se embucha a través de su Sala Constitucional el articulo 336 de Constitución el cual dispone que son atribuciones del TSJ (Declarar la nulidad total o parcial de las Leyes Nacionales y demás actos con rango de Ley de la Asamblea Nacional que colidan con ésta Constitución).


Venezuela mia, alza su voz de protesta en contra de esta desmesurada violación de nuestra Carta Magna por parte del régimen de Hugo Chávez y del resto de los poderes e Instituciones que se le arrodillan y en salvaguarda de lo poco que nos queda de Democracia hace un llamado a la colonia Venezolana en Suecia a estar atentos  a cualquier convocatoria de nuestra parte con el fin de mantenerlos informados acerca del Derecho que nos asiste como ciudadanos Venezolanos, de expresar y manifestar nuestro más profundo rechazo a la entronización de Hugo Chávez en el poder, propinándole un rotundo y contundente NO, el día 15 de Febrero próximo. Sobre la base de que Chávez no puede ser Supremo y Omnipotente desconociendo los principios de los Derechos Naturales de los Venezolanos y quebrantando con su mal intencionada propuesta valores superiores de Justicia y limites de orden Internacional.

 


Por una Venezuela verdaderamente democrática, mucho más justa e igualitaria dile NO y mil veces NO a las intenciones de Hugo Chávez de coronarse como Dictador y Rey de Venezuela.

 

 

 

LA PREGUNTA   
  
  "¿ APRUEBA USTED LA AMPLIACION DE LOS DERECHOS
  POLÍTICOS DE LAS VENEZOLANAS Y LOS VENEZOLANOS EN LOS
  TERMINOS CONTEMPLADOS EN LA ENMIENDA DE LOS ARTICULOS 230,
  160, 174, 192 Y 162 DE LA CONSTITUCION DE LA REPUBLICA
  BOLIVARIANA
DE VENEZUELA TRAMITADA POR INICIATIVA DE LA
  ASAMBLEA NACIONAL
AL PERMITIRSE LA POSTULACION PARA TODOS
  LOS CARGOS DE ELECCION POPULAR DE MODO QUE SU ELECCION SEA
  EXPRESION EXCLUSIVA DEL VOTO DEL PUEBLO?"
     
  ¿ENTENDIÓ?
  
  -NO DICE REELECCION DE TODOS LOS CARGOS, SINO POSTULACION
  
  -NO IMPLICA AMPLIACION DE NUESTROS DERECHOS POLITICOS, LOS
  TENEMOS COMPLETOS.
  
  -SIEMPRE CUANDO ELEGIMOS ESTAMOS HACIENDO USO DE NUESTRO
  VOTO DE MANERA EXCLUSIVA
  
  - NO DICE CUALES SON LOS TERMINOS CONTEMPLADOS PARA LA
  ENMIENDA DE
LOS ARTICULOS QUE PROPUSO LA ASAMBLEA.
  PRESUPONER QUE
LO SABEN LOS VOTANTES, NO SOLO ES UN ENGAÑO,
  ES UNA ABERRACION JURIDICA Y UNA VIOLACION DE LOS DERECHOS
  POLITICOS DE LOS VOTANTES, PUES CADA QUIEN TIENE DERECHO A
  SABER POR QUÉ COSA ESTÁ VOTANDO.
  
  - EN LA PREGUNTA QUEDA UN VACÍO: ¿PERMITIR LA
  POSTULACION... CUÁNTAS
VECES?... PORQUE TAMPOCO SE ATREVEN
  A DECIR REELECCION INDEFINIDA. INCLUSO LA IDEA QUEDA
  INCONCLUSA, NO APARECEN:  EL QUÉ, DE QUIÉN, EL CÓMO, Y EL
  POR QUÉ
  LO ÚNICO QUE QUEDA CLARO ES QUE LA ASAMBLEA QUIERE
  ENMENDAR UNOS ARTICULOS, PARA POSTULAR A ALGUIEN A NO SE
  SABE CUÁL COSA, NI POR CUÁNTO TIEMPO, NI CUÁNTAS VECES...
 
  
  !GENIALES EN EL USO DEL IDIOMA,
  
  A ELLO SE UNE:
  
  1.- NO RESPETAR  LOS PLAZOS QUE CONTEMPLA LA LEY PARA EL
  PROCESO DE UNA ELECCION= VIOLACION DE LA LEY ELECTORAL
  
  2.- EXCLUIR CASI 400.000 VOTANTES NUEVOS QUE CUMPLIERON 18
  AÑOS, A QUIENES SE LES ESTÁ VIOLANDO UN DERECHO
  CONSTITUCIONAL Y UN DERECHO HUMANO
  
  3.- LA PRISA POR SACAR LA ENMIENDA ANTES DE QUE LA
  SITUACION ECONOMICA
COLAPSE AL GOBIERNO

 

Venezuelamia

Estocolmo, Suecia

 

¡ Échenle gases…!

 

 

Con esta violenta orden del teniente coronel, se evidencia la calaña que caracteriza al dictador, que no sólo fue y es un golpista inmisericordioso sino también un cínico mentiroso que está dispuesto a utilizar cualquier cosa para quedarse en el poder.

 

¿Cómo la ve, Sr. Presidente,  si, al contrario, decimos “échenle gases al dictador”…?

 

Bueno, diría usted, todo contestatario sin excepción va preso, golpeado y en el mejor de los casos desaparecido (igual que hizo Pinochet).

 

El “benefactor de la sociedad venezolana”, muestra su más genuina actitud con esas frases (el título) promulgadas en una de sus últimas alocuciones (y ya estamos viendo los resultados con La Piedrita).

 

No nos sorprenda que, más allá de esas exageraciones populistas, no sean fatuas sus advertencias, ya que desde la funesta orden de activar “el plan Ávila” quedó claro que este señor (perdonen a quien irrite con lo de “señor”) es capaz de matar hasta a su madre patria por la silla.

 

Bueno, si la cosa es así: eso de “gases con nosotros”, no tendremos más alternativa que: “gases con el”.

 

Es fácil decirlo desde la tranquilidad del sofá de la casa, pero, pensándolo bien, ¿hasta cuándo va a estar el sofá de la casa dispuesto a darnos infinita tranquilidad?

 

No, amigo, esto va a ponerse color de hormiga. O es ahora o nunca: o sale por las buenas (aceptando que aún está allí por sus continuas trampas y su ahora mermada chequera), y se va, o tendremos que sacarlo con los mismos métodos que nos quiere aplicar.

 

De ahora en adelante, lo único que le queda a este “señor” es sincerarse y convertirse, ante el mundo, en lo que verdaderamente es: un vulgar dictador (de paso, psíquicamente enfermo) que pretende imponerse sobre una mayoría abrumadora de contrarios que aún, aunque vamos progresando a pasos agigantados, no nos hemos terminado de encontrar para proporcionarle un ultimátum definitivo.

 

¡Apréstese teniente coronel…! que lo que le viene es una estocada final nacida desde el mismo pueblo que usted, falsamente, pretende decir que es exclusivamente suyo…

 

Liko Perez

Estocolmo, 2009-01-20

 

Un total desencanto

Liko Perez

 

Comenzar el 2009 con la perorata de los 50 años de la revolución cubana, nos indica que estamos comenzando igual que como terminamos: con un régimen gastado y repetitivo que ya ha agotado todas las extravagancias que anteriormente lograban irritar a la comunidad internacional.

 

Ahora es diferente, interpretando más o menos lo que piensan en el exterior, quiero comunicarles, auque nos duela a todos, las opiniones que se escuchan:

 

Sr. Presidente (dicen sin decirlo literalmente), deje de fastidiar y métase su haciendita tropical por donde más le convenga; y sobre todo, deje la gritadera, que nosotros tenemos cosas más importantes que resolver en estos momentos…

 

No nos impresiona su satélite Simón Bolívar (oigo decir), artefacto supuestamente “divino” (pero simplemente otro “Gadget” comprado) que pretende usted utilizar para satisfacer sus pretensiones ególatras cual lorito bolivariano multicolor a nivel internacional.

 

Ni tampoco nos levantan ronchas sus amenazas de “cortarle” el petróleo al mundo. Así como que si fuese usted la última Coca Cola del desierto.

 

No, Sr. Presidente, ya la cantidad de crudo que usted produce es tan paupérrima y de tan mala calidad, que en estos tiempos de crisis, y gracias a usted mismo, el oro negro venezolano va perdiendo la lucidez que otrora disfrutara con dignidad.

 

No nos inquieta tampoco que pronto nos amenace eufóricamente con mandar los Sukhoy a apoyar a Hamas en el medio oriente (sería una fanfarronada más, como aquella de los diez hambreados batallones con que pomposamente mandó a “defender” las fronteras de su patria), ni tampoco nos molesta que pretenda importar una planta atómica chucuta desde Irán, ni que le lleguen a tiempo los submarinos de Putín, ya que sabemos que los aviones son de adorno, la planta atómica, una quimera, los submarinos, juguetes sin puerto y su centro satelital, rodeado de antenas parabólicas rimbombantes, son sólo bambalinas ilusorias que adornan su triste y desprestigiado teatrillo de corral.

 

Lo que sí nos inquieta es la cantidad de enfermedades que comienzan a proliferar en su hacienda, la cantidad de deshechos humanos que va produciendo su política social, la desnutrición y la falta de atención que prácticamente le va imponiendo a la población y su consciente propensión a la desidia, a la normalización de la angustia, de la trampa, del dolor, del miedo, de la miseria psíquica, del desencanto y de la desesperación.

 

También nos preocupa que aunque “su pueblo” ya le ha dicho que no, usted insista en que diga que sí; y que pretenda callar, apabullando, a los que se atreven a hablar contra el no indefinido.

 

De la misma forma, y eso ya por estricta consideración humanitaria, nos alarma que siga usted siendo un mal padre que dilapida el patrimonio de sus hijos en fiestas y compras donde su egolatría es el objetivo principal, sin considerar, ni siquiera notando sus patentes lágrimas y sangre, las dolorosas penurias que a diario los aquejan.

 

Igualmente, Sr. Presidente, lo que particularmente nos preocupa es el adoctrinamiento antidemocrático que usted y sus secuaces, sistemáticamente, le impone a un pueblo joven con ganas de vivir sin amarras, que no quiere aplaudir verborreas idiotas, que tiene dignidad y que se resiste, calladamente, al avasallante intento absolutista que su régimen bochinchero pretende sea aceptado “mansamente” en su país.

 

Finalmente, Sr. Presidente, señalan en su sabio país que “burro amañao, no sale con buenos modales”, y aunque no entendemos totalmente lo que eso significa, esperamos, con toda sinceridad, que resulte ser lo mejor para su patria.

 

¿Por qué no se calla de una buena vez y deja de atormentar a los que sí quieren trabajar por la tranquilidad y el bienestar de su país…?

 

 

P.D.: Así interpreto lo que piensan en el exterior y así se los transcribo a ustedes…

 

Liko Perez

Estocolmo, 2009-01-03

 

 

Ya te dijimos que NO.

TalCual
Teodoro Petkoff
¿Qué es lo que quiere Chávez? ¿A dónde quiere llevar al país? Sus resuellos por la herida parecen los de la respiración de una ballena. Las derrotas experimentadas en varios lugares neurálgicos lo han llevado a tomar medidas de un abuso autoritario indescriptible. De un plumazo ha comenzado a despojar a la Alcaldía Metropolitana de Caracas y a varias de las gobernaciones ganadas por la oposición de competencias y atribuciones, así como de bienes, de toda índole, desde el estadio Pachencho Romero, arrebatado a la Alcaldía de Maracaibo, hasta armas de los cuerpos policiales regionales, pasando por la televisora de la Alcaldía Metropolitana y escuelas estadales. Todas estas cosas transferidas al gobierno central, en una tentativa de reducir a un cascarón vacío a esos gobiernos regionales y locales.

 Chávez ha iniciado, pues, el asedio de las posiciones conquistadas democráticamente por la oposición. Está tendiéndoles un cerco. De los ataques con piedras y "manifestaciones" convocadas sin son ni ton, se ha pasado a las acciones administrativas. Lo que ocurre es que este operativo político-militar lo dirige el general Chacumbele, el más torpe de los generales de nuestra historia, el rey del autogol. Todos estos cobardes abusos de poder, extensión de su escatológica campaña electoral, no pueden conducirlo sino a nuevas derrotas y a la aceleración de su imparable descenso. Ese que se expresó en la cifra que le sacó la piedra. Esa que no hay cabriola aritmética que pueda maquillar. Entre el punto más alto de su poder electoral, la reelección de 2007, con sus 7,5 millones de votos, y el plebiscito regional y local del 23N, donde fue candidato en 22 estados y 328 municipios, con sus 5,5 millones votos... todavía se le quedaron descolgados 2 millones de votantes, cuya reticencia, a estas alturas del juego, ya parece asumir características definitivas. Todo indica que se fueron para no volver. Por eso su discurso se ha vuelto tan venenoso y su proceder tan suciamente retaliativo, como el de un adolescente al cual le quitan un juguete y responde con una rabieta.

 

Como el que cae en un tremedal, mientras más se mueve, más se hunde. Esta nueva ofensiva del general Chacumbele está condenada al fracaso. Para todo el país ha sido visible el contraste entre los elegidos de la oposición y hasta el de algunos gobernadores chavistas, llamando al trabajo conjunto y concertado con el gobierno central y los tambores de guerra que está sonando el Presidente. Ya debería saber que eso no le da votos.

 

Está sembrando la semilla de la estrepitosa derrota que lo espera con lo de la reelección perpetua. Esa, que no pasó una vez, esta vez tampoco pasará. El numerólogo debería estudiar bien los números pero dentro del contexto político. Si no estuviera tan ardido, tan reconcomiado, el examen frío de la situación debería hacerle ver que esa enmienda no tiene vida. ¿Qué parte fue la que no entendió del resonante NO que ya se le propinó el 2D?

 

HUGO:OBAMA NO ES ARISTOBULO...

Hugo: Te escribo esta carta, porque veo que estás medio confundido. El otro domingo te vi por televisión, entusiasmadísimo con el triunfo del negro (como cariñosamente lo llamaste).

Yo sé que a veces uno se confunde, porque en realidad hay varias coincidencias (si te pones a ver). Por ejemplo: El papá  de Obamita llegó aquí desde Kenia...que es algo así como Sabaneta. Ok. Y tanto él (Obamita) como tú, tuvieron un sueño...y a ambos se les cumplió.

La diferencia está, mi entrañable Hugo, en que este "negro” como tú lo llamas, se dejó de complejos y pendejadas, y se dedicó a  ESTUDIAR. Sí...como no... jugó y juega básquet, como tú jugabas beisbol, pero no se metió a militar para ver si llegaba a ser basquetbolista... ni tampoco se dedicó a conspirar contra el gobierno. Se dedicó a ESTUDIAR.. Sí. Está bien. Por allí hay otra coincidencia: Así como tu familia vive en Sabaneta, la abuelita paterna de Obama vive en Kenia...pero sin Hummers...
De verdad que hacía falta un cambio en el imperio messmo, Hugo...pero sin odios...aunque haya racismo (porque lo hay). Y aquí va otra diferencia:

En el primer discurso del "negro" como tú lo llamas, no se burló del viejo Mc Cain, como tú te burlaste del viejito Caldera, sino que le agradeció como americano, sus luchas anteriores (las de Mc Cain) para que él (Obama) pudiera tener un país como el que tiene. Eso mismo has debido hacer tú... porque al fin y al cabo, si no hubiera sido por Caldera... tú nunca hubieras llegado ahí.. ¿o no?

Por allí también te escuché decir que "había por fin un Chávez en la Casa Blanca" ¿Te imaginas pues, que Obama empiece a cambiarle el nombre a todo lo que se le cruce en el camino? La estatua de la Libertad ya no sellamaría así, sino "Cilia Flores en NY"El gobierno ya no sería "el gobierno de los Estados Unidos" sino la república "washingtoniana" de los Estados Unidos de Norteamérica...Obama le daría una bola de billete a Don King para que se paseara por todo el país cantando Uh!Ah! Obama no se va!!!

Ah! Y los domingos! ¿Te imaginas todos los domingos un Hello president...? No me imagino a Obama narrando como le dieron retortijones el primer día que llegó a la Casa Blanca y le sirvieron caraotas con tropezones. O haciendo "presidential chains" (sí las horrorosas cadenas) diciendo: They won't come back (no volverán) o diciéndole a los de la oposición "sons of a bitch"o peor aún: diciéndole a Michelle -su mujer- ante medio planeta: "Wait for me I'm gonna give you, even with the bucket!!!" (Espérame que te voy a dar hasta con el tobo..)

Ahora lo que sí te digo, mi pana Hugo, es que aquí en el imperio messmo se ve un NEGRO POR VENIR, (en Enero para la Casa Blanca) y un  NEGRO PORVENIR (para ti el 23 de Noviembre en las elecciones)

Te saluda desde aquí (el imperio messmo)

 

 

 

 ¡No es traidor, es traedor!
 

 Me permito corregirle presidente, no es traidor, es ¡traedor! Me siento comprometido a responder a este asunto de ser traidores por vivir en Carabobo, no porque tenga importancia la babosada dictatorialucha de un pensamiento absolutista, no.

 

Quiero corregir el término por el orgullo que siento de ser Carabobeño, aún y cuando mi madre dio a luz en Caracas. Tengo 32 años viviendo en esta tierra pujante que se conformó en la Ciudad Industrial de Venezuela gracias a un grupo de hombres visionarios, responsables y con alto sentido de la importancia del desarrollo social 'en democracia'.

 

Entre estos ilustres caballeros forjadores de futuro se encuentra Don Luis Núñez Pérez, fundador de la Zona Industrial de Valencia, como lo ha denominado en más de una ocasión la misma Cámara de Industriales del Estado, donde existe un salón con su nombre en honor a tan insigne carabobeño. Muchos conocen la historia de los logros de Don Luis, como lo llamaban con una mezcla impecable de respeto y cariño.

 

Muchos saben de sus hazañas para lograr crear la Zona Industrial, la Cámara de Comercio, la Cámara de Industriales, FUNVAL, la Revista Valencia Económica, entre tantas otras cosas que logró como concejal de Valencia y empresario. Todo esto con un sexto grado de educación pero con una visión de futuro extraordinaria , una fe inquebrantable y un corazón de león. Con orgullo puedo decir que somos tierra de ¡TRAEDORES! Traedores de esperanza, traedores de futuro, traedores de sueños y logros. Mi abuelo, Don Luis, sí, mí abuelo materno, fue uno de los tantos hombres TRAEDORES de progreso a esta tierra pujante y hermosa. Que orgullo poder descender de un linaje de TRAEDORES como mis antepasados (tanto Núñez, como Don Luis, como Branger, de los telares, los bomberos, la avenida, el tren, entre otras tantas cosas que trajeron al estado).

 

Somos traedores de paz, de salud, de prosperidad, de lealtad a la Patria de Bolívar. Tierra de libertadores, de batallas, de expansión. Me encanta ser parte de la historia de un Estado lleno de historias positivas y de gente que como yo, trae luz todos los días a nuestros municipios, con su trabajo, su decencia, su amor por lo nuestro. TRAIDOR es aquel que regala lo que tanto trabajo nos cuesta. Traidor es aquel que permite que la bandera sea pintada de colores extranjeros.

 

Traidor es aquel que pretende salvar a otras naciones y deja morir a su propio pueblo. Traidor es aquel que jura en falso el nombre de Dios cuando promete un futuro que jamás llegará. O es que, ¿diez años no han sido suficiente prueba? Señor presi demente (y no es un error ortográfico), Ud. no solo es un traidor sino un cobarde. En diez años jamás se ha responsabilizado del desastre de País que hoy tenemos. Siempre busca la culpa afuera, conducta por demás comprobada y conceptualizada por la psicología como 'proyección'. Ud. proyecta en los demás todo lo que Ud. lleva por dentro y para colmo de males, le importa un pepino. ¿Bajo la presidencia de quien vivimos lo que hoy vivimos pues? ¿Entonces? Más traidor será UD. Por lo tanto, la palabra correcta para todos los Carabobeños es TRAEDOR. Gracias a Dios por el libre albedrío: Ud. mi querido (a) lector (a) decidirá ser TRAIDOR o TRAEDOR.

Yo, con orgullo, decido ser un ¡GRAN TRAEDOR!

 

 

Dr.Juan C. Branger para REVOLUCIÓN SIN R

 

Mátenme, por favor

 

Año tras año, ha implorado el Teniente Coronal que lo maten. Los supuestos intentos de magnicidio (sin ningún tipo de pruebas) se suceden como una ristra interminable, más bien discurren como una pesada letanía que, prácticamente, ensordece nuestra capacidad de entendimiento y nos obliga a pensar que, finalmente, el magnicidio ha de ser una realidad que debe llegar.

 

No es la oposición la que aúpa tales actitudes. Es el “propio Teniente Coronel” quien las alimenta desde la palestra, posiblemente anestesiado por la crasa necesidad de “seguir siendo alguien” después de muerto.

 

Dicen que tanto va el cántaro al agua hasta que se rompe.

 

Es cierto que para algunos ciudadanos venezolanos, presionados por esta continua e inmensa perorata sobre los homicidios políticos, la posibilidad del aniquilamiento “brusco” de un indeseable, empieza a ser una verdadera posibilidad. Sobre todo, si es el mismo afectado quien lo busca con vehemencia.

 

Anunciar nuestra propia muerte es señal de tirar la toalla antes de tiempo. Es como aceptar que hasta aquí hemos llegado y que de aquí en adelante todo sólo puede ser “lo bueno que pudo ser”.

 

Yo por mi parte, al igual que Rafael Poleo y otros insignes batalladores por la libertad democrática en Venezuela, prefiero pensar que nada de magnicidio: más bien pienso en mucho encarcelamiento por faltas a los derechos humanos de los venezolanos (simplemente algo así como La hojilla de la Haya).

 

El G2 cubano, inequívocamente, insiste en la versión estrambótica del magnicidio (igual que como hicieron con el pobre Allende, que lo mataron antes de que capitulara). Chávez ya está montado en la misma olla: o corre o se encarama, o se prepara para ser “un mártir productivo”. El G2 cubano no es de jugar, al igual que no lo era la Stasi alemana (Staatssicherheit), ni tampoco el ahora sobreviviente, tenebroso y reivindicado KGB soviético.

 

Chávez ha caído en la trampa y se ha apartado de la benevolencia de la idiosincrasia nacional, que tradicionalmente ha perdonado todo, y a todos (y él lo sabe por propia experiencia).

 

Su exacerbada agresividad sólo lo acerca cada vez más a eso que el mismo pregona: una inmolación a priori.

 

No entiendo entonces por qué tanta alharaca con las reflexiones de Rafael Poleo y otros venezolanos.

 

Si en realidad estamos alimentados, 24 horas diarias, con la idea de la desaparición del líder, ¿qué hay de malo entonces en pensar que sí existe una posibilidad?

 

Yo mismo he llegado a pensar, luego de las innumerables y fastidiosas descripciones oficialistas sobre los repetidos planes magnicidas, que sí es posible que exista la posibilidad de que sea cierto que existe algún verdadero riesgo “o intención” de cometer tal atrocidad.

 

Pero, como soy demócrata, al igual que Poleo y otros tantos compatriotas, quiero dejar en claro que, por mi parte, nada de magnicidios. Más bien cárcel por traición a la patria, por traición a los principios democráticos, por traición a los valores de hermandad que siempre han caracterizado a la sociedad venezolana.

 

Espero que los aprendices a “esbirro nacional-socialista” de la oficialidad venezolana entiendan que, mientras más se afanen en crear una realidad inexistente, más la hacen posible, aunque les sea adversa.

 

A final de cuentas (qué contradicción), los que pueden matar a nuestro presidente serán los que dicen que lo pueden matar.

 

Así de enmarañada es la vida.

 

Liko Pérez

Estocolmo, 2008-10-23

 

  

Los disparates del gobierno

Lunes, 13 de octubre de 2008

Mientras la oposición calla…..el gobierno se desboca en disparates. Las declaraciones que los venezolanos escuchamos cada día de boca de Chávez o cualquiera de sus funcionarios, son tan increíbles que a uno mismo que lo vive todos los días le da a veces hasta risa cuando las cuenta.

 

Un mandatario pidiéndole al pueblo que debe conducir por caminos de ley y paz, que “pulvericen” a sus opositores, incitando al odio, sometiendo al escarnio público a trabajadores que tienen responsabilidades familiares y pueden hasta perder la vida en manos de esa barbarie embrujada por lo peor de si misma y que estimula la figura roja rojita desde una tarima o el propio palacio de gobierno que hace tiempo cerró “el balcón del pueblo”; otro cortesano de la venganza vociferando que los “va a quemar vivos”, o un ministro convulso de rencor , airado, congestionado el rostro, insultando y acusando.

 

Frente al compromiso del próximo 23 de noviembre, una Venezuela harta de maltratos, insultos y amenazas, vive su proceso por dentro. Está prohibido olvidar….pero también caer en provocaciones, que es lo que el gobierno está buscando. Porque saben lo que pasa, lo que está pasando y lo que va a suceder. En la televisión las cámaras pueden adecuarse a los mandatos del momento , los autobuses siguen esperando en filas interminables que el “líder” termine los discursos de siempre, pero la verdad está inalterable en el ánimo de un país que ya sabe también de la incapacidad, la corrupción y la perversión de un régimen que tras diez años de gobierno vuelve a prometer como cosa nueva lo que nunca cumplió. Chávez se deleita provocando al imperio y trae a América los rusos, los libios, los iraníes, los chinos. Nos mete irresponsable y despiadadamente en el epicentro del peligro bélico, incita al enfrentamiento nuclear actuando como el “gallito puertorriqueño” que alardeaba cuando tenía atrás al gallo grande.

Es un todopoderoso porque está rodeado de guardaespaldas, de escoltas de todos los países socios, gorilas que bien pagados también exprimen los fondos públicos. Hoy Chávez tiene frentes abiertos en todas partes.

 

En La Haya expedientes jugosos se pasan de mano en mano , en Estados Unidos se desnuda su gobierno de corruptelas de cualquier tipo, el sector petrolero antes respetado en el mundo entero que tenía como icono a un hombre decente, Juan Pablo Pérez Alfonso, hoy manosea su prestigio con funcionarios de extraña ralea que cometen ilícitos, que son delincuentes de poca monta ante todos, aquí y más allá; en cualquier otro lugar del mundo donde aparezca un hecho de drogas o corrupción, no extraña encontrar a un venezolano ligado con Chávez, y su historia con las FARC ya enredó bastante las relaciones con otros gobernantes. El Rey Midas convertía en oro lo que tocaba. Chávez lo convierte en problema. Contamina. Los editoriales y caricaturas de Argentina, Chile, Bolivia, y hasta Ecuador, dicen ya de su desnudez. Tiene frentes abiertos en todas partes y en los que no es porque lo exprimen, lo viven. O sea, viven a Venezuela. Y ya está bueno de esta pena ajena, de esta locura! Nos va a costar mucho….pero mientras más tarde…más difícil! lA cita es el 23 de Noviembre! 23N!                  

Isa Dobles                           <mensaje politico>

Declaración de la Unión Nacional de Círculos Bolivarianos

Chávez ya no representa al pueblo Bolivariano,
todos a votar en contra del PSUV
creador de desempleo, desabastecimiento,
miseria e inseguridad pública

NI UN GOBERNADOR, NI UN ALCALDE CHAVISTA EN NOVIEMBRE 

Le aclaramos al pueblo de Venezuela que Hugo Chavez 'El Viajero' ya no representa al pueblo Bolivariano que tanto apoyo y victorias le ha dado. Yo, Juan Carlos Medina Fontalvo, en nombre de la Unión Nacional de Círculos Bolivarianos, hago un llamado a todos aquellos miembros de los Círculos Bolivarianos a nivel nacional, a todos los miembros de PSUV, que han sido utilizados y engañados por la nueva élite corrupta, a todos los venezolanos que han sido víctimas de robos y secuestros, a todos aquellos que han sufrido la pérdida de seres queridos en manos del hampa salvaje que se adueñó de las calles venezolanas, a todos ustedes, les hacemos un llamado a no votar por este gobierno retrogrado, creador de miseria e inseguridad. Hugo Chavez ya no es garantia de nada para los venezolanos.

Ya en Diciembre del año pasado vieron los resultados de nuestra fuerza politica y nuestro trabajo furtivo, ahora llegó la hora de sacar a todos los Gobernadores y Alcaldes que fueron puestos por Hugo Chavez, y que son una partida de ineptos (vease Acosta Carles), que no hicieron nada por mejorar las condiciones de vida de los venezolanos, y llegó la hora de pasarles la factura, en Noviembre recuperaremos los Estados y Municipios de la cuerda de locos fanáticos y luego le tocará a la Asamblea Nacional, les quedan dos meses de whiskey y caviar, que les aproveche.


No se justifica que en nuestro pais siendo tan rico, cada día salen miles de venezolanos al extranjero, porque en nuestro propio pais el Presidente no nos garantiza ni la vida (vease inseguridad publica) ni un empleo justo y digno (de empresa privada) para mantener a nuestras familias, cada dia miles de miembros de los Círculos Bolivarianos emigran aun habiendo apoyado su gobierno y habiendo arriesgado todo para que usted lograra la victoria, hoy tienen que emigrar, eso no se lo han dicho ni Elias Jaua, ni Diosdado Cabello, Ni Cilia Flores, Ni Maduro, Ni Saul Ortega, ni Pedro Carreño, ni ninguno de los ineptos que sin tener experiencia ni ganas de trabajar hoy ostentan cargos que otros venezolanos competentes deberian de ostentar.


La revolucion no justifica acciones y leyes que producen mas miseria. Somos Bolivarianos pero no imbéciles. Desde hace tiempo venimos observando una actitud errática y poco elocuente del Presidente Hugo Chavez Frias y los máximos representantes de la Asamblea y demas órganos públicos. Existe mucha opulencia y egocentrismo en su forma de actuar, ya ustedes se desconectaron de la realidad venezolana y por eso ya no nos representan.


Tenemos todo el peso moral para reclamar y ustedes todo el peso inmoral de aceptar que fallaron, llego la hora de corregir los errores y en Noviembre lo haremos, saldrán todos, de eso pueden estar seguros,



NI UN GOBERNADOR NI UN ALCALDE CHAVISTA

EN NOVIEMBRE.

BOLIVARIANOS SOMOS TODOS -
EL CHAVISMO NO EXISTE !!!


Bolivarianos SI Socialistas NO
Votemos por los Lideres Regionales
Votemos por nuestra Patria Venezuela
Todos a reproducir nuestro Manifiesto


'Mientras Venezuela Tenga Hijos que la quieran,
Lucharemos por ella'

jcmf8000@msn.com

Juan Carlos Medina Fontalvo

Director General de la Union Nacional de Circulos Bolivarianos

 

Pagina Oficial de la UNCB

uncb.blogspot.com

 

El costo del desastre

 

Las cosas se siguen poniendo rojas rojitas para el régimen bolivariano, ahogado en su fracaso y en el delirio de su dirigencia. El presidente amenaza a los venezolanos de la manera  más cínica. Anuncia, con un descaro único, que desaparecerán todos aquellos que unidos al imperio, los pitiyankis, como lo reitera obsesivamente, se opongan al régimen. Desde ahora, ante las elecciones de noviembre,  anuncia que de ganar la oposición la mayoría de las alcaldías y gobernaciones, como está previsto, aunque algunas encuestadoras animen a los oficialistas revolucionarios indicando lo contrario, el país se acabaría y los beneficiarios, los dependientes del régimen, aquellos que con la soga al cuello esperan los mercales, las dadivas, para sobrevivir, sufrirían los rigores del regreso a la cuarta república. 

 

Lo cierto es que la miseria integral acorrala al país. Las calles de tierra, inmundas, al estilo de las más pobres ciudades y pueblos del tercer mundo, en donde impera el hambre y las enfermedades, son la muestra más clara del fracaso de los bolivarianos en su pretendida y usurpada gestión de desgobierno. Transitar por las calles de Petare, de sus barrios, por el centro de la capital, más por el oeste, para limitarnos a Caracas, es una verdadera vergüenza revolucionaria. Pero los venezolanos no son tan imbéciles como lo creen los chavistas. La diferencia que ha marcado este régimen con el pasado es abismal. Un país más pobre, más miserable, integralmente destruido.

 

Se perdió la oportunidad y eso cuesta. Se robaron las esperanzas, las ilusiones y eso cuesta. El desastre tiene su precio, a pagarse de contado en noviembre.

 

Los errores bolivarianos no solamente no se corrigen, sino que se acentúan. El empeño de los totalitaristas persiste. La idea o el plan trazado es acabar con todo, con los recursos, con las instituciones, con la sociedad venezolana, para hacer dependiente a un pueblo acostumbrado a la libertad. Hacer un país de beneficiarios por la vía de la destrucción es un proyecto errado.

 

Se han revertido los valores, se han introducido formas de gobernar ineficaces e inaceptables y eso cuesta. PDVSA, el ahora gigante de la administración, la caja chica de Miraflores, se ocupa del petróleo, de los alimentos, hasta de los deportistas y de las viviendas, amén de su política exterior de comprar aliados. La una vez eficaz industria petrolera no lo es mas. Abandona la meritocracia, asume responsabilidades impropias, invade esferas de 14 ministerios, dejando al lado las funciones para las cuales fue creada por la democracia, en la década de los 70 cuando se organizaba el país dentro de un marco de libertades y de dignidad.

 

La democracia es nuestro sistema, aunque una forma de gobernar totalitaria que quiere imponernos el chavismo desdibuje nuestras creencias y dogmas. Las encuestas reflejan la vocación de los venezolanos lo que debe considerar seriamente el chavismo, su PSUV y el mismo Hugo Chávez pues su propuesta es incompatible con los principios y valores que fundan nuestra sociedad.

 

El régimen aparenta solidez, cuando lanza sus amenazas en cadena y rompe las reglas. Pero su fragilidad es evidente y progresiva. El deterioro y su fin se aproximan.

 

Robert Carmona-Borjas

 

Lo que está en juego

 

Si la oposición gana las elecciones regionales y municipales del 23 de noviembre no cambiará el gobierno, pero si las gana el oficialismo Hugo Chávez insistirá en la obsesión que le quita el sueño: reformar la constitución para quedarse en el poder indefinidamente.

No cambiará el gobierno, es cierto, pero sí las condiciones en las cuales el gobierno gobierna. Las elecciones pueden servir para fortalecer la descentralización o para demoler lo que queda de ella. Las elecciones pueden servir para poner un freno al poder personal desbocado que decreta leyes que nos empobrecen, como mostraremos más adelante, o para azuzarlo en su carrera enloquecida. Las elecciones pueden servir para comenzar a restablecer equilibrios políticos en un país donde el oficialismo se cree amo y señor, o para reforzar el actual monopolio que discrimina y excluye. Las elecciones pueden servir, además, para defender, mejorar o cambiar nuestros gobiernos regionales o municipales, o permitir que toda Venezuela se nos convierta en un gigantesco municipio Libertador, infestado por el hampa, la basura y el desorden. Así que no da lo mismo. Sea como sea, el 23 de noviembre es importante.

En el seno del oficialismo lo planteado es la hegemonía del PSUV y la tabla rasa con los hasta ahora aliados. Llevarse por delante y hacer desaparecer al PPT, al PCV, a UPV y a toda expresión de personalidad propia, para después asegurar la uniformidad dentro del propio PSUV, porque el unanimismo expresa una paranoia inagotable. Hay once estados donde los seguidores del proceso van con opciones múltiples y por lo menos en dos de ellos, Barinas y Guárico, los disidentes lucen con opción ganadora. Pero el objetivo de Chávez es acabar con eso y meter en un solo puño a los suyos.

El que con todo el dinero y el poder disponibles, sean muchos menos los estados donde el oficialismo va unido que aquellos donde esa es la situación de los demócratas, debería ser suficientemente elocuente con relación al mérito de los partidos y liderazgos.

En la unidad alcanzada por los factores políticos responsables de ofrecer una alternativa hay logros notables y carencias imposibles de ignorar. En las fallas, las hay comprensibles y, también injustificables, como el mal ejemplo de Caracas, la incapacidad para presentar opciones integradas en Chacao, El Hatillo, Libertador, y la Alcaldía Metropolitana, algo que se nota demasiado teñido de mezquindad.

La unidad en diecinueve candidaturas a gobernador muestra una aptitud y una vocación que animan la esperanza. En algunos casos, todavía hay que trabajar más para mejorar las condiciones para una lucha que no será fácil. En Táchira, Bolívar y Yaracuy, estados donde todo promete grandes posibilidades de triunfo, no debería la oposición conformarse con las cosas como están.

La armonización para fortalecer la alternativa tiene asignaturas pendientes en el campo de las alcaldías, donde mucho se avanzó, y en el de los consejos legislativos, factor clave para la contribución de la dirigencia política de cada lugar.

La agenda de esta campaña es, pues, clarísima. Para Chávez, mover cielo y tierra para fortalecer su instrumento y ganar para buscar la reelección que ansía. Para el PPT, el PCV y otros aliados del proceso, no dejarse borrar. Para el liderazgo opositor y democrático en general, demostrar grandeza y capacidad de ceder en aras de lo crucial. Dentro de éste, para los inhabilitados, salir a jugársela contra el poder que los trató injustamente y, convirtiéndose en paladines de la opción unitaria, demostrar que no los anima una ambición personal sino principios, valores y lealtad a los venezolanos. Para los ciudadanos, claridad en lo que está en juego y sensatez para rematar la faena allí donde los políticos no pudieron, concentrando su voto en las mejores opciones.      

Socialismo empobrecedor

El paquete de veintiséis leyes decretadas en la rayita de la habilitación son una evidencia más de la mayor verdad que los venezolanos hemos podido ver: Esa tizana ideológica fermentada que llaman pomposamente socialismo del siglo XXI es una máquina de producir pobres.

En las leyes decretadas no hay nada nuevo. Ningún cambio. Ninguna rectificación. Es lo mismo que se viene hablando y haciendo, pero más rígido, más invasivo, más ambicioso. El gobierno no admite que está equivocado, cree que el problema es que no ha aplicado suficientemente la fantasiosa receta, vieja y fracasada, que tiene entre ceja y ceja.

Los controles de precio y cambio no han funcionado, tenemos la inflación más alta de América Latina y escasez de productos, los rubros controlados suben tanto como los desregulados, y se decreta una ley que aumenta los controles a niveles demenciales. Las iniciativas económicas del chavismo naufragan o encallan, la distribución gubernamental de alimentos es un laberinto de derroche y corrupción, y se nos anuncia el objetivo revolucionario de que sea el gobierno el que produzca directamente 25% de los alimentos procesados, mediante un plan estratégico con los ministerios de Agricultura y Tierras, Economía Comunal y Pdvsa. El Banco Industrial ha quebrado varias veces en estos diez años, el gobierno no haya qué hacer con los sopotocientos bancos que ha creado, y ahora gastará unos miles de millones que hacen falta para otras cosas, nada más por darse el gusto de tener el Banco de Venezuela. Los que no han podido manejar el bolívar inventan ahora “monedas comunitarias”.

La ignorancia y la superstición son terribles, pero quien las paga es el pueblo. El trueque es una idea pre-medieval. Una “originalidad” con mil años de atraso. Ya andan buscando plata para SIDOR. Un problema que antes era de sus dueños, ahora es de todos los venezolanos y se dedicarán a la empresa recursos que se quitarán a hospitales y escuelas.

La seguridad jurídica, la separación y el equilibrio de poderes institucionales y no personales, la existencia de unas Fuerzas Armadas profesionales, no politizadas y al servicio de la seguridad y defensa de toda la nación, son rasgos distintivos de las sociedades más avanzadas, aquellas cuyos pueblos son más prósperos y más libres. Nosotros vamos al revés. La consecuencia será más desconfianza, más desinversión y más desempleo.

Lo mismo que la reforma constitucional, este paquete de leyes tiene que ver con la vida diaria y el futuro de la gente.

 

 

¡Totalitarismo, evidente!

 

El régimen bolivariano es de corte totalitario. De eso no debe haber dudas aunque los adulantes de siempre, una vez en la cuarta ahora en la quinta, como el “académico” embajador en Madrid que una vez admiré, Toro Hardy, contraríe la realidad diciendo cuanto disparate se le ocurre. El trabajo del acomodaticio diplomático con los medios y la opinión pública no es nada fácil. Vender lo invendible, ni con la mayor adulancia se puede. Este, como otros, sigue en el espacio “closet”, al que se refirió el usuario embajador ante la OEA, Chaderton Matos. Pero, las debilidades se conocen desde siempre.  El proyecto revolucionario bolivariano, además de incompresible, se basa en estructuras endebles que se rompen con el menor peso.

 

El régimen insiste en los atropellos. Hemos bajado la cabeza ante las groseras inhabilitaciones de Russian quien tarde o temprano tendrá que rendir cruenta ante la justicia por este atropello sin precedentes. Distinto es en relación con el alijo que nos quiere meter el  presidente, con  los poderes que le otorgó la sumisa Asamblea Nacional. Este vulgar contrabando de una “preciada” mercancía comunista no va a ir muy lejos, sin generar enormes problemas al país. Los venezolanos no van a permitir que se desprecie su voluntad, expresada el 2D, cuando se dijo NO, rotundamente, al disparate totalitario chavista. Detrás del “golpe” del 1° de Agosto hay mucho.

 

El régimen bolivariano se ha salido del ámbito de la democracia. La forma de gobernar de Hugo Chávez y su grupo minoritario, es absolutamente incompatible con los principios y valores del sistema de libertades. No hay diálogo, nunca lo ha habido. Sólo imposiciones. Hay discriminación política o apartheid, siempre la ha habido. Las intenciones totalitarias son hoy realidades que tenemos que medir muy seriamente adentro, los venezolanos, y afuera, los demócratas, aunque el petróleo da para todo. La actitud del rey de España y de Zapatero y sus ministros maestra esa triste realidad.

 

La “estatización” del Banco Venezuela, anunciada sorpresivamente, sin que los propietarios lo supieran, no ha generado reacciones serias del gobierno de Zapatero. Desde luego, el Banco tiene un precio y el que se paga para que todos callen, tiene otro. Pareciera ahora que es el desprestigiado y humillado presidente venezolano quien calla a los españoles. Hemos regresado al trueque. Ahora, por espejitos, traducidos en imagen y populismo, damos el petróleo, la riqueza nacional, sin control, en perjuicio de los venezolanos.

 

Así como Russian, muchos deberán rendir cuenta ante la justicia y el pueblo en su oportunidad, por este derroche, por este crimen que es haber sometido a los venezolanos a la más profunda miseria, apreciación objetiva que se basa en las cifras serias que se suministran a diario.

 

Hasta cuándo las democracias del mundo van a dejar de ver a los venezolanos. Hasta cuándo los Lula y los Kirchners van a seguir aprovechan las debilidades de un grupo que, ténganlo por seguro, más temprano que tarde, desaparecerá. Vendrán momentos de reconciliación con los gobiernos de esos países. Está por verse. El daño causado por estos dos gobiernos debe repararse de alguna forma.

 

Las evidencias de totalitarismo son claras. No busquemos más excusas para decir que Hugo Chávez ha sido elegido democráticamente, que en Venezuela hay democracia, cuando todos saben que la independencia de los poderes no existe, que el control centralizado del Ejecutivo es una realidad. Igualmente, que los derechos humanos se pisotean a diario, los presos en las cárceles del régimen abandonados son también una muestra.

 

El sistema electoral es absolutamente desconfiable y eso es otro síntoma. Aún se esperan los resultados del 2D. Los rectores del ente mantienen silencio. Es lo más conveniente, además de ser la instrucción de quien a regañadientes y no por gesto democrático, como dicen algunos, el citado Toro Hardy entre otros, aceptó la derrota y el desprecio del pueblo venezolano que fue mayor de lo que hasta ahora se ha informado. Desde luego, ahora menos que nunca se puede divulgar la realidad. Noviembre está cerca, aunque también está lejos para algunos.

 

Robert Carmona-Borjas
rcb@arcadiafoundation.org

 

Vivir sin bozal de arepas es vivir en libertad.

 

Verdaderamente, no entiendo lo que está sucediendo en Venezuela… O quizás, simplemente, no lo he querido entender hasta hoy…

 

El hecho es que quienes ostentan el poder en el país no sólo no merecen ostentar dicho poder sino que ni siquiera poseen el apoyo de la mayoría de la población del país (pero seguimos callados).

 

Presumo que debe existir algo, alguna definición, que explique, efectivamente, nuestra resistencia a entender la realidad que vivimos hoy y que, de una u otra manera, nos permita entender hasta donde estamos llegando.

 

No se trata, por lo tanto, de admitir a priori que existe una “genuina aceptación” de “la realidad que vivimos hoy” sino más bien de tratar de explicar cuáles son los mecanismos que han hecho posible tal “inconsciente aceptación”.

 

Es muy posible que, ante la perspectiva de una incierta confrontación fraternal violenta, ingenuamente prefiramos hacernos los locos antes de que esa confrontación nos arrastre a un siniestro callejón sin salida.

 

Preferimos acogernos a la supuesta ceguedad del avestruz (como defensa pasajera), ingenuamente convencidos de que, ciertamente, aún existirá algo de pan a repartir “cuando salgamos del hueco”.

 

Es tan enorme todo lo que se han robado y todo lo que queda por robar, que de una u otra manera sobreentendemos, sin entender a cabalidad su indiscutible limitación, que sobrarán hartas migajas a disfrutar.

 

He aquí el error: como falsas aves de carroña, esperamos a que alguna descomposición apetitosa aparezca a la vera de nuestro discurrir. Y con ello, aunque no seamos verdaderas aves carroñosas dispuestas siempre a consumir las descomposiciones que depara la inexorabilidad del tiempo, inconscientemente, legitimamos una actitud que propende la paralización de nuestro más vernáculo talante contestatario.

 

El tiempo discurre y los trozos de carroña deambulan por doquier. Y de esta manera, fascinados por las posibilidades del azar, pensamos que alguno de esos pútridos trozos pueda llegar a nuestras bocas, calmando, momentáneamente, la necesidad que nos embarga.

 

Es en esta situación de “espera milagrosa” donde podemos explicar la verdadera fortaleza de los usurpadores. Es allí donde podemos descubrir nuestras debilidades. Es allí donde debemos entender la necesidad de abstenernos de morder el veneno que, tarde o temprano, terminará por eliminar nuestra autonomía y nuestra libertad.

 

Los mendrugos que ha generado el “gran golpe” al tesoro nacional promueven muy bien calculados incentivos a la holgazanería: una holgazanería (ponme donde hay) que, inescrupulosamente el estado rufián estimula para distraernos del control de todo lo que les queda por robar.

 

Mientras tanto, todo el país, ávido de soluciones rápidas que palien su desgracia, parece preferir la dádiva y no el derecho a implementar, por sí mismo (y en libertad), las condiciones naturales que la sobrevivencia le impone a todo ser sobre la faz de la tierra: trabajo, sudor y responsabilidad.

 

El próximo noviembre, aprovechemos lo poco de democracia que nos queda y votemos en contra de los ladrones que nos obligan a aceptar las migajas que el robo más grande de la historia ha procurado.

 

Querer ser esclavo (o aceptar ser descalificado), por comodidad, es más deleznable que ser esclavo por obligación.

 

Liko Perez,

Estocolmo 2008-07-22

 

 

BAJÓ EL COGOTE

Teodoro Petkoff


En la literatura política existe una suerte de figura metafórica,"viaje a Canossa", que se refiere a la circunstancia en que un mandatario determinado inclina la cerviz ante otro, al cual ha agredido o insultado previamente. La expresión viene desde 1077, cuando el emperador g e r m á n i c o Enrique IV fue a Canossa, pequeña ciudad situada en lo que hoy es Italia, para implorar el
perdón del Papa Gregorio VII, cuya investidura había sido desconocida por el emperador. "Viaje a Canossa" puede ser una adecuada denominación para el de Ego Chávez a España.

En su empeño por mostrar la faz de un Chávez más conciliador fue a solicitar –y a obtener, por supuestoel perdón tanto del rey Juan Carlos como del presidente del gobierno, Rodríguez Zapatero.

Página pasada, según todos los interlocutores.

Pero el episodio permite recordar el modo caprichoso e irresponsable como Chacumbele maneja los más delicados asuntos de estado y el daño que hace a nuestra política exterior. Pedir perdón, adornándolo, de paso, con unas cuantas gracejadas de dudoso gusto –como esa de mostrar
con sonrisa forzada la franela que le regaló el rey–, es la consecuencia de la conducta grosera, absolutamente inaceptable de nuestro jefe de estado, frente a los dos principales representantes del reino de España. Nadie olvida la tonelada de insultos y provocaciones lanzadas por Chacumbele tanto contra Juan Carlos como contra Zapatero, así como las amenazas vacías lanzadas contra las empresas españolas localizadas en nuestro territorio. Eso, desde luego, no se hace y ningún jefe de estado lo hace, porque, una vez cometido el estropicio, quedan sólo dos opciones: o mantener la
postura derivada de la boconería o pasar por la humillación de pedir perdón. Cualquiera que se escoja deja malparado al charlatán. Fidel Castro, quien ha tenido cualquier cantidad de desencuentros con Europa (aunque sin utilizar jamás el lenguaje chocarrero y brutal de su supuesto "sucesor") siempre espera que sea Europa la que haga el primer gesto hacia la reconciliación. Jamás ha pedido disculpas y ha vivido para ver como es Europa la que ha buscando siempre el
reencuentro.

Chacumbele no podía escoger esta postura porque sabía perfectamente que sus ofensas fueron tan imperdonables que ni siquiera una "razón de Estado" crematística, que explica tantas vueltas y revueltas en la política internacional, iba a mover a España a hacer el primer movimiento. Sólo le quedaba una jugada: humillarse y viajar a Canossa.
Esperemos ahora su próxima burrada –porque puede apostarse que habrá otra. Está en su naturaleza, como en la del alacrán que picó a la rana que lo transportaba al otro lado del río.

 

Hay que tener paciencia

Es evidente que sin partidos políticos no puede haber democracia. Lo que ocurre en el seno de la oposición es precisamente el renacimiento de organizaciones políticas que terminaron de ser derruidas por el torbellino chavista. Por eso no es justo desesperarse porque no se hayan logrado aún las candidaturas unitarias en los 24 estados y en los 335 municipios del país. La tarea de lograr acuerdos por parte de veinte partidos y varias organizaciones civiles independientes es una tarea ciclópea que no creemos que tenga muchos precedentes a nivel mundial. Además es necesario resaltar que en esta selección de candidatos no hay un dedo fuerte que imponga sino una búsqueda por todos los métodos posibles para alcanzar un consenso aceptable para todos. Basta observar lo que ocurre en el supuestamente monolítico PSUV que, a pesar del dedo nada discreto de Chávez, no logra candidatos unitarios en muchos estados, para entender lo laudable del esfuerzo que se está haciendo en la oposición.
 
Tengamos paciencia, dejemos que la democracia funcione y que la oposición encuentre como sea sus acuerdos. Para las elecciones de noviembre la oposición presentará, sin duda, un rostro más unido que el del gobierno y si obtiene los resultados positivos que ahora se avizoran habrá una fuerza muy importante para recuperar en el 2010 el control de la Asamblea Nacional.  No caigamos en el error de desesperar, ni de dudar. Hay que confiar que, con todos sus defectos, la oposición sabrá organizarse para vencer en noviembre y que con ello renacerá la esperanza del retorno a la auténtica democracia.

Una verguenza que no tiene nombre, saquen sus propias conclusiones

(Video) La ''molestia'' de Aristóbulo Istúriz con rescatados colombianos

Noticiero Digital.- ¿Quién no puede alegrarse ante la noticia del rescate de los 15 secuestrados por las FARC, entre ellos Ingrid Betancourt? Pues, al parecer, existe al menos una persona y es el candidato por el PSUV a la Alcaldía Mayor y conductor del programa Dando y Dando por VTV, Aristóbulo Iztúriz. Al parecer a Aristóbulo le pareció un tanto molestas las declaraciones de los 3 estadounidenses rescatados que calificaron de Terroristas, "con T mayúscula", a las FARC por cometer este tipo de delitos. Esto fue para el también ex ministro de Educación una muestra de “cinismo” de personas que no entienden lo que el grupo guerrillero hizo por ellos durante el cautiverio, entre otras cosas, “cuidar de ellos, alimentarlos y curar sus enfermedades”. Si bien estas declaraciones no son recientes, en ND creemos que es necesario presentarlo como un foro destacado, pues su contenido es digno de reflexión.

» lea artículo completo

 

Colombia y el Estado Democrático
por Liko Pérez
domingo, 6 julio 2008

Colombia ha demostrado que no sólo Uribe hace del país un Estado democrático. Sus generales, su policía y sus instituciones, inequívoca y consecuentemente, están demostrando respeto y apego a las normas que generan paz desde esa sana plataforma que suele brindar un verdadero proceso democrático.

A diferencia de Venezuela, donde la palabra del caudillo es ley para todas las instituciones del estado, en Colombia, Uribe se enfrenta, constantemente y a pesar de su abrumadora y verdadera popularidad, a los naturales controles del Estado Democrático.

Uribe ya cumplió con creces y posiblemente es ésta una gran oportunidad para dejarle las riendas a aquellos que sean elegidos después de su mandato. No creo, en ningún momento, que la democracia colombiana, con la madurez que nos ha mostrado en estos tiempos difíciles, sufra merma a causa del natural abandono del poder de alguno de sus eficaces ciudadanos.

Todo lo contrario, la democracia amerita la garantía de cambios secuenciales y sucesivos, sobre todo a causa de las carcomas que produce la no ininterrumpida sustentación del poder. De hecho, casi todas las constituciones del mundo democrático preestablecen los lapsos de tiempo a usufructuar el poder. Y a pesar de las posibilidades de modificar las constituciones para alargar los mandatos (algo que indica una actitud que se aparta del más puro y esencial espíritu democrático), lo más sensato es abstenerse de cualquier tentación o debilidad que propicie algún tipo de perpetuación.

No dudo que Uribe haya fungido de catalizador para crear la actual cooperación de todas las instituciones democráticas colombianas. Ni tampoco que ese rol sea difícil de sustituir.

Colombia, en este “circunstancial” proceso histórico, tendrá la opción de volvernos a asombrar con su madurez política siempre y cuando esté dispuesta a aplicar, al caletre, una de las esencialidades que alimenta el hecho democrático: “alternabilidad garantizada”.

En su defecto, si la democracia colombiana simplemente prefiere sucumbir a la circunstancial comodidad de lo “ya probado” y dejar de avanzar en esta necesaria y capital condición de “alternatividad”, habremos retrocedido y menoscabado uno de los pilares fundamentales de la democracia.

Por los momentos, me sorprende y alegra “la circunstancia” de haber experimentado una coordinación democrática de altura.


¡Chávez no recula…!

 

Indiscutiblemente, el gobierno de Venezuela, con sus intenciones de influenciar a toda America Latina, se encuentra gravemente impedido de seguir progresando en la expansión de su proyecto. Esta debilidad no sólo se manifiesta a nivel internacional, sino también en su misma casa.

 

Las derrotas internacionales son palpables, las capitulaciones internas, imposibles de esconder, y las posibilidades de crear una nueva mística que involucre a los antiguos seguidores de la utopía representan una faena que prácticamente escapa a las verdaderas posibilidades de lo poco que queda del otrora “sano” sentimiento bolivariano.

 

En realidad, poco a poco nos vamos encontrando con una Venezuela menos propensa a la demagogia, con una Venezuela que se va viendo forzada a enfrentar, por fin, una realidad (antes negada) que hoy se nos presenta menos atraída por los efectos de retóricas fáciles, embrollonas y distorsionantes de las circunstancias que vivimos.

 

Sin embargo, “el recule” del proyecto chavista tiene siete cabezas, y seis de ellas se encuentran, ciertamente, en el ámbito internacional y son difíciles de desenmascarar desde nuestras limitadas posibilidades.

 

ETA, Hizbolah, FARC, G2 y hasta cualquier otra “benévola” organización pseudo democrática internacional, apuestan, tanto abierta como subrepticiamente y sin importarles el costo social que le produzcan a Venezuela, al posible triunfo de un totalitarismo protector que les siga garantizando el resguardo que Chávez y sus secuaces les han garantizado hasta el momento.

 

Chávez “recula”, es cierto, tanto interna como externamente. Pero aunque ese recule le sea necesario y obviamente nazca de su patente debilidad interna, también le sirve para encubrir las apetencias de sus cómplices internacionales; cómplices que acechan, ininterrumpidamente, las jugosas prebendas bolivarianas. Cómplices que pronto defenderán, en pago adelantado, los “límpidos” progresos democráticos del socialismo del siglo XXI. Y esto no sólo desde los gobiernos más oprobiosos del mundo sino también desde los soterrados e infiltrados Bunkers de organizaciones internacionales como el Mercosur o la OEA.

 

Ahora bien, más que nunca, y ante esta evidente debilidad bolivariana, debemos terminar de machacar la cabeza del mal que va llevando a Venezuela hacia el total aniquilamiento de su bienestar.

 

Creer que “los recules estratégicos” del chavismo nos han proporcionado una victoria sustancial, no sólo menoscaba nuestras fuerzas y nos deja al garete de circunstancias ajenas a nuestras auténticas necesidades sino más bien refuerza la estrategia impuesta desde los retrógrados laboratorios del contubernio fascista nacional.

 

Indiscutiblemente, al igual que ayer, tendremos que enfrentarnos una y mil veces más a la falsedad, a la hipocresía, a la trampa y a la superchería que manejan los aventureros que pretenden hacerse de nuestro devenir.

 

La diferencia es que hoy, definitivamente, ya perdida gran parte de nuestra benévola inocencia política, estamos mejor preparados para luchar contra el ventajismo clientelista de la satrapía nacional.

 

Liko Perez

Estocolmo, 2008-06-15

 

LOS VENEZOLANOS

NOS ACOSTUMBRAMOS…

Por: Edgar Amado

 

Pareciera que el venezolano se ha acostumbrado y caído en una especie de letargo, que de retruque beneficia a un gobierno chavista, que se ha caracterizado por su ineficiencia y por ser incapaz de resolver

problemas básicos, como la inseguridad, salud, vivienda, empleo, corrupción y escasez alimentaría. Además de la pésima administración de los recursos del Estado y de las innumerables acusaciones de la violación de los derechos humanos de los ciudadanos Sin embargo y como si fueran de otros mundos, los lideres de la oposición, solo se ocupan de pelearse las alcaldías y las gobernaciones, para ser elegidos como candidatos en las próximas elecciones regionales, cuando en realidad y si en verdad les preocupara el bien común y el futuro de nuestro país, entonces le exigirían al Presidente Chávez, que aclarara a Venezuela y al mundo entero, hasta donde llega su relación con la guerrilla colombiana, considerados unos de los grupos terroristas más antiguos y de mayor peligrosidad en el planeta. Olvidarnos que Chávez es un militar y por lo tanto, piensa y actúa como tal, es un grave error.

 

Para un militar, solo existen los aliados y los enemigos y para el comandante, la oposición y todo aquel que no acepte su proyecto expansionista de su revolución bolivariana, no es más que un enemigo al que se debe vencer, sea en el terreno de las ideas o en el de la guerra, de ser esta necesaria. Este hombre conspiró por más de 10 años, para dar un golpe fallido de Estado en 1992 y luego se aprovecho de la institucionalidad democrática que reinaba en Venezuela en 1998, para llegar a la Presidencia de la República.

 

Con la concentración de los poderes públicos, que existe actualmente en Venezuela, Chávez ha logrado mantenerse por más de 9 años en el poder, ya que todas las instituciones públicas, forman parte de la revolución roja comunista y no hay quien le discuta nada al comandante, que desde las alturas del poder, paga y se da el vuelto, incluyendo por supuesto, todo lo relacionado con el ámbito comicial.

 

Y hablando del circo electoral en el que se encuentra inmersa Venezuela, por cierto desde que Chávez llego al poder, el contralor Clodosvaldo Rusian, haciendo méritos revolucionarios, declaro como inhabilitados a un grupo de conocidos dirigentes políticos de la oposición, convalidando en la practica a un Consejo Nacional Electoral, que viene arrastrando una cantidad de vicios y de denuncias, en torno a los últimos procesos electorales. Pero los inhabilitados, lamentablemente no han contado con el apoyo unitario de todos los partidos políticos de oposición, ya que la gran preocupación de estos últimos es la de conseguir los respectivos sustitutos a los candidatos señalados por la Contraloría, no motivándoles un interés noble, como lo es, salvar a Venezuela, de la amenaza comunista que se cierne actualmente sobre ella.

 

Ya podemos predecir, cual será el final de este culebrón electoral. Ni los candidatos inhabilitados, ni los sustitutos lograran hacerse de alcaldías y gobernaciones, porque con las actuales condiciones electorales, solo se le garantiza el triunfo al chavismo. Resulta más que evidente que de participar la oposición en esta contienda, sería lo mismo que ir directo al matadero y lo único que se lograría, sería

darle un aire de apariencia democrática a las próximas elecciones.

 

Llego la hora en que los diferentes sectores democráticos, tendrán que llegar a un acuerdo nacional, única manera de solventar la grave crisis institucional y la destrucción que sacude al país. No es exagerado decir, que de no solucionarse la actual situación política, el estallido de una confrontación social se encuentra a la vuelta de la esquina. Se hace necesaria la participación de todos, en el rescate de los valores libertarios.

 

Los opositores no debemos desfallecer. La constancia garantiza el éxito.

 

Fracaso generalizado y completo

 

La denominada revolución bolivariana ha resultado un verdadero fiasco y no solamente en Venezuela, basta ver los resultados de las tentativas de cambio propuestas por los seguidores de Hugo Chávez en Bolivia, Ecuador y Nicaragua.

 

En el país, ningún comentario. El desastre nacional, la destrucción de las instituciones y el empobrecimiento creciente del país más rico de la región son una muestra clara de tal fracaso. Afuera, igualmente grave, aunque algunos interesados y tarifados, insistan en las bondades del proyecto de socialismo del siglo XXI, la mayor falacia ideológica planteada en la historia.

 

En Bolivia, el presidente Evo Morales ha hundido al país, ha provocado una división interna muy peligrosa, apoyado desde Caracas que ha amenazado con intervenir en el caso de que los bolivianos decidan terminar con el disparate moralista. El presidente Hugo Chávez interviene descaradamente, de nuevo, en los asuntos internos de Bolivia. Desde luego, se trata de una simple boconería pues es bien sabido que las fuerzas armadas venezolanas no participaran en una aventura militar, más allá de nuestras fronteras. El desprestigio de Morales puede levar al país, en el caso de que insista en imponer el proyecto chavista, a su destrucción. La autonomía que han decidido algunas provincias puede conducir a la desintegración del país. Lamentablemente, la política de desintegración regional y nacional promovida desde Caracas, ha sido, sin duda alguna exitosa.

 

En Ecuador la situación no es menos grave. La tendencia que marcan las últimas encuestas refleja el desprestigio del presidente Rafael Correa quien ha mostrado una enorme inexperiencia, tanto en el plano interno como en sus relaciones con Colombia. Los consejos de Caracas han colocado también al gobierno de Correa, al borde del precipicio. Hacia afuera, el desprestigio es igualmente mayúsculo. Las declaraciones siempre agresivas hacia el gobierno de Uribe y en favor de las FARC y de sus políticas terroristas han sido simplemente contraproducentes.

 

El reincidente Daniel Ortega enfrenta la misma situación. La oposición comienza a reorganizarse y a exigirle al fracasado presidente que resuelva los problemas internos que afectan a millones de nicaragüenses. Al igual que al régimen bolivariano, al gobierno lo destruye no solamente su ineficacia, sino la corrupción y su tolerancia en todas las esferas de poder.

 

De manera que la denominada revolución bolivariana, que una vez habría creado ilusiones y expectativas en la región, se desmorona. La forma de gobernar es criticada por todos, aunque el secretario general de la OEA, el chileno Insulza, empeñado en suceder a Michelle Bachelet, la sostenga interesadamente. A éste no s ele puede perdonar el silencio ante las intervenciones directas de Chávez en los asuntos de  otros países. ¿Será que tras de ese silencio hay un cheque que proviene de la chequera de la Embajada de Venezuela en Washington como hacen en Bolivia para pagar otros apoyos?

 

Tal como lo dijo enfáticamente el presidente Lula en días pasados, creerse indispensable e insustituible, para perpetuarse en el poder, es un síntoma evidente de totalitarismo. El presidente Lula marca distancia de la locura bolivariana y con razón. La relación con Venezuela de la nueva potencia petrolera no es ahora prioritaria. Es más importante guardar la imagen de un socialista democrático, una tendencia que habrá que recuperar cuando desaparezca el chavismo en la región que la ha contrariado siempre.

 

Los cambios se avecinan y más rápidamente de lo previsto. El disparatado proyecto revolucionario bolivariano o socialismo del siglo XXI, entelequias indefinibles, han fracasado generalmente, es decir, en todas partes y en forma completa, es decir, absolutamente.

Robert Carmona-Borjas

 

 

Nuevo alcalde de Londres terminará acuerdo con Venezuela

 

LONDRES—El nuevo alcalde de la capital británica, Boris Johnson, dijo el domingo que no renovará un polémico acuerdo que su antecesor en el cargo firmó con Venezuela para proveerle combustible barato a la red de transporte de Londres.

El acuerdo, firmado el año pasado por Ken Livingstone—del Partido Laborista, rival del conservador Johnson—significaba hidrocarburo a precios reducidos para los iconicos autobuses rojos de Londres, a cambio de asesoría para la planificación urbana de Caracas.

El dinero ahorrado en el combustible ha sido destinado a un programa que ha permitido reducir a la mitad el costo de los pasajes para los londinenses de bajos ingresos. Livingstone ha dicho que la iniciativa antipobreza fue una idea del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, quien Livingstone dijo que ha admirado desde hace mucho tiempo.

Los críticos conservadores dijeron que el acuerdo permitía que una de las ciudades más ricas del mundo se aprovechara de un país en vías de desarrollo y que representaba un golpe propagandístico de un hombre a quien llamaron "un dictador sudamericano de poca calidad".

Johnson hizo eco de esas críticas en una declaración en la que anunció que no renovará el acuerdo cuando expire en agosto.

"Creo que muchos londinense se sentían incómodos sobre la operación del autobús de una de las potencias financieras

del mundo, que era financiado por el pueblo de un país donde muchas personas viven en la pobreza extrema", escribió.

La declaración añadió que los londinense pobres podrán continuar aprovechando las tarifas reducidas hasta que el programa actual expire. Un vocero del alcalde dijo que no había ningún plan de seguirles ofreciendo pasajes subsidiados a los residentes pobres.

 

El embuste y la democracia

 

No existe nada más antidemocrático que el embuste y la tergiversación de la verdad. No es lo mismo abordar una verdad con distintas aproximaciones contrarias a su autenticidad que totalmente negar que dicha verdad exista.

 

Tratar una verdad con análisis y reflexiones que enturbien su esencia formal puede formar parte de la preparación que el embuste necesita para instaurarse como verdad. Se dice que una mentira dicha mil veces se convierte en una verdad, cosa con la cual no podemos estar totalmente de acuerdo, a causa de que la verdad, a pesar del cansancio que ejerce la patraña, queda tácitamente sobreentendida en el subconsciente individual y colectivo.

 

La acumulación de pruebas para certificar que una verdad es verdadera, o desenmascarar que una mentira es mentira, requiere de ingentes esfuerzos que se generan de la premisa “nadie es culpable hasta que no se demuestre lo contrario”.

 

La enorme lista de “supuestos” embustes acumulados durante los últimos diez años de vida política venezolana, nos indican lo lejos que estamos de hacer valer o defender nuestra democracia.

 

Todos los venezolanos, oficialistas o de oposición, conocemos virtualmente la agenda antidemocrática del movimiento bolivariano. Sin embargo, ésta sólo se manifiesta como una verdad tácita y difícil de certificar como verdad verdadera.

 

En nuestro caso, los consecuentes embustes han llegado a tales niveles de recalcitrante imposición, que más bien deben ser considerados como simples argumentos de coacción y no de abierta discusión democrática.

 

Posiblemente, es por eso que el informe de Interpol (que nos prueba que la verdad negada alberga la debilidad de ser reivindicada) ha generado un desasosiego general en las filas del oficialismo. Si buscamos la causa del desbordado desvelo bolivariano, la encontraremos en sus verdades escondidas (o más bien en sus insostenibles embustes) y verificaremos que el Socialismo del Siglo XXI descansa sobre una virtual montaña de falsedades que como frágil castillo de naipes amenaza toda su estructura encaminándolo hacia su definitiva desaparición.

 

En estos diez años de mordaza política, no hemos logrado probar, contundentemente, ni uno solo de los abusos cometidos contra la democracia venezolana (aunque ya hemos mencionado que no por eso han dejado de ser harto conocidos, tanto nacional como internacionalmente).

 

Son quizás, por fin, las pruebas acumuladas en los computadores de Reyes, las que podrán desencadenar la investigación de todas las otras supuestas verdades hipócritamente impuestas desde la doctrina represiva bolivariana.

 

Aunque el embuste y la democracia son como el aceite y el vinagre, nunca deberemos olvidar que sí existen las emulsiones. Y que éstas, dada su composición, se pueden revertir si las cortamos.

 

Liko Perez

Estocolmo, 2008-05-17

 

 

¡INFLACIÓN! ¿Qué es eso?

 

El gobierno venezolano quiere hacernos entender que en nuestro país no hay inflación.

La gran farsa es sólo la continuación del engaño, lo cual al venezolano con su situación palpable de los altos costos de la vida, no lo dejan dormir con la tranquilidad que se merece.

La inflación no se controla con simples cifras tomadas al azar para satisfacer, o mejor dicho engañar, a un pueblo que está al tanto del alto costo de la vida. Eso más bien se logra con las tendencias del mercado y de sus exigencias.

 

Los socialistas venezolanos no reconocen que las economías socialistas son supercherías y que no es posible escapar de las leyes naturales de la economía del libre mercado. La oferta y la demanda son controlables mientras exista organización y objetivismo económico, que es lo que controla los mercados de trabajo y de las finanzas.

 

Los anuncios del ministro para la Planificación y Desarrollo, Haiman El Troudi, anuncia a cada rato que la inflación en Venezuela es de 1,7% por mes y con un acumulado de 8,7%.

Esta cantaleta repetitiva es para hacer creer que todo esta bajo control. Lo que no dice el ministro es que la verdadera cifra inflacionaria  para terminar el año 2008 será aprox. de un 30%, siendo la misma una predicción conservadora, y cuidado sino más.

 

El gobierno se ha concentrado en crear una nueva moneda “El Bolívar Fuerte” la cual consiste en quitarle tres ceros a la moneda anterior, pero dejando su valor actual; al mismo tiempo que aplica un control de precios de algunos rubros como alimentos, salud, educación y diversas intervenciones y regulaciones en la economía venezolana, impidiendo un sano desarrollo de la oferta de bienes.

Estas medidas no son efectivas   para controlar la inflación, ya que una de las principales medidas para lograr con éxito la tarea de reprimir la actual situación inflacionaria, seria la de controlar los gastos públicos; y esto es lo que no se ha tomado en cuenta.

 

Venezuela es unos de los países, según el Banco Mundial (BM) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), que será más afectado por esta ola de inflación que arremete contra muchos países del mundo a consecuencia de los altos costos de producción de bienes e insumos causados por los precios elevados del petróleo, las catástrofes naturales, los combustibles producidos a partir de productos agrícolas y forestales (los agro-combustibles), el abandono de tierras por el agricultor, ya que considera más lucrativo el trabajo en las industrias, el alto precio de los metales y para no dejar de nombrar el factor más importante de toda la crisis “la especulación,

 

“Diez años de revolución chavista, y en Venezuela padecemos desabastecimiento intermitente de rubros de consumo común, y la inflación más alta de América Latina”.

Las preguntas de las 40 mil 12½ centimos (locha) seria pues:

 

·          ¿Como terminaremos el año?

·          ¿Y cuáles son las consecuencias que se reflejarán en la cesta básica del venezolano?

·          ¿Quiénes serán los más afectados?

 

 

¡Es como lo que Chávez dice y quiere hacer creer, aquí no pasa nada!

 

 

Roberto Villarroel

Estocolmo

 

 

Vernácula segregación

 

La tendencia segregacionista de la sociedad venezolana no es nueva, simplemente se ha hecho más evidente a causa de su multiplicación durante la V República.

 

Sin embargo, no es totalmente cierto que el pueblo venezolano sea clasista, en el sentido tradicional sociológico, sino que más bien padece de una lamentable ignorancia sobre su propia identidad social; y no menos perjudicial, padece también de una recalcitrante actitud de facilismo patológico que lo obliga a la inmediatez.

 

El progresivo desbalance social que tradicionalmente ha vivido el país durante las últimas décadas ha logrando degradar nuestros últimos resquicios de solidaridad y nos ha encaminado, peligrosamente, hacia una vigorización de la agresividad social.

 

En Venezuela, cosa triste e inaceptable, todos sabíamos, tácitamente, que nuestro entorno social andaba mal. Sin embargo, nunca tomamos medidas preventivas que funcionaran a largo plazo. Hoy, recordando los pecados del pasado y exacerbando el dañino patrón de la retaliación, los parcialmente reivindicados del apartheid de ayer no ven otra salida sino la de pagar con la misma moneda con que fueron pagados. Y los nuevos segregados, las victimas del apartheid actual, adolecen de una falta de sustento moral para subsanar el mismo mal que otrora miraran con ingenua indiferencia.

 

Sencillamente, vivimos enceguecidos por las culpas de ayer y de hoy, cosa que entorpece la necesidad de trascender nuestra vernaculísima y tradicional actitud de revanchismo perpetuo.

 

Hablamos de diálogo y reconciliación, de inclusión y solidaridad social, sin lograr concretar estrategias pragmáticas plausibles, y seguimos corriendo el mismo peligro de embelezarnos con elocuencias manipuladoras de nuestra verdadera identidad.

 

De hecho, no entendemos nuestro dilema de manera cabal sino de manera superficial. Nadie se atreve a plantear, seriamente, que en Venezuela no existen chavistas ni existen escuálidos, sino simplemente venezolanos que reiteradamente han sido manipulados por élites cargadas en mayor o menor grado de retóricas populistas narcóticas; élites que, ajenas al sentimiento de abnegación que es necesario para liderar, nunca entendieron la importante necesidad de velar, eficiente y casi religiosamente, por el bienestar de sus vecinos (fueran estos quienes fueran).

 

La no inclusión, sin lugar a dudas, es la nefasta carcoma que terminó de liquidar nuestro mal llamado bienestar social. Pero la supuesta inclusión por lástima, a través del clientelismo político (tanto ahora, como antes o después), aunque se extienda a todos los excluidos del momento, no hará sino acrecentar aún más la condición de “excluidos” de quienes reciben las dádivas; abonando, más bien, un facilismo soporífero que peligrosamente degenera las fuerzas que promueven la verdadera superación individual.

 

Nuestro actual malestar, sanamente creado por la vitalidad que generan los procesos de introspección (que reiteradamente se alimentan de sufrimientos concretos) debería lograr trasvasarnos positivamente hacia el cambio de actitud que necesitamos para lograr el esperado bienestar.

 

Sin lugar a dudas, este nefasto experimento bolivariano, vestido del más asqueroso clientelismo político, va llegando a su fin, dejándonos absolutamente solos ante un vacío que, aunque incita a la creatividad, será difícil de manejar si no logramos desenmascarar nuestra simulada identidad social.

 

A pesar de que la sociedad venezolana en general (cosa positiva) ha logrado trascender algunas de las barreras antes imposibles de trascender, entre otras cosas la de reconocer abiertamente el abismo sociocultural que divide a nuestra sociedad, deberemos ahora asumir, con extrema seriedad y eficiencia, la inherente responsabilidad que dicha trascendencia plantea: o sea, la inclusión integral (techo, salud, trabajo, educación) de todos los sectores segregados.

 

¿Lograremos con ello que no sólo desaparezca esta quimérica V República sino también nuestra añeja e irresponsable actitud de no querer reconocer la negativa tendencia a la segregación que nos caracteriza?

 

Liko Pérez

Estocolmo, 2008-05-03

 

Nunca ha sido tan pobre la nación.....

 

Fernando Londoño
ex Ministro del Interior de Colombia
 
 Si nunca vuelven las oportunidades perdidas, no tendrá Venezuela lágrimas
 para verter por las que perdió en estos años en los que Hugo Chávez
 despilfarró la mayor bonanza petrolera de su historia, y acaso la última
 para esta generación.
 
 Nunca ha sido tan pobre la nación hermana como ahora, cuando debió ser más
 rica. Cuando pudo convertirse en una potencia en los biocombustibles, para
 abrirle alternativas a una riqueza petrolera, inmensa pero que fatalmente se
 agotará; cuando pudo crear un polo de desarrollo industrial gigantesco, para
 penetrar en su provecho el cercano mercado de los Estados Unidos; cuando
 pudo ser el centro del desarrollo energético, tecnológico y ambiental de
 América Latina; cuando pudo situarse a la cabeza del enriquecimiento humano
 de este continente, Venezuela ha malgastado cuanto le dio la Providencia en
 todas las torpezas, los excesos y las corruptelas de este dictador de
 opereta.
 
 Los viejos dictadores, con todas sus equivocaciones y violencias, eran
 cuando menos eficaces. Como para aplacar su conciencia y justificar su
 triste paso por la vida de los pueblos, dejaban puentes y caminos y puertos
 y canales. Pues ni eso le quedará a Venezuela cuando haga el balance de
 estos tiempos calamitosos.
 
 Chávez es un personaje extraño. Nació dotado de una mecánica verbal apenas
 comparable con la de Fidel Castro , con una cierta habilidad para
 mimetizarse entre el follaje de los resentimientos y los odios colectivos,
 de modo que parezca, a primera vista, el reparador de antiguas injusticias.
 Tiene la excelente memoria de los resentidos y el histrionismo de unos
 cuantos de los payasos que extrañas circunstancias hicieron poderosos.
 Talento medianísimo, ilustración inferior, inexistentes los frenos morales,
 ambición que lo desborda, carece también de cualquier rigor para la
 autocrítica. En suma, que es un sujeto de alta peligrosidad.
 
 Cualquiera podría suponer lo que ocurriera el día que vinieran a disposición
 de una persona así cuarenta mil millones de dólares por año. Giovanni Papini
 dedicó una de sus obras inmortales -El Libro de
 Gog- a una hipótesis semejante. Pero las extravagancias fabulosas de este
 rico sin fronteras, terminaban por ser inofensivas. Chávez es como Gog, pero
 en perverso y en torpe. El otro era ingenioso y en el fondo bonachón.
 
 La peligrosidad de Chávez no es hipotética. Ecuador la está pagando, pues
 que con el dinero del petróleo venezolano se instauró allá otra dictadura de
 pésimo pronóstico, la de Correa , cuyos costos a nadie escapan; está
 acabando con Bolivia, apoyando a Evo Morales, cuyo menor defecto es el de
 cocalero actuante y confeso; a Nicaragua le instaló por segunda vez un matón
 corrompido; demoró la transición en Cuba, mediante la transfusión de cinco
 mil millones de dólares por a ño, que los venezolanos pagan, adoloridos y
 pacientes; le ha tendido la mano a los 'pingüinos' argentinos, con la
 friolera de más de diez mil millones de dólares en bonos que el mercado
 mundial aborrece; y Perú y México tienen la amarga experiencia de haberse
 sentido al borde de sendos abismos chavistas.
 
 Pero ahora, más desesperado que nunca, vuelve a poner sus ojos en Colombia .
 Porque su situación interna es catastrófica. Cuando no hay comida en los
 mercados, cuando ya la oposición se sabe mayoría y el pueblo está dispuesto
 a batirse por Globovisión, sólo le queda un conflicto internacional. Que no
 será con los Estados Unidos, pero que sí puede ser con Colombia .
 
 A un sujeto como Chávez no le queda lejos nada. Hitler, al que se parece
 tanto, invadió Polonia y después se metió en Rusia. Chá vez no tiene con qué
 invadirnos, pero se muere de ganas de ensayar sus aviones rusos y de
 precipitar la más infame e irracional de las guerras. Este Chávez, no es un
 valiente. Lo demostró cierto 4 de febrero. Pero sí es un loco, como lo
 demuestra todos los días. Y un loco megalómano, con plata en la chequera y
 juguetes letales, demasiado para lo que nos merecemos, nosotros y nuestros
 queridos hermanos venezolanos.

 

 

Punto de quiebre

 

Luego de muchos años de vivir un malentendido sobre nuestra identidad Latinoamericana (gracias al síndrome de nuevo-rico petrolero), el país se perfila hoy como una isla “nacionalista”, poseedora de la verdadera y única identidad aceptable en el continente: esa que tiene que ver con ese recién inventado movimiento bolivariano imperialista del siglo XXI.

 

El nacionalismo creciente que sufre nuestra sociedad (espejo de la Alemania prenazi) es un peligro para ella misma. Ya que el nacionalismo, comprobado históricamente, nunca viene solo sino más bien acompañado de una catastrófica inmolación de sus propios nacional-socialistas.

 

Venezuela se enrumba a pasos acelerados hacia una confrontación de enormes proporciones, atizada inconscientemente por una clase dirigente irresponsable o más bien “iletrada” sobre las consecuencias de estos menesteres nacionalistas. Como ejemplo, sólo menciono con qué facilidad nuestro jefe de estado llama a la guerra y cuando ve que la va a perder la retira creyendo que no ha pasado nada. Así de ilusos e irresponsables son los “lideres” que nos gobiernan hoy.

 

La sociedad venezolana, mitad consciente y mitad inconsciente de esta problemática, se desgarra en una lucha intestina por definir cuál es la verdadera identidad nacional.

 

Esta patética situación no sólo nos enrumba más hacia una profunda tergiversación de nuestra semejanza sino que atomiza, peligrosamente, nuestras posibilidades de avanzar hacia una necesaria homogeneidad reivindicadora.

 

Nuestros escritores no han sido leídos ni siquiera por el cincuenta por ciento de nuestra población. Y los demás escritores latinoamericanos (todos también garantes forjadores de nuestra identidad), seguramente, son conocidos o han sido leídos por menos de un veinte por ciento de nuestra población. Y ahora, peor aún, sólo leemos lo que la palabra “revolución”, en boca de iletrados populistas, inyecta en la mente de los desgraciadamente ignorantes; incitando odio, venganza, frustración y enajenación total de nuestras raíces y nuestra dignidad.

 

No son cinco para las doce y ni siquiera faltan escasos segundos para la medianoche. Más bien estamos pasados de hora y como en parto retrasado, esperamos aún que la providencia nos dispense un parto feliz.

 

El punto de quiebre no sólo fue ayer, ni antes de ayer, ni el 11 de abril o el 2 de diciembre sino también el mismo día en que Colombia mostró su dignidad imponiendo su categórica capacidad de actuar con determinación.

 

Seguimos hablando de anestesia mientras contemplamos el retraso de un parto que está a las puertas de convertirse en un funeral, no sólo del funeral de un no-nato sino del funeral de todos los que esperamos que el azar nos ofrezca una mágica o gratuita solución providencial.

 

¿Qué esperamos…?

 

 

Liko Pérez

Estocolmo, 2008-03-25

 

 

Dificultad para comprender

 

El Presidente Hugo Chávez se ha caracterizado por una incapacidad única para gobernar; pero, particularmente definida, le retrata una absoluta incapacidad para comprender la realidad que le rodea, sumergiéndose en un mundo fantasioso que progresiva y constantemente ha desencantado a los unos y a los otros. Una incapacidad que le ha llevado a la situación que atraviesa hoy. 

 

El líder de la revolución no ha comprendido ni comprenderá su fracaso, su descrédito, el rechazo generalizado decidido por los venezolanos el pasado 2 de diciembre. Hugo Chávez no ha logrado y ni logrará imponerse de la realidad en la que está parado. Insiste, junto a sus acólitos, en sus torpes posiciones; e insistirá porque ya no tiene vuelta atrás. Su final se lo marco él mismo, lo que le ha convertido con razón y justificación, en un personaje “chacumbélico”.

 

El país está cansado de la confrontación y eso no la ha logrado comprender Hugo Chávez quien insiste, equivocadamente, en abrir frentes por todos lados, responsabilizando siempre al Imperio, de su fracaso. La miseria integral, la falta de recursos, las demandas a PDVSA, la inseguridad, el desplome de la educación y de la salud, de la infraestructura nacional, la desaparición de la industria, el desabastecimiento, la falta de carne, huevos, leche, son atribuidos a los neofascistas y oligarcas de los grandes centros de poder que quieren impedir el triunfo de la revolución bolivariana, una vez pretendida bonita por los “ideólogos” e “intelectuales” de la cual en definitiva son todos beneficiarios. La responsabilidad no es solamente atribuida al imperio, sino a los medios de comunicación golpistas y ultraderechistas, que tergiversan las noticias, en perjuicio del “eficiente” régimen bolivariano.

 

Pero, la realidad es que el país está cansado, agotado y exige, en su conjunto, un cambio de rumbo que no lo puede dar Hugo Chávez y su gente. Eso es imposible y por muchas y conocidas razones.

 

La imagen de la revolución -o involución- bolivariana se terminó de caer afuera, basado en su fracaso y disminución o casi desaparición, adentro; las misiones diplomáticas, dirigidas por verdaderos mediocres de la profesión, algunos pocos todavía dentro, por comodidad, listos -sin duda- a dar el paso de rectificación y arrepentimiento cuando el fin del final llegue, muestran la verdadera cara del “proceso”.

 

La reciente actuación del ex socialcristiano y ex adeco, también ex Ministro de este régimen, el mediocre Chaderton, actualmente en México al frente de la misión venezolana, es escalofriante, vergonzosa.  La fantasía revolucionaria  le hizo al “experimentado” funcionario, ver orgías donde no tenía que verlas, frentes y conspiraciones donde no existían; esa fantasía, ligada a la adulancia y la estupidez, de este funcionario de segunda –que siempre lo fue, por cierto- ha colocado al país en una situación denigrante. Las reacciones de la intelectualidad y de los medios políticos mexicanos y más allá, son contundentes. El espía criollo, recorrido el tiempo, pero sin evidente experiencia y sin formación seria, logró enardecer a los mexicanos. Los calificativos obtenidos, bien merecidos. No se puede jugar con las palabras y este funcionario, hoy revolucionario, mañana arrepentido, huyendo por el mundo, como lo veremos, sin duda, imita a su jefe buscando peleas en una categoría que le es muy superior. ¿Estará orgulloso el mediocre funcionario, de las palabras de muchos intelectuales y políticos, entre ellos, el escritor Carlos Fuentes?...

 

El funcionario comete errores, adulando abiertamente a su admirado líder. Después de haber sido “mal visto” por el empresario mexicano, más vergonzosamente, el mediocre representante busca reunirse con ellos, los organizadores de la “orgía”, para dialogar. Sobre qué, difícil de comprender, pero de un “revolucionario” cualquier cosa puede esperarse. Actitud indigna y torpe.

 

La diplomacia es cosa seria y el régimen no la pudo utilizar a su favor porque, precisamente, así como este jefe de misión, todos los otros, nuevos y viejos, cuartarepublicanos o improvisados, desconocen el metier. Las misiones diplomáticas, convertidas en círculos bolivarianos, centros de espionaje “tasconiano”, han hundido a la revolución y, lamentablemente, al país. El costo ha sido enorme y el supremo de Sabaneta tampoco lo comprendió. Jugó y sigue jugando, sin comprender, con las “estrategias” de la “inteligencia” situacional.

 

Nunca comprendió -ni lo hará después- que su administración ha sido la peor de nuestra historia; que sus Ministros, improvisados eternos enrocados, sumisos, simples peones del supremo, han sido, son y serán mediocres, tanto como su digno representante en el patio azteca. La incompetencia, aunada a la corrupción, ha hecho fracasar estrepitosamente al régimen. Lamentablemente para él, no lo comprendió.

 

Tampoco pudo comprender -y esta es la base de su fracaso- que el proyecto que quería imponer y que ya no podrá dejarnos a su salida, acelerada ahora como nunca, para tranquilidad de muchos adentro y afuera, era un disparate mayor. Ni izquierda, ni derecha, sólo militarismo antiguo, fascismo, totalitarismo, en pocas palabras. Una “dictadura particular”, para utilizar la referencia que hiciera en días pasados un irresponsable soñador francés de izquierda que una vez aspiró a la presidencia de su país, acerca de la “democracia” bolivariana.

 

La incapacidad para comprender las realidades, insertada en una personalidad desarreglada y hasta atormentada, le recortó el camino al líder de Sabaneta, lo que celebran aliados y opositores. El país no puede seguir gobernado por quien no comprende la realidad, su realidad.

 

Los Jefes de Estado deben saber oír, comprender, interpretar y rectificar cuando sea necesario. Lamentablemente,  Hugo Chávez es un Jefe de Estado particular y a quien como tal sólo le queda seguir por el camino al foso, labrado por él mismo, hasta el fin esperado por todos.

 

Robert Carmona Rojas

 

¡Y se sigue mencionando!

 

 

¡No hablemos de una victoria pírrica!

 

Hablemos de una VICTORIA sobre los principios de la libertad! Esa pregunta nos hicimos seguramente todos los venezolanos meses antes y días antes de ir a las urnas para manifestar nuestro agrado o desagrado con relación a este tema. Es tan sencillo como un...”NO deseo que me quiten la libertad”.

 

Yo deseo mi libertad!! Sea cual sea mi tendencia política...

 

Libertad para mi familia, libertad para expresarme, libertad para desear, obtener, elegir y lo mas importante de todas las libertades:”Libertad para toda la Venezuela”.

 

El gobierno de Hugo Chávez fracasó en su intento de quitárnoslo y seguirá fracasando intentándolo.

 

La unión hace fuerza y de hecho se ha demostrado en muchas ocasiones.

 

Si de derrotar a un tirano es necesario unir fuerzas... ¡Pues manos a la obra! 

 

Venezuelamia

 

Fatua, negligente y deficiente

No cabe duda que la política de reparto del Gobierno de Hugo Chávez ha beneficiado a las clases populares. El problema está en que tales "beneficios" no alcanzan ni para cubrir sus necesidades más elementales y que por su naturaleza consumista van a desaparecer tan pronto haya una caída de los precios del petróleo.
Según una serie que lleva la empresa Datos, especializada en estadísticas y encuestas sociales, los ingresos de 58% de la población de más bajos recursos que se aglutina en el estrato social "E", aumentaron 92% en términos reales entre 2003 y 2007. Es decir, para diciembre de 2007, los ingresos de una familia media de la clase E fueron de Bs.1.073.000 ó Bs.F.1.073, en términos de bolívares de hoy. Sin duda, éste fue un tremendo aumento.
Este "éxito" se le atribuye a las misiones, a las becas y a otros esfuerzos del Gobierno que diluyó la renta petrolera en repartos populistas y no en inversión en capacidad de producción ni en creación de empleos.
Ahora bien, analizando esa serie de Datos también se observa que este aumento ha comenzado a declinar y sus efectos se están haciendo aguas.
Así, el ingreso de la clase E que había aumentado en 2006 en 23% en términos reales, en 2007 apenas aumentó en 5,5% también en términos reales.
Pero, lo que más preocupa es que, ni siquiera los Bs.F.1.073 de diciembre de 2007 alcanzan hoy para cubrir las necesidades básicas de una familia media del estrato E.
El Centro de Documentación y Análisis Social de la Federación Venezolana de Maestros (Cendas) elabora una cesta de productos de consumo y servicios, que incluye además de alimentos básicos, servicios, vestido, calzado, gastos de salud educación y vivienda. Para enero de 2008, el costo de esta cesta fue de B.F.2.588,80. Es decir, el ingreso de una familia media de clase E, no les alcanza ni para cubrir la mitad de esa canasta básica.
Pero yendo más allá, según el Cendas, la Canasta Alimentaria costaba Bs.F.1.206,8, para enero de este año. Es decir, el ingreso de una familia típica de la clase E apenas les alcanza para comer.
Otra forma de ver la dramática situación de estas familias de la clase E, sería que si se parte de que dos de sus miembros devengan el salario mínimo cada uno, ello representaría para el núcleo familiar un ingreso total de Bs.F.1.229,58. Aunque esto sí les alcanzaría para cubrir la cesta alimentaria, sólo les permitiría satisfacer 14,5% de otras necesidades primarias de aseo, vestido, calzado salud, educación y vivienda.
En conclusión, sin inversión, sin capacidad productiva y sin generación de empleo sostenido, la distribución de la renta del Gobierno de Chávez se le convirtió al venezolano en pan para ayer y hambre para hoy y mañana.

 

Buscando la quinta pata al gato

En lo que va de 2008, las relaciones colombo-venezolanas se han deteriorado de manera alarmante. El factor determinante ha sido el propio presidente Hugo Chávez y su errática política de injerencia en los asuntos internos de Colombia.
Algunos observadores opinan que esa arremetida del Gobierno de Chávez contra el de Álvaro Uribe no tiene una explicación racional.
Otros opinan que la misma está inserta dentro de su proyecto "revolucionario" expansionista. Para éstos, su política ha sido, por decir lo menos, de una "neutralidad cómplice" y que Chávez ha apoyado, apoya y seguirá apoyando a los grupos guerrilleros colombianos de las FARC y el ELN. Indican que es un secreto a voces la presencia de campamentos guerrilleros en territorio venezolano sin que el Gobierno haya tomado medidas para impedirlo. También recuerdan que, por ejemplo, en vez de comprar armamento moderno utilizado por la OTAN y otros ejércitos, el Gobierno no sólo compró fusiles Kalashnikov rusos, sino que especificó que los mismos debían utilizar una munición obsoleta pero de uso frecuente de las fuerzas terroristas del mundo, entre las FARC y el ELN. Afirman además que la participación del capitán (r) Ramón Rodríguez Chacín -hoy restituido a la jefatura del Ministerio de Interior y Justicia- como "pieza clave" en la "liberación" de secuestrados no es nueva ni producto de la improvisación.
También cabe recordar que tampoco es nueva la actitud de confrontación en el área comercial. Una de las primeras actuaciones del Gobierno de Chávez en la frontera fue ordenar el trasbordo de mercancía que entraba a Venezuela desde Colombia, en contravención con los convenios del Pacto Andino.
Lo nuevo en esta historia, es la forma pública, insultante, erosiva y agresiva como se está atacando al Gobierno de Colombia e insultando a su presidente Álvaro Uribe, el cual fue reelecto democráticamente por el pueblo colombiano. Es nuevo también que Chávez le haya solicitado a los Gobiernos del mundo que le dieran beligerancia y legitimidad a los grupos guerrilleros que han masacrado y acorralado a los colombianos desde hace más de 40 años y que su sumisa Asamblea Nacional haya avalado estos desafueros en una resolución pública. Igual de nuevo es que la Cancillería emita un comunicado donde acusa al Gobierno de Colombia de estar obsesionado con la guerra para derrotar militarmente a las "fuerzas insurgentes", y que ahora atirante más la situación diplomática, al llamar a consulta al Embajador de Venezuela en Colombia.
Lamentablemente, quienes pierden en esta confrontación en la que parece estar empeñado el Gobierno son los venezolanos, pues se pone en riesgo el intercambio comercial con Colombia, el más importante después de EE.UU., con $3,2 millardos de importaciones en 2007, en su mayoría alimentos y medicinas.
Chávez parece que le está buscando irracionalmente las cinco patas al gato. Aunque, hay quien dice que esta actitud de confrontar a Colombia tiene el objetivo muy racional de tratar de tapar el caso del hombre del maletín millonario, así como el deterioro que tiene el país en términos económicos y sociales.
Sean cuales sean los motivos, si no se recobra la cordura y se le pone un freno a esta situación de confrontación, el problema se le puede salir de las manos y tomar un rumbo de impredecibles consecuencias, donde nadie ganará

Además de un insulto a la democracia y a Colombia, el discurso de Chávez es una amenaza

Qué habilidad para echar gasolina al fuego. Y que capacidad para engañar. Quien creía que su gestión era humanitaria ya tiene una idea de lo que buscaba: no solo darles un balón de oxígeno a las guerrillas, sino utilizarlas como un arma más de presión contra Colombia para su lunático proyecto bolivariano, que admite la combinación de todas las formas de lucha. Ahora doy total crédito a la noticia de que Caracas abrirá embajada de las Farc y en naciones amigas como Bolivia y Nicaragua.

Primero Chávez nos lanzó a su cortesano, el siniestro Rodríguez Chacín, de telonero. "Estamos muy pendientes de su lucha... Mantengan ese esfuerzo y cuenten con nosotros", dijo el ministro del Interior al despedirse del comandante guerrillero que entregó a Clara y a Consuelo. La inmensa alegría y emoción que sentimos todos por las liberaciones dejó la frase en un segundo plano, incluso uno piensa que escuchó mal, que el rechazo que le provoca esas ridículas vestimentas rojas que exhiben los chavistas cuando quieren apoderarse de algún acto, le nubla la mente. Pero la entendimos con nitidez después en los noticieros y, por si había alguna duda, el jefe supremo superó con creces al alumno. "Son fuerzas insurgentes que tienen un proyecto político bolivariano que aquí es respetado", afirmó Chávez, disfrazado de caudillo novelero. Y su plebe aplaudió parada con el fervor que exige el patrón.

Ya no son insultos a Uribe ni salidas de tono de un patán, sino la definición de una política de Estado. Ya tenemos claro que el país hermano apoya sin paliativos la actividad criminal de una banda terrorista que acaba de soltar a dos mujeres valientes y admirables, sometidas a torturas durante seis años. Significa que el ex golpista justifica los delitos atroces de las Farc y que sus súbditos pueden darles cobijo, prestarles colaboración, ayudarles en su accionar. Si declara con solemnidad que son respetados y su esbirro les indica en tono amistoso que pueden contar con ellos, ¿qué otra cosa se entiende sino eso?

Además de un insulto a la democracia y a Colombia, el discurso de Chávez es una amenaza, un chantaje en toda regla. Se ve que aprende pronto de los métodos subversivos. Si no les borramos el marchamo de terroristas ni les aceptamos su carácter beligerante a las Farc y el Eln, él nos quitará sus petrodólares y también dejará de traernos rehenes de regreso a casa. Nos pone en una encrucijada. Por un lado, ya probamos su castigo de cerrarnos las fronteras a nuestros productos y entonces golpeó la economía. Y sabemos que sin él los cautivos no regresan y desgraciadamente el acuerdo humanitario se aleja.

Pero, por otro, está la seguridad de Colombia a largo plazo y la convicción de que hay principios fundamentales que no se pueden ceder. Es la cuadratura del círculo. No hay salida fácil.

Lo único positivo es que la comunidad internacional, que ya conoció la verdadera dimensión de Chávez en el fiasco de Emmanuel, ahora tendrá la certeza de su ligazón con las organizaciones al margen de la ley. Una suerte de Ghadafi del siglo XXI, amigo de delincuentes y gobernantes parias.

Un peligro para Colombia pero, sobre todo, para los hermanos venezolanos. Ya convirtió su país en el corredor preferido de los mafiosos para enviar coca a Europa. Ya sus departamentos fronterizos son el paraíso para las bandas terroristas colombianas que secuestran y extorsionan en unos índices alarmantes. Sólo le falta aceptar de forma oficial que su suelo sea refugio de guerrilleros y la sede del secretariado, que, ante la imposibilidad de comunicarse con regularidad y de moverse a sus anchas por la presión militar en Colombia, encuentren en Venezuela su nuevo centro de operaciones.

Cada vez que uno analiza el calado de lo dicho por el bolivariano, se da cuenta de que se trazó una línea y la está recorriendo. Que nadie alegue luego desconocimiento.

Salud Hernández-Mora

                               

No es juego, y es peligroso


Con el año 2007, se fue la esperanza de ver en libertad a por lo menos dos de las miles de víctimas que permanecen en cautiverio, en manos de los grupos irregulares de Colombia, entre ellos el azote terrorista más antiguo de la región, las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).
Este diciembre, las FARC recibieron una buena e inmerecida dosis de atención a nivel internacional, gracias al presidente venezolano, Hugo Chávez y sus dos fracasadas iniciativas de liberación de rehenes en manos del grupo terrorista.
Ya con la primera de esas iniciativas, la del intercambio humanitario de secuestrados por guerrilleros presos, quedó en evidencia que las FARC sólo buscaban un protagonismo internacional, ser legitimados como interlocutores por los gobiernos del mundo y desacreditar al Gobierno de Álvaro Uribe, mientras maquillaban de cordero su faz de sanguinario.
Ahora, con la segunda de las iniciativas de Chávez, quedó demostrado que las FARC son un azote nefasto y cruel, que actúan en base a la mentira y el engaño, y que no tienen respeto alguno para los más elementales derechos humanos.
La evidencia del engaño y la burla de las FARC para con los familiares de los secuestrados, de la Cruz Roja Internacional y los gobiernos que sirvieron de garantes a lo que se conoció como "la Operación Emmanuel", hace que sea incomprensible que aún existan grupos de izquierda en el mundo que defiendan a estos terroristas, que han privado despiadadamente de su libertad a tantos ciudadanos, han sembrado el terror en miles de familias colombianas y han causado tantas muertes de inocentes. Nadie debería ya llamarse a engaño sobre su verdadera naturaleza: las FARC viven de la extorsión, del narcotráfico, del secuestro y de delitos de lesa humanidad, y por tanto deberían ser repudiados por todos y ser merecedores de severas penas y castigos en cualquier país del mundo.
Tendrán que pasar muchos años antes de que se conozcan todos los entretelones del frustrado intento de liberación de la legisladora Clara Rojas, de su hijo Emmanuel, nacido en cautiverio, y de la congresista Consuelo González. Sin embargo, la prensa colombiana e internacional ha develado suficiente información sobre la abortada Operación Emmanuel", que permiten afirmar que éste es un hecho bochornoso, traumático y terriblemente doloroso que pone en evidencia claramente el carácter delincuencial y terrorista de las FARC. Hoy es ya una certeza que las FARC sólo buscaban montar un show propagandístico para beneficio propio.
Pero mucho más incomprensible es la simpatía con la que el presidente Chávez parece seguir mirando a este grupo terrorista, con lo cual está arrimando a los venezolanos a un peligroso juego con fuego en el que no tienen incumbencia alguna.

 

Artículo públicado por Gustavo Coronel
Prohiben a psiquiatras opinar sobre Chávez

'Chávez y yo somos megalómanos'.
Alberto Muller Rojas

La megalomanía es una condición psicopatológica, la cual consiste en creerse la última coca-cola del desierto y alimentar ilusiones y fantasías de poder , riqueza u omnipotencia. Chávez y él comparten esa anormalidad, según le confiesa el botado Muller Rojas a Sara Carolina Díaz, en El Universal de ayer domingo.

Al mismo tiempo, sin embargo, el Ministerio de Salud ha enviado una comunicación a los psiquiatras venezolanos, firmada por los encargados de la División de Salud Mental en ese ministerio, Doctores (?) Muñoz Coll y Sánchez Vera, advirtiéndoles en contra de "usar sus conocimientos a través de medios de comunicación para irrespetar y lesionar la majestad del presidente o de miembros del gobierno". Anuncian sanciones "para quienes hagan un uso irrespetuoso y anti-ético" de su saber adquirido en el área de la salud mental.

Es decir, no pueden llamar loco a Chávez. Al menos un distinguido psiquiatra venezolano, el Dr. Adrián Liberman, ha dicho que el preferiría dedicarse a otras actividades antes de mutilar su libertad de pensamiento y someterse a quienes "usan batas blancas e ideas rojas".

Previendo que los psiquiatras venezolanos no puedan seguir mencionando los transtornos mentales de Hugo Chávez creo necesario ayudarlos. Como geólogo no me siento aludido por la prohibición hecha a los psiquiatras y me considero libre de decir lo que no requiere estudios especializados para ser dicho: Hugo Chávez es un loco peligrosísimo. Hugo Chávez requiere urgentemente de tratamiento psiquiátrico.

El procaz necesita del Prozac.

La locura de Chávez ha ido 'in crescendo', desde el momento en que prometió quitarse el nombre si no resolvía en seis meses el problema de los niños abandonados. A nadie más que a un loco se le ocurre decir eso, ya que una persona normal sabe que seis meses no son suficientes para llevar a cabo esta necesaria tarea (casi nueve años no le han bastado) y que los venezolanos le recordarían incesantemente su violación de esta promesa.

Locura irresponsable fue la de prometerle a Aristóbulo el palacio de Miraflores para una universidad popular sin que tal cosa ocurriera. Locura inofensiva pero evidente fue anunciar, hace siete años, un gran parque en el sitio donde estaba, está y estará el aeropuerto de La Carlota. La prueba de su locura es que nadie le hizo caso.

¿Y que decir de la ruta de la empanada, gallineros verticales o los cultivos hidropónicos de la Avenida Bolívar? Considerar seriamente estas insensateces  como proyectos gubernamentales no se le puede ocurrir sino a un demente.

En Enero 2004 Hugo Chávez dió un discurso en la Asamblea Nacional, en presencia del cuerpo diplomático, en el cuál se jactó de haber provocado una crisis en Petróleos de Venezuela a fin de tomar el control de la empresa.
Dijo que había procedido a nombrar a Gastón Parra presidente de la empresa, sabiendo que ello provocaría una protesta generalizada, la cuál le permitiría botar a quienes protestaran.

Se refirió con orgullo de orate al pito que había usado en la televisión para botar a los gerentes que protestaban. Esto no se le puede ocurrir si no a un loco. Si fue verdad lo que dijo en la Asamblea, ello sería un acto de locura criminal, pero si fue mentira tal aseveración sería el producto de una mente desquiciada, inmoral e irresponsable.
 
Pelearse con la Comunidad Andina de Naciones porque lo que deseaba era irse para el Mercosur fue un acto insensato pero, pelearse ahora con el Mercosur, atribuyéndole los mismos defectos de la CAN, eso raya en la locura. Ahora probablemente lo veremos tratando de entrar de nuevo a la Comunidad Andina.

So
lo a un demente se le ocurre prometer construir 13 refinerías en países visitados, incluyendo una en Vietnam, otra en Siria, y hasta una en las islas Fiji.

¿Promover un gasoducto trans-amazónico no es, acaso, una señal de locura? Ni hay reservas suficientes de gas en Venezuela para alimentar ese proyecto, ni hay dinero para financiarlo, ni el análisis económico mas superficial lo respalda, ni hay suficiente cañería para construirlo ni la gente es tonta para permitir que se construya un gasoducto por la mitad de la cuencaamazónica. Que Lula y Kirchner sigan hablando de esta estupidez solo
significa que le tienen terror al loco.

No pensarían ustedes que nombrar canciller a Nicolás Maduro demuestra un reblandecimiento mental acentuado. Tener un canciller que anda sin frenos, quien no cesa de insultar a los diplomáticos de países con los cuales se
tienen relaciones comerciales y diplomáticas no puede ser normal.

Y eso es lo que hace Maduro: insulta al embajador de USA, al canciller Peruano, al Congreso de Brasil, a Garzón. No es, acaso, una promoción de la locura el nombrar ministro a Carreño, quien asevera que lo están espiando
por el televisor? O a Ramírez, quien anunció hace unos meses su determinación de invadir a Bolivia? O a Baduel, quien dice haber reencarnado cuatro o cinco veces?

Quien duda que ir a Irán, a rezar a la tumba del Ayatollah Khomeini para pedirle la destrucción de los Estados Unidos, no constituye una señal de locura? Ese señor Khomeini presidió una dictadura teocrática en la cual
murieron millón y medio de personas. Solo a un loco se le ocurre ir a rezar a esa tumba, nada menos que a pedir la destrucción de la nación que le da de comer a su régimen.

¿Y quien puede dudar que rebautizar el hospital La Coromoto, de Maracaibo, con el nombre de un asesino sea un acto de desequilibrio mental?

Decirle a los rusos que siente nostalgia de la Union Soviética o a los chinos que él es Maoista o a los Peruanos que Velasco Alvarado fue su ídolo no se le ocurre sino a un chiflado.

Hacer bautizar las promociones de cadetes de este año con el nombre de '4 de Febrero de 1992', la fecha de su traición a la patria y de la muerte de docenas de inocentes venezolanos, es un insulto a todos los venezolanos y un acto de locura que debería bastar para que Edmundo Chirinos y Jorge Rodríguez ordenaran ponerle una camisa de fuerza Mandar a construir un mini-monumento de Carabobo de cartón piedra para llevar a cabo un desfile militar encerrado en la Academia militar es un preocupante indicio de temores irracionales. La paranoia es eso, precisamente, una desconfianza patológica en todo y en todos.

Sacar a un frágil militar de su retiro, reactivarlo como miembro del ejército, nombrarlo asesor militar principal y designarlo como miembro  clave de la junta organizadora de un partido político único, ya eso de por sí nos
huele a manicomio.

Pero despedir a ese militar meses después porque ha dicho que la fuerza armada venezolana está politizada, cuando el mismo ha sido el autor de esa politización, con la asesoría del propio botado, ya eso es demasiado. Aquí hay más de un loco suelto! Imagínense ustedes un ejército venezolano luchando contra 'el invasor' al mando de Baduel, Muller Rojas y Chávez!

Cuando los venezolanos dicen que gastar seis mil millones de dólares en armas cuando el país no tiene infraestructura o la gente pasa hambre, es una locura, están haciendo un diagnóstico sin ser psiquiatras, porque ello es literalmente correcto. Nadie en su sano juicio gastaría miles de millones de dólares en instrumentos de muerte cuando las evidentes necesidades del pueblo son muy diferentes.

Es preciso, entonces, preguntarnos: Como puede un loco llegar a ser la única ley que exista en un país de 26 millones de habitantes? Si a un piloto de aviación se le quita la licencia por ligeros problemas mentales. Si un
simple chofer de autobús debe someterse a un exámen psiquiátrico para obtener su licencia.

Como es posible que un presidente que muestre señales tan evidentes de desequilibrio mental pueda continuar manejando un país y se le permita llevarlo al desastre?

No será que los locos somos nosotros?

 

¿Hasta cuando…?

 

Todos se apresuran a recoger las redes que los estudiantes, fuerza espontánea de nuestra sociedad, echaron con acierto en el mar de nuestra calamidad.

 

De esta manera no llegaremos a ningún lado; y cuidado si el satanás que impera en nuestra realidad, no se aproveche también para pescar en ese río revuelto.

 

Parece que no tuviéramos remedio, porque con la vieja guardia política de este país, tanto chavistas como opositores, lo único que se me ocurre es desconfiar de las mismas y apoyar, incondicionalmente, una desobediencia de los estudiantes para con una instituida estructura político-partidista decadente y claramente perdedora. Ya el 350 no sólo se debe de aplicar contra un Estado opresor sino contra todo lo que hace que ese Estado subsista.

 

Todos, sin distingo de color, están ingenuamente agazapados tras la pírrica victoria sin sospechar que el monstruo, asesorado por verdaderos maestros del terrorismo internacional, acecha taimadamente la debilidad de una victoria  de  preámbulo.

 

Tanta lucha, tanto desvelo, tanto sufrimiento, tanta inmolación de tantos incondicionales, para que ahora “las condiciones florezcan” de nuevo, reclamando cuotas de poder que no les pertenecen.

 

Apiadémonos de los estúpidos, pero no permitamos que dirijan nuestra realidad.

 

Liko Pérez,

Estocolmo, 2007-12-18

 

 

La noche en que el CNE prefirió callar y postrarse sumiso ante Hugo Chávez


 
El CNE anoche prefirió callar hasta que el Presidente estuviese listopara aceptar (o no) los resultados. "Con esta abierta actitud de sumisión ante el Ejecutivo, este CNE puso a prueba de manera muy peligrosa e innecesaria, la paciencia de un país". Lo dice Ana Julia Jatar en su reflexión sobre la jornada electoral.


Esta es su columna completa que hoy publica en su Blog:Hoy tres de Diciembre, luego de la victoria del NO a la propuesta constitucional de Chávez, y en medio de un gran júbilo democrático se oyen en la calle gritos, cornetas y cohetes- comparto con ustedes las siguientes reflexiones.


Hoy tres de diciembre tenemos ante nosotros un nuevo horizonte político. Es obvio que esta victoria del NO debilita el poder que venía acumulando ilegítimamente el presidente Chávez. Al Presidente sus propios seguidores le dieron un golpe en el hígado del cual no se recuperará. Perdió, no sólo porque sus opositores votaron contra él, sino porque su pueblo prefirió quedarse en la casa y no votar, que acompañarlo en esta loca aventura. Si, Chávez amanece debilitado
porque sus seguidores resultaron ser más demócratas y mas maduros políticamente que él, y ambos lo saben.


Pero hoy amanecen debilitadas otras instituciones que demostraron no estar a tono con las aspiraciones de los venezolanos. Por ejemplo, hoy amanece deslegitimada una Asamblea Nacional que no representa al país.
Los integrantes de un congreso son por definición los representantes de un pueblo. Ayer quedó demostrado, que nuestra Asamblea Nacional, coautora de una propuesta constitucional derrotada en las urnas electorales, sólo representa a una ideología minoritaria. Por la salud de nuestra democracia, habría que buscar muy pronto los mecanismos constitucionales para sustituir ese congreso por uno que verdaderamente nos represente.


Hoy tres de Diciembre, también amanece deslegitimado el Tribunal Supremo de Justicia. No quiso escuchar a quienes en representación de la mayoría, interpusieron recursos de inconstitucionalidad frente a una propuesta que claramente lo era. Ese alto tribunal debe ser
renovado con magistrados que cumplan con su deber, que defiendan la Constitución y sus leyes, y sobretodo, que nos defiendan de las ambiciones autoritarias del Ejecutivo. Esto último también lo podemos decir del Fiscal General de la República y del Defensor del Pueblo.
Finalmente el ya desacreditado Consejo Nacional Electoral, tenía anoche una oportunidad de oro para mostrar su objetividad e independencia como poder publico, pero la perdió. En vez de anunciar los resultados cuando debía o por lo cumplir con su deber de informar al país sobre los avances del proceso de conteo, prefirió callar hasta que el Presidente estuviese listo para aceptar (o no) los resultados.


Con esta abierta actitud de sumisión ante el Ejecutivo, este CNE puso a prueba de manera muy peligrosa e innecesaria, la paciencia de un país que se había comportado cívica y dignamente durante toda la jornada electoral. Nos merecemos un Poder Electoral que responda a la madurez democrática que hemos demostrado todos los venezolanos. Sólo con la renovación de estas instituciones podremos lograr el oxígeno que requiere una verdadera democracia. Venezuela dijo ayer que exige un gobierno que nos respete y que nos represente a todos. Que no se le olvide al Presidente eso, que aprenda su lección. Lo vamos a estar observando.
 
 


 " Nada es tan peligroso como dejar permanecer largo tiempo en un
 ciudadano el poder. El pueblo se acostumbra a obedecerle y él se
 acostumbra a mandarlo, de donde se origina la usurpación y la tiranía"
 Simón Bolívar
 
 "La destrucción de la moral pública causa bien pronto la disolución del Estado"
 
 Simón Bolívar
 
 "El socialismo es la filosofía del fracaso, el credo a la ignorancia y
 la prédica a la envidia; su virtud inherente es la distribución
 igualitaria de la miseria".
 
 Sir Winston Churchill
 
 "No se puede gobernar a base de impulsos de una voluntad caprichosa,
 sino con sujeción a las leyes. No se pueden improvisar fortunas, ni
 entregarse al ocio y a la disipación, sino consagrarse asiduamente al
 trabajo, disponiéndose a vivir, en la honrada medianía que proporciona
 la retribución que la ley les señala".
 
 Benito Juárez
 
 
 "Es mejor morir de pie que vivir toda una vida arrodillado"
 
 Emiliano Zapata


Estocolmo, Suecia

DILE NO A EL GOLPE CONSTITUCIONAL
CASTRO-COMUNISTA-CHAVISTA


El verdadero problema de la extorsión que se le propone a el pueblo venezolano, disfrazada de referéndum como chantaje a los ciudadanos, para que legitimen un acto que de forma y fondo es ilegal por la manera en que ha sido elaborado y propuesto al soberano, es la esencia comunista del régimen que trastocando el espíritu de la Constitución actual pretende imponernos una nueva ley fundamental Marxista utilizando para tales fines todos los resortes del poder.

Nosotros desde Venezuela Mia, basados en estas apreciaciones hemos considerado como lo más conveniente para el pais el concurrir a votar por el NO a la mencionada reforma como un acto de apoyo solidario con el movimiento estudiantil venezolano, él cual libra una lucha diaria y cuerpo a cuerpo en las calles de Venezuela, tanto contra los órganos represivos del régimen como con las distintas bandas de mercenarios del mismo. Ante este escenario nosotros tenemos el convencimiento de que participando forzamos al régimen a reforzar su capacidad de trampa la cual esta vez funcionara como un boomerang o cuchillo contra el propio cuello del totalitarismo chavista, convirtiéndose la trampa en nervio y motor imparable
de un gran movimiento protestario que estremecerá las bases de toda la estructura social de Venezuela.

En consecuencia le hacemos un llamado a todos los venezolanos residentes en Suecia, y que se oponen a este manto de sombra con que el gobierno quiere quebrantar la voluntad del pueblo a que asistan a la embajada de Venezuela EL 2 DE DICIEMBRE, a votar
masivamente en contra de las pretensiones antipatrióticas del chavismo de convertir a Venezuela, en un territorio colonial satélite de la Dictadura comunista cubana.

Por Venezuela Mia
Chucho Rivero
Roberto Villarroel
Gersón Palacios
Mary Pinzón
Orlando Gimenez
Liko Pérez


 

 

 

 

NP